eldiario.es

9

El cocinero navarro Jorge Ruiz Luzuriaga se corona 'Chef Medieval 2018' en Olivenza

Ha ganado el XI Concurso de Pinchos y Tapas Medievales en el que Castilla-La Mancha ha estado representada por dos cocineros de Consuegra y Sigüenza

'Lingote de Gorrín Pío Navarro', tapa ganadora del Concurso de Pinchos y Tapas Medievales

'Lingote de Gorrín Pío Navarro', tapa ganadora del Concurso de Pinchos y Tapas Medievales

Jorge Ruiz Luzuriaga, cocinero jefe del Bar Restaurante 'Florida', en Estella-Lizarra, se ha proclamado 'Chef Medieval 2018', después de vencer en el XI Concurso de Pinchos y Tapas Medievales, con su 'Lingote de Gorrín Pío Navarro'. Una cita que ha acogido la ciudad de Olivenza (Badajoz) y que ha sido organizada por la Red de Ciudades y Villas Medievales.

En total han participado siete cocineros procedentes de Consuegra (Toledo), Estella-Lizarra (Navarra), Hondarribia (Gipuzkoa), Laguardia (Álava), Marvão (Portugal), Olivenza (Badajoz) y Sigüenza (Guadalajara). Entre los aspirantes, se encontraba 'El yantar del conquistador', pincho ganador de la ciudad toledana de Consuegra, una obra de Pedro Rodríguez, cocinero jefe del Restaurante El Retorno. "Su delicia mezcla, como Consuegra, las culturas y los estilos arquitectónicos, ingredientes que recuerdan diferentes formas de hacer y subrayan lo mejor de la trabajada huerta local".

Tapa Consuegra concurso Ciudades Medievales

Tapa Consuegra concurso Ciudades Medievales

Sergio Bajá, propietario del Asador Bajá de Pelegrina-Sigüenza (Guadalajara) ha defendido la cocina de la medieval y eterna Ciudad del Doncel con su 'Pelegrino 2.0'. "El pincho es un pan artesano que ellos mismos fabrican en sartén, relleno de una mezcla de tres tipos de carne: cordero, cerdo y ternera, sabiamente aderezada con cebolla caramelizada y queso de Hita".

El ingrediente central del pincho campeón es un cochinillo de una raza especial el 'Gorrín Pío Navarro' recuperada en el Valle del Baztán. “No hace más que darnos satisfacciones. Aporta mucho a nuestra cocina, porque entre piel y carne tiene más porcentaje de grasa que otras variedades, algo que hemos aprovechado en la elaboración de nuestro pincho. Al deshacerse a baja temperatura, aporta jugosidad al conjunto”, ha explicado Jorge Ruiz Luzuriaga.

El pincho se puede comer con las manos, en dos o tres bocados, cada uno con un sabor diferente, puesto que Ruiz Luzuriaga lo acompaña con una crema de ciruelas dulce, yogur, con el mismo jugo de la carne que le da untuosidad y melosidad al sabor, y lo remata con una cebolla encurtida de las huertas de Valdelobos, para completar la tapa “con un necesario punto acidez”.

La segunda mejor tapa fue la de José Mário Magalhães, cocinero del Restaurante 'A Adega de Marvão' (Portugal), con su 'Amor Perfeito'. La tapa más original fue 'Ama', obra de Juan Antonio Gómez, chef de Villa Lucía Espacio Gastronómico en Laguardia (Alava). 

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha