eldiario.es

9

CASTILLA-LA MANCHA

De "Sacripante" a Nabokov: la Gran Enciclopedia Cervantina llega a su tramo final tras más de 20 años de trabajo

Más de 200 colaboradores participan en este universo cervantino único que edita la Universidad de Alcalá y que ya cuenta con alrededor de 12.000 páginas

Tomo IX de la Gran Enciclopedia Cervantina

Tomo IX de la Gran Enciclopedia Cervantina

Un total de 12 tomos compondrán dentro de unos tres años la Gran Enciclopedia Cervantina que edita la Universidad de Alcalá (UAH) y que comenzó a gestarse en 1998 por iniciativa del catedrático Carlos Alvar. Muchos baches, obstáculos y tragos amargos, pero también satisfacciones y descubrimientos, han acompañado en estas dos décadas a los más de 200 colaboradores que han escrito en las 12.000 páginas que ya suman los 10 volúmenes publicados. Desde que en 2004 comenzara con la expresión "A buen bocado" hasta que finalice con la voz "zuzar" (que significa “azuzar”), esta obra se ha ido configurando como uno de los proyectos más ambiciosos del mundo sobre la obra completa, el contexto histórico y las referencias hechas por y sobre el autor del Quijote.

Actualmente, los autores y colaboradores están terminando el tomo 11 que se publicará durante este año. Termina con “Sacripante”, un personaje del poema caballeresco “Orlando furioso” de Ludovico Ariosto, que aparece en el Quijote estrechamente vinculando al pasaje del Yelmo de Mambrino y que influye en casi toda la obra de Cervantes. Tras este tomo, llegará el momento del último, el número 12, que está previsto que vea la luz en el año 2023. Terminará con las palabras “zurdo”, “zutano” (equivalente a "fulano") y la mencionada “zuzar”.

En sus páginas hay auténticas joyas para cualquier inquietud de origen cervantino. Por ejemplo, podemos saber por qué Cervantes menciona a Fray Diego, Fray Jacinto y Fray Raimundo en ‘El licenciado Vidriera’ (fueron tres santos canonizados a finales en el siglo XVI y principios del siglo XVI). También que la fórmula "Tenient Dezes del Rey" no es una errata de Cervantes como se había considerado hasta ahora, sino una fórmula aragonesa para referirse al representante del rey (como un virrey). O por qué el escritor Vladimir Nabokov alude en varias ocasiones al caballero de la triste figura en su obra.

Los autores y los orígenes

Carlos Alvar, Catedrático de Filología Románica y de Literatura Española de la Edad Media, es el director y ‘alma máter’ de la Enciclopedia junto su hermano Alfredo Alvar, investigador del CSIC; y Florencio Sevilla, Catedrático de Filología de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM). La historia de este enorme proyecto comenzó en 1998 cuando todavía existía el Centro de Estudios Cervantinos de Alcalá de Henares, actualmente extinto.  

Destaca que su creación, en los orígenes, tenía una primera función académica, la más importante, y un segundo objetivo político. Este último era la necesidad de tener un objetivo que justificara la existencia del Centro de Estudios Cervantinos que se había creado años antes. “Habíamos publicado las Obras Completas de Cervantes pero hacía falta un proyecto a largo plazo que justificara nuestra existencia en los años siguientes. No queríamos que la institución estuviese solo dedicada a las múltiples celebraciones cervantinas que se sucedieron posteriormente", explica.

Sin embargo, cuenta el profesor que los políticos “no se enteraron mucho o no se quisieron enterar” del proyecto, pero aún así “conseguimos sobrevivir, sobre todo porque los colaboradores fueron voluntarios, al principio con proyectos de investigación que íbamos sacando con las dificultades que entrañaba”.

Pero para Carlos Alvar, el objetivo académico siempre ha sido el que ha movido la Enciclopedia todos estos años. Los estudios sobre Cervantes, afirma, han sido numerosos y muy amplios, por lo que conformar una “biblioteca cervantina” podía constituir un problema notable para cualquier investigador. “Entonces había libros imposibles de encontrar, apenas había acceso a Internet, era una tarea casi imposible, también por los sucesivos cambios ideológicos a lo largo de la historia”.

Carlos Alvar

Carlos Alvar Universidad de Alcalá

Y así nació este proyecto: un “universo cervantino”, el compendio de “todo lo que se había ido realizando sobre Cervantes, pero puesto al día, con su autoría, su contexto y su repercusión”. En sus más de 12.000 páginas a doble columna se encuentran todas las referencias del Siglo de Oro, pero también cientos de menciones a los personajes, a las obras de Cervantes, a quién influyó en la música, en la pintura, en el cine, a sus consecuencias en las artes. “Se convirtió en un trabajo inmenso pero lo importante es que ahora todo eso está ya hecho. Es un conocimiento único”, subraya. 

También recalca Carlos Alvar que al final ha sido “una enorme inversión de esfuerzo y dinero”. Lamenta la falta de ayudas públicas para el proyecto y el hecho de que todas las colaboraciones sean ahora gratuitas. “En ningún sitio se hace una enciclopedia en estas condiciones”. ¿Cómo han seguido adelante entonces? “Por amor a Cervantes y a la época”, responde. Lo hacen porque el proyecto ha ido ganando mucho prestigio a lo largo del tiempo: “La gente pensaba que no íbamos a pasar de dos o tres volúmenes y ahora ya parece que se la toman en serio. Hemos hecho lo más difícil y ahora haremos lo más fácil, que es acabarla”.

“Los políticos no se han dado cuenta de lo que significa tener este trabajo sobre Cervantes, es un conocimiento que queda ahí para la posteridad y una vez hecha ya no hace falta volver a hacerla. Esto no es mío, han estado aquí todos los cervantistas del mundo involucrados. Ignorarlo es no tener sensibilidad y a ninguna administración le ha importado nada. La Universidad de Alcalá ha sido la única institución que se ha mostrado siempre generosa y atenta a lo que hemos estado haciendo”, señala.

Lo más difícil

Muchos de los obstáculos que han tenido que atravesar tienen que ver con la falta de recursos, pero se ha visto compensado por la ayuda de especialistas de todo tipo: en tejidos, en liturgias, en lengua, en armas, en tácticas militares... Pero los momentos “más dramáticos”, refiere el profesor, han sido los finales de cada tomo: en cada uno de ellos se agrupan unas 600 palabras o expresiones y sus correspondientes artículos y para rematar “siempre quedan los más complicados, lo que requieren un conocimiento muy especializado”. Ahí, encontrar a la persona adecuada y que acepte colaborar puede ser “todo un reto”.

En este tramo final, hay un equipo de gente que “a pesar de todo sigue trabajando y colaborando” y Carlos Alvar promete que el día que acaben la Enciclopedia organizará una gran fiesta “aunque sea pagándola de mi bolsillo”.

Porque en tres años, cuando esté finalizada, ¿cuál es el futuro y proyección de la Enciclopedia? "Hemos creado un universo casi infinito. Más allá de las referencias léxicas, es un referente de la historia y de la literatura y servirá para que la gente pueda explicar Cervantes con un poco más de conocimiento. Gracias a ello, cualquiera podrá leer y entender toda su obra consultando esta enciclopedia, porque cada artículo lleva los párrafos y la referencia de cómo se utilizó. Si con este proyecto hemos conseguido algo de todo esto, yo me doy por satisfecho”, concluye.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha