eldiario.es

9
Menú

Se publica la adjudicación del nuevo hospital de Toledo

Queda ahora por hacer el contrato de obra, cuyos términos están por ver en caso de indemnización, y reemprender la obra.

La Junta Electoral prohíbe actos de propaganda electoral después del 30 de marzo en caso de que los políticos quieran hacerse una foto con la obra.

- PUBLICIDAD -
Obras del nuevo hospital de Toledo / Foto; Javier Robla

Se ha publicado en el perfil del contratante del SESCAM la resolución de adjudicación del nuevo hospital de Toledo a la Unión Temporal de Empresas (UTE) formada por OHL, Acciona y Concesiones Viarias Dos. Bajo el nombre "contrato de concesión de obra pública para la construcción, conservación y explotación del nuevo Hospital de Toledo", el SESCAM ha adjudicado al único interesado esta obra que acarrea también la privatización de los servicios no sanitarios hasta el año 2046 (suponiendo que se cumplan los plazos de obra, de lo contrario sería más tiempo).

Es un trámite burocrático y legal más para ejecutar el regreso a la construcción del centro que María Dolores de Cospedal paralizó en enero de 2012 y que debía estar listo y en servicio desde 2013. Bajo ese nombre se incluye no solo la construcción de la obra, que se estima está completa entre un 50 y 60%, sino también en primer lugar la rehabilitación del actual edificio que lleva más de tres años levantado para poder seguir construyéndose en él, su finalización, y a su vez la privatización de los servicios en ocho centros de la provincia de Toledo. A la construcción del nuevo centro se incluyen la privatización de los servicios de todos los hospitales de la capital toledana así como los Centros de Especialidades de Diagnóstico y Tratamiento de Toledo, Illescas, Ocaña y Torrijos, los pertenecientes a este área sanitaria.

El siguiente paso es la redacción del contrato entre constructora/explotadora y SESCAM. Los términos de este contrato están por ver, especialmente la indemnización en caso de que el gobierno regional suspenda el acuerdo. Todos los partidos políticos que se presentan a las elecciones, excepto el Partido Popular, han manifestado que paralizarán la obra y crearán un hospital público al 100%, como era en un principio lo proyectado. Por ello y ante la posibilidad real de que la privatización pueda ser paralizada por el próximo gobierno regional en caso de no vencer Cospedal las elecciones, se intuye que la indemnización en tal caso contemplada en el contrato será muy importante.

Una vez hecho el contrato, solo queda reemprender las obras. Sin embargo la Junta Electoral prohíbe actos como inauguraciones y demás pasado el 31 de marzo por las elecciones autonómicas y municipales, por lo que el SESCAM tendría que tener todo listo en poco más de dos meses para que los actuales políticos puedan hacerse la foto con las obras. Tampoco se descarta que, aunque las obras no hayan comenzado llegado ese día, se visiten las obras para dar una imagen de 'hospital en construcción', aunque siga igual de parado que actualmente en la práctica.

José Ignacio Echániz, consejero de Sanidad, ha manifestado al respecto que "es una buena noticia para los toledanos, que van a contar con un excelente hospital para atender a los pacientes de la mejor forma posible, y especialmente positivo para los profesionales sanitarios que trabajarán en un entorno más moderno y accesible", y ha calificado las obras como "una aspiración de todos los ciudadanos de bien", si bien no se ha referido a la privatización de los servicios ni al sobrecoste de 600 millones de euros que conllevará que el centro sea privado cuando siendo público se ahorraría esa cantidad de dinero, así como a la 'hipoteca' que deja el Gobierno de Cospedal durante décadas a pagar a una empresa privada a los próximos gobiernos regionales ni a las dudas que ha levantado todo el proyecto por sus similitudes con otros investigados por corrupción.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha