Tres modelos de ventiladores de aire con nebulizador para pasar las olas de calor

Eric Santaona

0

Si no ves este contenido puede deberse a la carga en tu dispositivo móvil. Haz clic aquí para recargar la página.

Sin duda los ventiladores son un gran invento para el verano; al mover el aire en torno a nosotros aumentan la evaporación de nuestro sudor, un proceso en el cual se absorbe energía de nuestro cuerpo y por tanto nos enfría la piel, aumentando la sensación de alivio y fresco, especialmente cuando el calor es muy alto.

Pero más allá de los ventiladores al uso, podemos optar por ventiladores con nebulizador, una nueva variante que además de empujar el aire hacia nosotros y favorecer la evaporación, nos impulsa un aerosol de agua que nos impregna a la vez que, por el propio movimiento del aire, se evapora de nuevo de nuestro cuerpo, aumentando nuestro enfriamiento.

El sistema puede ser muy eficaz en zonas de clima muy seco. En climas mediterráneos tal vez no sea tan eficaz, al igual que en los atlánticos, ya que la humedad ambiental en verano es muy alta y solo contribuiremos a aumentarla sin incrementar la evaporación dérmica.

Desde el punto de vista del diseño, su aspecto recuerda al de los ventiladores de pie de siempre. La principal diferencia es que los ventiladores con nebulizador incorporan un tanque o depósito donde se vierte agua. 

En consumo claro te traemos tres modelos de ventilador con nebulizador que quizá te interese. De todos modos todo aquello que suponga una bocanada de aire fresco en verano siempre es bien agradecido.

Beper VE.510

Mide 130 cm y pesa algo más de 8 kilos, lo que puede dificultar un poco su transporte. Está hecho con metal, plástico ABS y polipropileno. Además presenta cuatro ruedas que facilitan su desplazamiento, lo que compensa su peso.

El depósito del agua tiene una capacidad para dos litros. Por otro lado, viene con un mando a distancia que funciona con dos pilas triple AAA y presenta tres modos de uso -Normal, Brisa y Noche-, así como tres velocidades -alta, media y baja- que pueden combinarse entre sí. También dispone de una función de temporizador que puede programarse hasta 12 horas.

Ufesa MF4090

Presenta un tanque de 2,8 litros de capacidad y una altura de columna regulable. En cuanto a su estructura, esta se asienta sobre una base con ruedas integradas, lo que facilita su transporte. También ofrece tres modos de uso -Natural, Ambiente y Nocturno- que se controlan no solo a través del botón de velocidad que hay situado en la parte frontal sino desde el mando a distancia con el que se suministra.

Aigostar Breeze

El ventilador dispone de 3 modos de funcionamiento: normal, natural y reposo y 3 velocidades con un flujo de aire, pero además el cabezal puede tener una inclinación de hasta 70º, lo que permite refrescar todos los rincones de la estancia. Su depósito de 3,2 litros se rellena fácilmente y permite un uso de la nebulización de hasta 10 horas de forma continua. Presenta mando a distancia y su peso es de 7,2 kilos.

*El equipo de periodistas y expertos de ConsumoClaro recomiendan de forma rigurosa e independiente productos y servicios para nuestros lectores. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos a este texto, eldiario.es recibe una comisión.

Si no te quieres perder ninguno de nuestros artículos, suscríbete a nuestros boletines

Sin duda los ventiladores son un gran invento para el verano; al mover el aire en torno a nosotros aumentan la evaporación de nuestro sudor, un proceso en el cual se absorbe energía de nuestro cuerpo y por tanto nos enfría la piel, aumentando la sensación de alivio y fresco, especialmente cuando el calor es muy alto.

Pero más allá de los ventiladores al uso, podemos optar por ventiladores con nebulizador, una nueva variante que además de empujar el aire hacia nosotros y favorecer la evaporación, nos impulsa un aerosol de agua que nos impregna a la vez que, por el propio movimiento del aire, se evapora de nuevo de nuestro cuerpo, aumentando nuestro enfriamiento.

El sistema puede ser muy eficaz en zonas de clima muy seco. En climas mediterráneos tal vez no sea tan eficaz, al igual que en los atlánticos, ya que la humedad ambiental en verano es muy alta y solo contribuiremos a aumentarla sin incrementar la evaporación dérmica.

Desde el punto de vista del diseño, su aspecto recuerda al de los ventiladores de pie de siempre. La principal diferencia es que los ventiladores con nebulizador incorporan un tanque o depósito donde se vierte agua. 

En consumo claro te traemos tres modelos de ventilador con nebulizador que quizá te interese. De todos modos todo aquello que suponga una bocanada de aire fresco en verano siempre es bien agradecido.

Beper VE.510

Mide 130 cm y pesa algo más de 8 kilos, lo que puede dificultar un poco su transporte. Está hecho con metal, plástico ABS y polipropileno. Además presenta cuatro ruedas que facilitan su desplazamiento, lo que compensa su peso.

El depósito del agua tiene una capacidad para dos litros. Por otro lado, viene con un mando a distancia que funciona con dos pilas triple AAA y presenta tres modos de uso -Normal, Brisa y Noche-, así como tres velocidades -alta, media y baja- que pueden combinarse entre sí. También dispone de una función de temporizador que puede programarse hasta 12 horas.

Ufesa MF4090

Presenta un tanque de 2,8 litros de capacidad y una altura de columna regulable. En cuanto a su estructura, esta se asienta sobre una base con ruedas integradas, lo que facilita su transporte. También ofrece tres modos de uso -Natural, Ambiente y Nocturno- que se controlan no solo a través del botón de velocidad que hay situado en la parte frontal sino desde el mando a distancia con el que se suministra.

Aigostar Breeze

El ventilador dispone de 3 modos de funcionamiento: normal, natural y reposo y 3 velocidades con un flujo de aire, pero además el cabezal puede tener una inclinación de hasta 70º, lo que permite refrescar todos los rincones de la estancia. Su depósito de 3,2 litros se rellena fácilmente y permite un uso de la nebulización de hasta 10 horas de forma continua. Presenta mando a distancia y su peso es de 7,2 kilos.

*El equipo de periodistas y expertos de ConsumoClaro recomiendan de forma rigurosa e independiente productos y servicios para nuestros lectores. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos a este texto, eldiario.es recibe una comisión.

Si no te quieres perder ninguno de nuestros artículos, suscríbete a nuestros boletines

Sin duda los ventiladores son un gran invento para el verano; al mover el aire en torno a nosotros aumentan la evaporación de nuestro sudor, un proceso en el cual se absorbe energía de nuestro cuerpo y por tanto nos enfría la piel, aumentando la sensación de alivio y fresco, especialmente cuando el calor es muy alto.

Pero más allá de los ventiladores al uso, podemos optar por ventiladores con nebulizador, una nueva variante que además de empujar el aire hacia nosotros y favorecer la evaporación, nos impulsa un aerosol de agua que nos impregna a la vez que, por el propio movimiento del aire, se evapora de nuevo de nuestro cuerpo, aumentando nuestro enfriamiento.