eldiario.es

Menú

Cultura

Miguel Gallardo retoma la historia de su hija autista en un nuevo cómic

- PUBLICIDAD -
Miguel Gallardo retoma la historia de su hija autista en un nuevo cómic

Miguel Gallardo retoma la historia de su hija autista en un nuevo cómic

María, la hija autista del dibujante Miguel Gallardo, que los lectores descubrieron hace ocho años en el cómic "María y yo", vuelve mañana a las librerías hecha una mujer, pero con la misma memoria prodigiosa para los nombres de cuando era niña y muchas limitaciones para comunicarse con su entorno.

Con el mismo trazo sencillo con el que Gallardo, el creador de Makoki, dio a conocer a los lectores cómo eran unas vacaciones con su hija, que tiene un 90 % de discapacidad, ahora retrata a una joven de 20 años que sigue quedándose embelesada tocando la arena de la playa y le sigue molestando mucho el ruido del gentío y los cambios en sus rutinas.

"María cumple 20 años" conserva el tono amable con toques de humor de "María y yo", lejos del dramatismo y la autocompasión.

Pero este nuevo álbum es "un poco más amargo -según ha dicho a Efe Miguel Gallardo-, porque algunas cosas han cambiado, pero muchas no, y el futuro se presenta difícil".

Gallardo está preocupado por el futuro de su hija, que ya no es una niña pero sigue necesitando muchos cuidados y atenciones, y se pregunta: "¿quién cuidará de María cuando su madre y yo no estemos?".

Esta inquietud le ha impulsado a publicar esta segunda entrega de las historias de María, que durante años se ha resistido a llevar a cabo, a pesar de que muchos se lo pedían, porque el éxito de "María y yo" fue incontestable.

"No quería volver sobre el tema porque tenía la sensación de que ya había explicado lo que tenía que explicar, pero ha pasado el tiempo y han pasado cosas. La gente visualiza a los niños autistas, pero no visualiza a los adultos autistas y creo que es importante hablar de ellos", ha señalado.

"Me he dado cuenta -ha añadido- de que el primer cómic fue muy importante para algunos padres de niños autistas, que suelen tener mucha información científica pero pocos testimonios, y que ayudó a que gente con poco contacto con la discapacidad entendiera ciertas cosas. Por eso me he animado a volver sobre el tema justo ahora, cuando mi hija tiene que dejar la escuela para empezar a ir a un centro de día para adultos".

La primera entrega, "María y yo", se tradujo a nueve lenguas y dio lugar a un documental, que convirtió a María en alguien conocido, con club de fans incluido, y a Gallardo en un activista de la causa de las personas con discapacidad.

Pero también significó un punto de inflexión para el cómic español, porque salió a la venta el mismo año que Paco Roca abordó el alzheimer en "Arrugas".

"La gente vio que el cómic puede abordar temas sociales. En España todavía tenemos el lastre del tebeo para niños y la gente piensa que no se pueden tocar temas serios en viñetas", según Gallardo.

"Mi lucha -ha añadido- es llegar a capas más amplias de la población, porque no hace falta ser un habitual de los cómics para leer 'María cumple 20 años".

Con este objetivo, Gallardo ha mantenido el formato de diario de verano que tenía "María y yo" y que le permite prescindir de las viñetas y combinar dibujos con comentarios de una manera fresca y sencilla, "que pueden leer gente de muchas edades y condiciones".

La búsqueda de nuevos lectores ha modificado la manera de dibujar de Gallardo, pero también la propia María es responsable de la evolución de los dibujos de este autor, que "son rápidos y sencillos, porque ella me pide constantemente que dibuje para ella y tengo que dibujar rápido y sencillo para que ella no se impaciente y le guste".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha