Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Pliegos del siglo XIX reflejan el valor del cuento como transmisor de cultura

Pliegos del siglo XIX reflejan el valor del cuento como transmisor de cultura

EFE

Valladolid —

El cuento como elemento transmisor de la cultura y personalidad humanas, en sus variantes escrita, visual y oral, centra la exposición "Cuentos de la vieja Europa", inaugurada hoy en Valladolid con pliegos de mediados del siglo XIX impresos e ilustrados en Alemania, España, Francia y Holanda.

El ser y las preocupaciones del hombre gravitan sobre este muestrario perteneciente a la colección particular de Jesús Martínez e Isabel Leis, consistente en un centenar de hojas volanderas con ilustraciones, grabados y textos publicados por periódicos del siglo XIX.

"El Gato con Botas", "Gulliver", "Caperucita Roja", "Alí Baba", "La Cenicienta", "Polichinela", "La Cierva del Bosque" y, en el caso de España, "El Judío Errante", son algunos de los relatos ilustrados y expuestos en forma de pliegos dentro de esta exposición organizada por el Ayuntamiento de Valladolid, coordinada por el etnógrafo Joaquín Díaz y que permanecerá abierta hasta el 15 de junio.

"Nuestro imaginario se nutre de esas imágenes que han ido quedando en nuestra retina y memoria", ha explicado Díaz durante una rueda de prensa en la que ha participado el alcalde de Valladolid, Francisco Javier León de la Riva.

Con el perfeccionamiento de las técnicas de impresión y de la ilustración, el siglo XIX facilitó su propia versión de esos relatos hasta el punto de, a través de la imagen, forjar una determinada versión o concepto del relato en cuestión: "no es por casualidad", ha apostillado el comisario.

Díaz se ha referido al "eterno debate" sostenido por antropólogos, sociólogos y otros estudiosos de la cultura tradicional en el sentido de qué aporta el cuento a la formación, educación o construcción de las sucesivas generaciones.

De por qué responde el individuo a determinados estímulos emocionales cuando lee un cuento, observa un dibujo o escucha un relato, y de cómo ese caudal de sensaciones obra en la configuración de una personalidad y se transmite a las siguientes generaciones, trata esta exposición, ha añadido.

Jesús Martínez, el coleccionista que ha cedido los pliegos, se ha referido a la riqueza de detalles, minuciosidad y contenido de las ilustraciones que, en el caso de Holanda, Francia y Alemania tenían como destinatario al público infantil.

No es el caso de España, como puede apreciarse en "El Judío Errante", donde este clase de hojas eran de peor calidad y apenas se conservan por el destino que tenían: recortar los dibujos y arrojar las tiras al paso de una custodia (Corpus Christi) o imagen en las procesiones.

Respondía este hábito a una tradición de origen medieval que llevaba a los feligreses españoles, el Sábado Santo y después de semanas de restricciones fruto de la Cuaresma, a arrojar en el interior de las iglesias papeles con la inscripción de la palabra "¡Aleluya!", como expresión de júbilo y alegría, según ha explicado Joaquín Díaz a un grupo de periodistas.

Las traducciones de los textos incluidos en los pliegos expuestos ha corrido a cargo de Juan José Prat, profesor del IES Universidad, con sede en Segovia, quien ha invitado a observar, a través de los dibujos, aspectos de época como costumbres, indumentaria, formar se ser, de mirar y de tratar, "códigos en suma que ya pertenecen al pasado", ha subrayado.

Etiquetas

Descubre nuestras apps