eldiario.es

9

El Consell no ha eliminado la sonometría de la ITV anunciada en mayo

El diputado de Compromís Fran Ferri recuerda que las empresas de las ITV han ingresado 150 millones "por esta prueba inútil"

La sonometría se instauró en 2004 y el diputado nacionalista explica que la prueba está incluida en la revisión mecánica del vehículo

Una estación de ITV

Una estación de ITV

El diputado de Compromís, Fran Ferri, ha denunciado el incumplimiento del gobierno del PP de la eliminación de la prueba de sonometría de la Inspección Técnica de Vehículos (ITV) que fue anunciada por el Ejecutivo valenciano el pasado mes de mayo.

Este anuncio del Consell fue acompañado de la publicación de un Proyecto de Decreto en el Diario Oficial de la Comunidad Valenciana, por el que se modificaban las normas para el control del ruido producido por vehículos de motor, con lo que se produciría la eliminación de la prueba de sonometría de la ITV.

Según ha señalado Ferri el periodo de información pública de este Proyecto de Decreto acabó el pasado 3 de junio, "así que en cuatro meses el gobierno del PP ha tenido tiempo suficiente para su aprobación definitiva".

Con este "incumplimiento" de lo anunciado, ha sentenciado Ferri que "se prolongan los diez años de discriminación e injusticia que estamos sufriendo desde que el gobierno valenciano instauró en 2004 la necesidad de pasar la revisión de la sonometría en la ITV para todos los vehículos, una prueba inútil, porque los elementos que se examinan ya están incluidos en la revisión mecánica del vehículo, y que no se realiza en el resto del estado español".

La prueba de sonometría "inventada por el gobierno del PP" sólo es obligatoria para los coches matriculados en el territorio valenciano. La existencia de esta prueba "ha provocado que los vehículos valencianos no puedan pasar la ITV en estaciones de fuera del País Valenciano, ya que podrían ser multados aquí al no tener pasada la sonometría".

La revisión de las emisiones sonoras ha tenido un precio de unos diez euros hasta abril de 2014, cuendo el Consell la bajó hasta los cerca de tres euros. El precio de la sonometría se suma al resto del coste de la ITV, lo que ha encarecido la inspección obligatoria de vehículos en el territorio valenciano hasta situarnos en los últimos años como la autonomía donde más caro ha sido pasarla.

"De este modo -ha añadido Ferri- el gobierno del PP ha hecho pagar a los valencianos, con una prueba de sonometría que no tiene ningún sentido, unos 150 millones de euros de más desde que hace diez años fue instaurada, dinero que han ingresado las empresas que gestionan las ITV y que siguen ingresando mientras el gobierno del PP no materialice la eliminación de la prueba que anunció en mayo".

"Lo que ha habido detrás de la instauración de la prueba de sonometría ha sido la intención del Consell de beneficiar al máximo a las concesionarias de las ITV. Estamos ante otro negocio millonario para unos pocos que los valencianos hemos pagando muy caro y que ha perjudicado gravemente la competitividad de sectores como el del transporte, una estafa que por lo que vemos el gobierno del PP no está dispuesto a cortar de una vez", ha concluido el diputado de Compromís.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha