eldiario.es

9

Las deudas de Castelló Cultural abren un agujero de dos millones en Culturarts

El organismo que está destinado a convertirse en el Institut Valencià de Cultura ha tenido que dedicar una cuarta parte de su capítulo de gasto corriente a cancelar un préstamo heredado

Vicent Farnós (izquierda) en un acto de su etapa en la Generalitat Valenciana

Vicent Farnós, exdirector de Castelló Cultural

El organismo Culturarts, que creó el PP durante su gestión en la Generalitat para agrupar diversos entes dentro del proceso de reconversión del desmesurado sector público empresarial y fundacional con el que llegó a gobernar, se ha encontrado, ahora que la izquierda gobierna la Generalitat, con una deuda que no estaba prevista en los presupuestos procedente de una de esas entidades, el Proyecto Cultural de Castellón o Castelló Cultural, que dirigía Vicent Farnós.

Así, a poco de llegar Abel Guarinos a la dirección general de Culturarts, tras el concurso de selección, se encontró con un aviso del BBVA sobre el vencimiento, el pasado 13 de mayo, del plazo de un préstamo de 2.142.000 euros. El pago no estaba previsto en los presupuestos del organismo que el conseller de Educación y Cultura, Vicent Marzà, quiere convertir en el Institut Valencià de Cultura. Se trataba de la cuarta y última anualidad de un compromiso adquirido en 2013 cuando Culturarts se había subrogado una deuda de más de ocho millones de euros de Castelló Cultural, al absorberlo.

Había dos posibilidades, señalan fuentes de Culturarts: renegociar o cancelar el crédito. Sin embargo, siguiendo el criterio del Consell de no renegociar préstamos, la institución cultural optó por cancelar los poco más de dos millones de deuda. Para ello, tuvo que echar mano del capítulo 2 de gastos corrientes. Culturarts, que cuenta con un presupuesto de unos 28 millones de euros, tuvo que destinar una cuarta parte de los 8 millones de su capítulo 2 a tapar el agujero sobrevenido a causa de Castelló Cultural. Ahora, sus responsables confían en que Hacienda encuentre la forma de recuperar esa cantidad, tal vez gracias al Fondo de Liquidez Autonómico.

La integración de entidades como Castelló Cultural es todavía un problema para Culturarts, una institución que tiene pendiente ordenar su plantilla de 308 personas con una relación de puestos de trabajo cuya elaboración se complica si se tiene en cuenta que, a diferencia de funcionarios y personal laboral de otras procedencias, los 32 trabajadores de Castelló Cultural no pasaron en su momento por un proceso de selección.

A los pocos meses de llegar Marzà a la conselleria, el secretario autonómico Albert Girona despidió a Vicent Farnós como coordinador de programación de Castelló Cultural, cargo que le creó el PP en sustitución del anterior de director ejecutivo cuando fue imputado en una de las ramas del caso Gürtel, centrada en los contratos que la trama obtuvo de diversas áreas de la Generalitat en la época de Francisco camps como presidente del Consell.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha