eldiario.es

9
Menú

Ribó garantiza el servicio de la EMT frente a la petición de cierre de Montoro

El ministro de Hacienda en funciones ha remitido una carta al Ayuntamiento de Valencia en la que exige el cierre de esta entidad y del Consell Agrari al creer que son deficitarios.

- PUBLICIDAD -
Ribó destaca las "obsesiones" por atacar a Iglesias y lamenta las alusiones a Valencia vinculadas a corrupción

El alcalde de Valencia, Joan Ribó

El Ayuntamiento de Valencia mantendrá el servicio de transporte público que cada día pone en marcha la Empresa Metropolitana de Transportes (EMT), así como el trabajo del Consell Agrari Municipal.

Así lo ha asegurado el alcalde de la ciudad, Joan Ribó, frente a las pretensiones del ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, en funciones Cristóbal Montoro, quien ha remitido un escrito al Consistorio para que cierre estas dos entidades.

Ribó ha comunicado esta decisión por escrito al Ministerio, que cuenta con el apoyo de un Informe de Intervención de Contabilidad y Presupuestos.

En el caso del Consell Agrari Municipal, Ribó insta al ministro "a informarse algo mejor de lo que pide", puesto que no se trata de una empresa que desarrolle actividades económicas, sino de un organismo autónomo municipal, con lo cual no está sujeto a la Ley de Racionalización de la Administración Local que el propio Montoro propició en 2013, y que está diseñada "para ahogar a los ayuntamientos haciéndoles pagar los despropósitos de su gestión".

En este sentido, el Informe del Ayuntamiento se ajusta a lo que la Ley Reguladora de las Bases de Régimen Local entiende como "actividades económicas", donde no se enmarcaría de ninguna forma este organismo autónomo.

En cuanto a la EMT, el Informe de Intervención de Contabilidad y Presupuestos es claro cuando expone la situación de esta empresa pública municipal: si el Plan de Ajuste de Montoro exige que se tendrán que liquidar las empresas que hayan tenido pérdidas durante los dos ejercicios consecutivos correspondientes a 2011 y 2012, cabe señalar que la EMT tuvo pérdidas en 2011 (con un saldo negativo de cerca de 1’4 millones de euros), pero un resultado de explotación positivo al año siguiente (1’1 millones de euros).

Por lo tanto, las circunstancias de la EMT tampoco se ajustarían "a las ansias de Montoro y el gobierno central de cerrar los servicios públicos que presta el Ayuntamiento de Valencia", en palabras de Ribó.

El alcalde de Valencia ha lamentado que el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas quiera "castigar a los pueblos y ciudades por los excesos y derroches que en el pasado hicieron las administraciones gobernadas por el PP".

En este sentido, Joan Ribó ha encomendado a Montoro "a que aprenda cómo estamos gestionando la economía y la hacienda de Valencia, con una deuda que este año conseguimos resituar hasta niveles de 2005; con un periodo de pago a proveedores que ha pasado de tardar más de 60 días a 8; con un superávit de cerca de150 millones de euros que hemos conseguido en este ejercicio; y con un remanente de tesorería que llega a los 21 millones de euros".

Ribó ha conminado a Montoro a "ajustarse a sí mismo", es decir, "a aplicar el Plan de Ajuste al propio gobierno central, que es uno de los mayores causantes del déficit del Estado, y no los ayuntamientos, que hemos conseguido un superávit".

En cifras, el alcalde de Valencia ha recordado que, con un objetivo del 0% de déficit, el conjunto de ayuntamientos de todo el Estado ha conseguido un superávit del 0’53%, frente a las pérdidas de la administración del Estado, la Tesorería de la Seguridad Social y las comunidades autónomas, que hacen situar el déficit global de España en el 5’1%, en el entorno de los 600.000 millones de euros: "sin duda, una gestión que Montoro suspende. En vez de intentar ahogarnos, el ministro tendría que dedicar su tiempo a financiar de una manera justa nuestro territorio".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha