eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Los 5.000 de Fabra

Alberto Fabra, en un momento de su discurso de Año Nuevo.

Alberto Fabra, en un momento de su discurso de Año Nuevo.

Le ha costado, pero finalmente Alberto Fabra ha dado un paso al frente y ha reivindicado como fruto de su ejercicio al timón de la Generalitat Valenciana algún dato macroeconómico. Casualmente ha sido la cifra del paro registrado durante el pasado mes de diciembre, que descendió en la Comunitat Valenciana en 5.024 personas, y que —curiosamente— el molt honorable adelantó personalmente vía discurso institucional de fin de año y vía twitter, cuando lo habitual es que ni el conseller del ramo se atreva a dar la cifra delegando la papeleta en un subordinado. Sí, ya sé lo que estarán pensando, que lo que ha hecho ha sido apuntarse un tanto después de esconder la cabeza durante un largo periodo de datos negativos en este y otros sentidos. ¿Pero por qué pensar que Fabra haya tenido una iniciativa tan vulgar?

No, el presidente finalmente hizo lo que tanto partidarios como detractores le venían reclamando desde que entró en el Palau de la Generalitat; asumir las riendas de su gestión. Y, oye, ha dado la casualidad de que le han salido las cosas. Enhorabuena a él y a todos los valencianos. Porque el suyo, además, es un gesto admirable. Por lo pronto, con él por fin ha dejado claro dos cosas que su predecesor, Francisco Camps, nunca quiso asumir. La primera, que la Generalitat tiene muchas competencias en materia de empleo y herramientas para hacer su propia política, de la que dependen estos resultados. La segunda, que, teniendo en cuenta que el paro aumentó en 2012 en 34.669 personas según las mismas cifras, todos esos nuevos parados, más los acumulados desde mediados del año anterior, habría que apuntarlos a la herencia de las políticas de Camps. 569.735 valencianos en el paro hay ahora, nada más y nada menos, y desde el Consell se reconoce por fin que la culpa no es solo de Zapatero.

Porque la cuenta de Fabra —él pone la fecha, reconociendo los datos como propios— comienza en octubre, cuando se produjo el primer mes de descenso en el paro registrado. Y aunque sea más de un año después de su acceso al cargo, bueno es saber aproximadamente cuándo se puso manos a la obra. No solo para poder felicitarle por su gestión en materia de empleo, sino también para determinar cuánto tiempo tardará en solucionar los impagos de la administración valenciana frente a sus proveedores (iniciados durante su mandato); cuánto tiempo sustentará su posición sobre diputados imputados en causas de corrupción o enredados en asuntos turbios; o en definitiva, quién es el responsable de que se detengan (depurando las responsabilidades políticas pertinentes) o continúen los desmanes que han hecho de nuestra autonomía el hazmerreír político a nivel internacional, con una difusión mediática que para sí hubiera querido la Copa América.

En todo caso, reitero mi enhorabuena a Alberto Fabra, tanto por los buenos datos obtenidos hasta ahora por su gestión en materia de empleo, como por acabar con el largo periodo en que ningún gobernante valenciano ha asumido responsabilidad alguna sobre el descalabro que se producía a su alrededor. Le espero, imagino que ya como muchísimos valencianos de buena fe, comunicando a principios de febrero (y en los meses sucesivos) los datos del paro registrados en enero, que deseo sinceramente, sean igual de positivos. Tan solo, para evitar suspicacias, le recomendaría que no adelante las cifras. Con que las reconozca como propias el mismo día que se hagan públicas, será suficiente.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha