La presidenta de la asociación, Consuelo Ordóñez, ha afirmado que la pancarta ha sido retirada, finalmente, este miércoles por la mañana, pero ha asegurado que "no es la primera vez que la cuelgan". Ante ello, ha afirmado que "el culto a los etarras sigue siendo habitual en el País Vasco" y ha exigido que ETA "desaparezca del espacio público".