Euskadi afronta la generalización de las mascarillas en medio de "verdaderas dificultades" para comprar material

El lehendakari Urkullu, con mascarilla por tercer día consecutivo, en una visita a Tknika

El lehendakari, Iñigo Urkullu, se ha adelantado a las posibles decisiones del Gobierno de España y ha asegurado este viernes que, de cara a la "nueva normalidad" tras el (posible) final del estado de alarma el 26 de abril, se "contempla un período en el que se generalizará el uso de mascarillas", cambiando su criterio anterior a este respecto. Otros miembros del Gobierno vasco, como la consejera de Seguridad, Estefanía Beltrán de Heredia, ya admitieron que había sido "titánico" el esfuerzo desde el 2 de marzo para adquirir en los mercados este tipo de productos. "Euskadi ha tenido verdaderas dificultades para autoabastecerse", dijo para añadir que el Estado había "dificultado" esos procesos. Y es que, en efecto, los contratos han estado llenos de vicisitudes, como ha ocurrido con el fracasado pedido de 50 respiradores para UCI a Turquía.

La fecha mencionada -cuando se acababa de conocer el inicio de la pandemia de coronavirus en el hospital vitoriano de Txagorritxu- coincide con la compra a la empresa de Zamudio Nueva Sibol de 500.000 mascarillas, como publicó 'El Mundo'. Pero Euskadi decidió vender "por solidaridad" parte de ese lote a Galicia (70.000 unidades) y a Navarra (60.000 unidades). Así las cosas, mientras ahora busca suministros ha tenido que enviar ya 5.000 protecciones esta semana a Navarra y otras tantas a Galicia. Fuentes de Osasunbidea indican que el próximo martes Euskadi mandará otras 15.000, que la semana siguiente el envío será de 10.000 y que las 35.000 restantes llegarán en mayo y junio.

En paralelo, el portavoz del Departamento de Salud, Mikel Sánchez, indicó este miércoles preguntado por una partida de 200.000 mascarillas procedentes de China para la Distribuidora Farmacéutica Guipuzcoana que estaba retenida en el puerto de Barcelona, según 'El Diario Vasco', que eran "conocedores" de la situación. Habló de contactos con la Generalitat y con el Ministerio de Sanidad "de cara a intentar cuanto antes poder desatascar esa situación y que el material esté disponible lo antes posible". El Port de Barcelona, horas después, emitió un comunicado asegurando que no había ningún contenedor bloqueado. Fuentes del Ejecutivo vasco indican que esos contactos han permitido ahora "verificar que el lote no estaba en el puerto" y que desde Gipuzkoa se busca resolver con la comercializadora el problema.

Por otro lado, en distintas comunidades se ha tenido que retirar una partida de máscaras FFP2 de la marca Garry Galaxy y que habían sido enviadas por el Gobierno central. Tras una denuncia en Barcelona, el Ministerio de Trabajo ha comprobado que no están homologadas. Fuentes sindicales indican que también en Osakidetza se había recibido este material, principalmente en Bizkaia. "Haremos todo cuanto esté en nuestra mano para incrementar la adquisición de mascarillas por todas las vías posibles", ha prometido el lehendakari, que ha aludido a fabricación y proyectos de abastecimiento locales.

En medio de estas dificultades, el Gobierno ha decidido no publicar en el Perfil del Contratante todas las adquisiciones realizadas por la Sanidad vasca durante el estado de alarma. Se interpreta que la situación de emergencia flexibiliza los requisitos habituales de contratación y que basta con la rendición de cuentas que realiza la consejera de Salud, Nekane Murga, al Consejo de Gobierno.

Etiquetas
Publicado el
17 de abril de 2020 - 21:18 h

Descubre nuestras apps

stats