Eva Blanco se presenta como nueva secretaria general de EA "legitimada" y denunciando las "mentiras" de los críticos

Eva Blanco, en el centro, con Begoña Arana y Andoni iriondo

"Comparezco en esta rueda de prensa como secretaria general de EA", ha enfatizado de saque Eva Blanco de Angulo (Amurrio, 1973), proclamada este lunes al frente del partido fundado en 1986 por Carlos Garaikoetxea e integrado desde 2011 en la coalición EH Bildu. No es una mención habitual en situaciones de normalidad pero adquiere pleno sentido después de la larga pugna que ha mantenido con el sector crítico encabezado por Maiorga Ramírez, cuya candidatura fue excluida de las primarias que tenían que haberse celebrado el pasado viernes por anomalías en la recogida de avales en Iparralde y que considera "nula" su proclamación.

Los críticos, que controlan las organizaciones territoriales de Álava, Gipuzkoa y Navarra, mantienen las espadas en alto con un recurso interno -ante la Comisión de Garantías- y otro externo -hay una vista judicial la semana próxima-, pendientes ambos de dirimirse y que podrían cambiar 180 grados la situación. Pero Blanco se siente "legitimada" y "tranquila" por haber hecho "las cosas bien" y haber cumplido en todo momento los reglamentos internos: "Tengo el respaldo de muchos afiliados y de los órganos de EA". No teme que una resolución posterior altere el escenario político y suma a EA en una crisis aún más profunda, si bien ha reconocido que le habría gustado haber sido elegida en las urnas. No obstante, ha insistido y remarcado que "el procedimiento está zanjado" por las irregularidades de la candidatura de Ramírez, que este sector niega con rotundidad.

Blanco ha denunciado el "ruido", los "insultos" y las "mentiras" contra ella durante el proceso, especialmente las referidas a que el sector oficial al que ella da continuidad pretendía "diluir" EA dentro de EH Bildu. "Se han dicho muchas cosas, pero no conozco a nadie de EA que quiera que [el partido] desaparezca", ha manifestado en una rueda de prensa que ha generado mucha expectación. Ante las denuncias de los críticos, ha asegurado que pretende "reforzar y garantizar la presencia, la voz, la imagen y la capacidad de influencia" de EA dentro de la coalición y en la vida política vasca y ha añadido que ahora mismo "los principios fundacionales de EA están más fuertes que nunca". "Llevamos 33 años en este partido y mi intención es que sigamos realizando esta labor al menos 33 años más", ha apostillado.

Respecto al futuro, se ha mostrado dispuesta a dialogar con Ramírez para reconstruir los puentes dinamitados pero ha matizado que tiene que "cambiar de actitud". Se ha referido también al papel del fundador y lehendakari, Carlos Garaikoetxea, el principal apoyo público de los críticos. Blanco ha dicho "respetar mucho" su trayectoria pero ha repetido que "habría sido más correcto que no hubiese avalado a nadie" por ser una figura de consenso en la formación socialdemócrata.

Los enredos internos han dejado poco espacio para que la nueva secretaria general de EA presente su 'hoja de ruta' política pero sí ha querido ofrecer algunas pinceladas. Blanco -que es vicepresidenta del Parlamento Vasco en representación de EH Bildu- apuesta por el feminismo, la lucha contra el cambio climático, las políticas sociales, la defensa de los derechos humanos y la independencia. En este sentido, ha pedido mirar al "espejo" de Cataluña y, sobre España, ha asegurado que "por mucho que hayan sacado a Franco de su tumba, el franquismo sigue vivo" con "tendencias ultras" en Madrid y posiciones "centralizadoras".

Etiquetas
Publicado el
29 de octubre de 2019 - 11:13 h

Descubre nuestras apps

stats