eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Merkel y Schulz alcanzan un acuerdo de gobierno en Alemania que deberán ratificar los militantes del SPD

Los socialdemócratas contarán con las carteras de Hacienda y Asuntos Exteriores

Schulz ha anunciado su retirada de la presidencia del SPD para su "necesaria renovación" y concentrarse en la tarea de ministro de Asuntos Exteriores

El pacto todavía debe ser refrendado en una consulta vinculante de los 464.000 militantes socialdemócratas

- PUBLICIDAD -
Merkel y Schulz alcanzan un acuerdo de gobierno en Alemania, según medios

La caciller alemana, Angela Merkel

La CDU y la CSU conservadoras de la canciller alemana, Angela Merkel, y los socialdemócratas de Martin Schulz han alcanzado este miércoles un acuerdo para formar un gobierno de coalición, cuatro meses después de la celebración de elecciones. La dirección del Partido Socialdemócrata Alemán (SPD) ha confirmado este acuerdo para reeditar la gran coalición.

"Cansados, pero contentos. Por fin tenemos un acuerdo", han comunicado los dirigentes del SPD en un mensaje a los militantes, junto a un "selfi" en el que el presidente del partido, Martin Schulz, aparece sonriente en última fila al lado de sus compañeros en la delegación.

Según los medios alemanes, el SPD conserva la cartera de Exteriores, que será para Martin Schulz, y además podrá nombrar al ministro de Hacienda, el principal responsable de la política económica del Gobierno. El nombre que más suena para el puesto es el del alcalde de Hamburgo,  Olaf Scholz.

Schulz anuncia su retirada de la presidencia del SPD

El líder del Partido Socialdemócrata alemán (SPD), Martin Schulz, anunció este miércoles su retirada de la presidencia de esa formación para favorecer su "necesaria renovación interna" y concentrarse en la tarea de ministro de Asuntos Exteriores en la nueva gran coalición de la canciller Angela Merkel.

"Asumí la presidencia hace menos de un año, llevé adelante un campaña electoral muy dura que acabó con resultados muy malos para el partido", afirmó Schulz, tras la reunión de la cúpula del SPD y horas después de presentar el pacto de Gobierno alcanzado con el bloque conservador de Merkel.

Intensa negociación

Tras cerca de 24 horas reunidos en la sede de la Unión Cristianodemócrata (CDU) en Berlín, fuentes de los equipos negociadores señalan que se han superado las principales discrepancias y se ha acordado el reparto de los ministerios, aunque falta cerrar definitivamente algún punto. 

Las negociaciones entre conservadores y socialdemócratas se prolongaron más allá del plazo inicialmente previsto, que concluía el domingo. El acuerdo puede acabar con un largo período de incertidumbre política en Alemania, después de que en noviembre fracasara el primer intento de Merkel, que buscaba una alianza con liberales y verdes. 

Pero este pacto todavía debe ser refrendado en una consulta vinculante a la que están llamados los cerca de 464.000 militantes socialdemócratas, de los que más 24.000 se han afiliado este año. Está por ver cuántos de ellos han atendido la llamada de las juventudes socialistas, que pidieron nuevos afiliados para votar "no" a la gran coalición con Merkel.

Merkel asumió que habría "compromisos dolorosos" 

Merkel admitió este martes, al inicio de la última jornada de reuniones, que se necesitarían "compromisos dolorosos" por ambas partes y se mostró "dispuesta" a afrontarlos si las ventajas predominaban sobre las desventajas por "el bien del país".

Schulz, por su parte, aseguró tener "buenos motivos" para suponer que alcanzarían en esta jornada "decisiva" unos "resultados buenos, constructivos, sólidos y compartidos" para Alemania y para conformar un "gobierno estable" y "duradero".

Las conversaciones con el SPD han sido asimismo complejas porque, tras su debacle en las elecciones de septiembre, los socialdemócratas habían rechazado reeditar la gran coalición de la pasada legislatura (2013-2017).

Entre numerosas presiones, Schulz dio un giro de 180 grados, negoció un preacuerdo con Merkel y convenció a su partido en un congreso extraordinario de que se debían iniciar conversaciones formales, aunque sólo el 56% le dio la luz verde.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha