eldiario.es

Menú

Techos apuntalados por peligro de caída en una planta del hospital Gregorio Marañón

El centro ha mantenido así la planta de Medicina Interna durante casi dos meses. El fin de semana empezarán las obras de reparación

El área afectada es una zona de tránsito constante de pacientes, sanitarios y familias. La situación se desencadenó por la rotura de una tubería 

Desde 2017 se han producido al menos cuatro incidentes con los techos del hospital: tres de ellos terminaron en desplome 

- PUBLICIDAD -
Estado de una parte de la planta de Medicina Interna del hospital Gregorio Marañón.

Estado de una parte de la planta de Medicina Interna del hospital Gregorio Marañón.

La planta de Medicina Interna del hospital público Gregorio Marañón lleva casi dos meses con un techo apuntalado por riesgo de caída. La situación se desencadenó por la rotura de una tubería antes de Navidad, confirman fuentes de CCOO en el centro, que humedeció la escayola del techo. En el mes de diciembre también se produjo el desplome en la sala de espera de Oncología por el mismo motivo. 

El área afectada de Medicina Interna es una zona de tránsito de la planta para pacientes, familiares y sanitarios. Está pegada al control de enfermería y es un paso obligatorio para llegar a las habitaciones. "El hospital ha priorizado la actividad asistencial y la reparación se ha programado para cuando esa actividad lo permite, y así no perjudicar a los pacientes, que es lo primordial ya que no hay en ningún caso peligro para los pacientes", aseguran fuentes del centro hospitalario, que confirman a eldiario.es que el fin de semana se procederá a quitar el apuntalamiento y empezar las obras de reparación. 

"En estas camas tenemos a pacientes mayores que requieren ingresos largos. La mayoría son por problemas respiratorios. Cuando vimos cómo estaba la planta nos quedamos realmente impresionados", explica Carmen Flores, de CCOO. El sindicato ve este incidente como una pequeña parte de un todo: "El hospital es viejo y no hay un mantenimiento eficaz. Necesitamos mantenimiento diario. Un día va a pasar algo gordo y veremos". 

Tres desplomes en un año

A principios de diciembre, una filtración de agua por una avería en una fuente de agua en la primera planta del pabellón de Oncología provocó el domingo de parte del techo de la zona de extracción de la planta baja, en concreto a la sala de gestión de volantes.

En enero de 2017, se desprendió también parte del techo de una habitación del área de Oncología. Los pacientes pudieron ser trasladados antes de que cayera, advertidos por una grieta. Y cuatro meses después se hundió un falso techo del edificio materno infantil y contusionó levemente a una trabajadora. 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha