Los falsos instagramers hacen que las empresas pierdan millones de dólares en publicidad

comprar seguidores

Canal Empresas


0

El fenómeno de la red social Instagram ha sido aprovechado por muchas empresas, marcas comerciales y firmas para publicitar sus negocios de la mano de Influencers. El problema viene cuando se confía en perfiles que, a pesar de contar con miles de seguidores, estos no son reales, han sido comprados a empresas y por lo tanto no son útiles pues el mensaje no llega a la cantidad de público esperado, por lo que la inversión es una pérdida total de dinero.

Según apuntan los datos de un informe elaborado por PRWeek, la prestigiosa revista comercial especializada en la industria de las relaciones públicas, más de la mitad de las cuentas de los influencers en Instagram han recurrido a algún tipo de fraude para falsificar su audiencia y tener cifras atractivas para que las empresas inviertan en ellas. Además, los resultados del estudio no se quedan ahí y apuntan a que el 45% de las cuentas en la plataforma son falsas o están inactivas.

¿Por qué se compran seguidores en Instagram?

Convertirse en influencer, ganar popularidad en la red poco a poco e ir ganando en relevancia requiere no solo de algún talento que haga destacar ese perfil de los demás, sino trabajo duro y paciencia, pues los seguidores no llegan de la noche a la mañana. Sin embargo, cuando hay dinero de por medio, son muchos los que deciden tomar atajos con prácticas no demasiado lícitas.

Los falsos influencers de Instagram compran seguidores para aumentar artificialmente su popularidad y atraer a las empresas para que inviertan en ellos para publicitar su marca, productos o servicios. En este sentido, teniendo en cuenta que Comprar Seguidores Instagram, la polémica empresa con sede en Madrid de compra de followers, ofrece 10 mil seguidores por 70 euros, el retorno de la inversión para estos pequeños estafadores está más que garantizada en tiempo récord. Lógicamente, si consiguen convencer a las empresas de su éxito digital, las cuales, si no comprueban la realidad de su trayectoria, caerán fácilmente en la trampa.

Millones de pérdidas para las compañías

El problema real lo tienen las compañías cuando escogen perfiles de falsos influencers. Las estimaciones, llevadas a cabo por el estudio mencionado con anterioridad, apuntan a una pérdida de alrededor de 1.500 millones de dólares al año, es decir, un 15% de la inversión publicitaria. Para sacar estos datos, se llevó a cabo un análisis de las cuentas de 10.000 influencers. En algunos casos extremos, se descubrieron usuarios con un 95% de seguidores y likes falsos que cobran miles de euros a las empresas por promocionarlas.

El fraude del influencer

Este fenómeno de compra de seguidores y likes para atraer a las compañías para invertir en sus cuentas se conoce como el fraude del influencer. A pesar de este tipo de timos, se estima que el mercado de los influencers crecerá un 15% durante este 2021, alcanzando los 5.870 millones de dólares.

No obstante, debido a que estos datos de malas prácticas son cada vez más conocidos, las agencias y los anunciantes están implementando estrategias y utilizando herramientas para detectar este tipo de actividad irregular.

Formas de detectar si una cuenta ha comprado seguidores o likes

Reconocer a los verdaderos Influencers de las redes sociales es vital si se quiere invertir en ellos para el negocio. Se hace necesario, por tanto, conocer una serie de claves que permiten detectar seguidores falsos. Por eso cuando se está ante un perfil, no hay que dejarse impresionar por la cantidad de followers, likes o comentarios, ya que existe la posibilidad que simplemente hayan sido comprados.

Atentos al engagement

Una de las señales de que se está ante el perfil de un influencer de verdad es el engagement. El engagement mide el grado de compromiso y la interacción que tienen los seguidores con una cuenta. En este sentido, un perfil con muchos seguidores para que sean creíbles tiene que tener una alta interacción de comentarios y likes, es decir, que constantemente se vean números elevados de clics sobre los likes y un buen número de comentarios, estableciéndose incluso debates. Si no es así, estará bastante claro de que esa cuenta haya comprado seguidores, por lo que cualquier inversión será una pérdida de tiempo y dinero.

Crecimiento orgánico desorganizado

La compra de seguidores implica un crecimiento desestructurado, caótico, sin seguir una línea de crecimiento estable, sino con picos de grandes subidas cada vez que se realiza una compra. En cambio, los Influencers de verdad mantienen un crecimiento estable y constante.

Herramientas para detectar seguidores falsos en Instagram

Aunque analizando la cuenta se pueden observar estos valores, hay unas herramientas muy útiles que hacen este trabajo de forma automática y son bastante fiables.

Socialblade

Aunque se utiliza para analizar YouTube, también resulta útil para Instagram, Facebook y Twitter. En el caso de los seguidores falsos en Instagram, ofrece datos precisos sobre el engagement y el crecimiento de la cuenta.

HypeAuditor

Esta herramienta mide, a través de varios indicadores, el nivel de la calidad de la audiencia de la cuenta que se quiera analizar. Uno de los valores más relevantes que analiza es el geoposicionamiento, que ofrece información sobre el país de procedencia de los seguidores.  En este sentido, es altamente sospechoso que una cuenta española cuente con un gran número de seguidores de habla no hispana, por lo que será una señal evidente de la compra de followers.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats