Los errores más comunes al redactar un currículum en inglés

Ordenador portátil

Canal Empresas

0

Escribir tu currículum en otro idioma puede ser uno de los grandes pasos que necesitas para crecer mucho más en el mundo laboral, sobre todo si decidiste aprender inglés online y todo salió bien, pero ahora necesitas seguir creciendo. Sin embargo, en algunas ocasiones no puede ser tan fácil como suena armar tu currículum. Por ejemplo, quizá no tienes un nivel de inglés tan alto. Eso no elimina la posibilidad de reconocer cuáles son los errores más comunes y tratar de evitarlos.

Los detalles en el currículum son la parte más importante, porque hay muchos de ellos y así es como comienzan a ocurrir los errores que podrían quitarte la posibilidad de obtener el trabajo de tus sueños. La idea es internacionalizar tu carta de presentación de tal forma que se adapte correctamente a las convenciones típicas de los países donde se habla inglés.

Recuerda siempre que tu CV es la carta que le dirá al empleador quién eres, qué haces y por qué debería contratarte. El objetivo principal es llamar la atención de los reclutadores y eso solo es posible si ven que estás realmente preparado, incluso a través del idioma, y por eso la importancia de hacer la adaptación de tu CV correctamente.

Lo primero: ¿currículum o resume?

Son dos cosas totalmente distintas. Sin embargo, la más común y la más solicitada en los países de habla inglesa es el “resume”. ¿Por qué? Pues porque este se centra en todo lo que tenga que ver profesionalmente contigo, lo que sabes hacer bien y tus calificaciones. Todo esto hablará y dirá si eres la persona indicada para asumir cierta posición.

Por otra parte tenemos el currículum que, sí, puede contener la misma información, pero mucho más detallada. Se usa comúnmente para ámbitos académicos, de ciencia, investigación o en sectores donde las habilidades y destrezas de estudio sean mucho más requeridas, como el liderazgo.

¿Qué no debe faltar en mi currículum en inglés?

Imagina que ven tu hoja de vida, deciden que serás tú quien ocupará la posición y cuando van a contactarte, no hay datos de contacto. Ya sabes qué es lo primero que tienes que llenar: nombre, correo, teléfono, entre otros. 

Ya no es tan común utilizar el lugar de residencia, pero si es de suma importancia para la compañía a la que aplicas, podrías incluir este dato también.

Ahora piensa que estás optando por un cargo en marketing. Probablemente tus redes sociales sean un dato muy importante para destacar. En tus redes sociales puedes demostrar lo que sabes hacer. Muchas compañías en la actualidad investigan a sus futuros empleados a través de redes sociales, muchas veces para ver qué cosas podrían ayudar a la empresa a seguir avanzando. Así que esta información no se limita al sector marketing.

Hace mucho tiempo cuando la gente necesitaba llenar su hoja de vida la parte más difícil era la foto. Ya no más. No hace falta. Es decisión de cada persona si usa o no fotografía y la razón es bastante sencilla: la empresa quiere ver qué sabes hacer y cuál es tu experiencia, no de qué color eres o si tienes la nariz grande o pequeña.

Principales errores que DEBES evitar

A continuación, los principales errores que se suelen cometer al escribir tu currículum en inglés.

El orden

En la versión inglesa de este documento va muy por encima la experiencia y luego ya los títulos. Lo que significa que los datos personales al final y al principio la formación. 

Quizá has notado que siempre existe una titulación como “escritor de novelas fantásticas”. Esto se utiliza para llamar mejor la atención y explicar en pocas palabras al empleador quién eres y qué haces. Seguido de esto se suele poner una pequeña descripción de tu experiencia, pero no debe ser mayor a 5 líneas. 

Normativas del país

Este es otro de los errores más comunes, ya que las normativas de cómo armar tu currículum en inglés pueden ser muy distintas de un país a otro. Por ejemplo, para Estados Unidos, que es uno de los más comunes, no debes incluir ni tu edad ni la fecha de nacimiento, tampoco tu foto o de dónde eres. Esto debido a sus políticas antidiscriminación.

Presta mucha atención a este detalle, no quieres ir por ahí dando a entender que rompes las reglas solo por algo tan pequeño.

Usar un traductor

Sí, es verdad que los traductores y la inteligencia artificial ha avanzado muchísimo, pero a veces son demasiado literales y pueden afectarte. Si necesitas traducir una palabra, mejor busca su significado en Internet, por separado. No utilices un traductor para párrafos enteros, ya que lo más probable es que tenga algunos errores debido al literalismo con el que suelen traducir.

Mentir

No lo hagas bajo ningún motivo. La razón principal es que luego tendrás que demostrar esas habilidades o experiencias y, si son mentiras, no podrás hacerlo. Mentir no está bien en ningún idioma. Las empresas descartan primero a alguien que miente que a alguien que no sabe hacer algo.

Etiquetas
Publicado el
22 de junio de 2021 - 00:00 h

Descubre nuestras apps