El futuro de Chueca y Salesas será peatonal

Las calles del entorno de la Plaza de Chueca, que se quedaron fuera las actuaciones del Área de Rehabilitación del Centro Histórico acometidas entre los años 2008 y 2009 en la calle Hortaleza, vivirán en los próximos dos años su particular metamorfosis para darle protagonismo a los peatones sobre los vehículos.

Tal y como establecen los presupuestos municipales para 2015, el próximo año se invertirán 1,5 millones de euros (y otros 1,5 millones en 2016), que servirán para recuperar espacio peatonal y mejorar la movilidad y la seguridad vial, con el objetivo de suprimir el menor número de plazas de aparcamiento, ya de por sí escasas en la zona.

El Ayuntamiento de Madrid, a través de la Dirección General de Vías Públicas y Publicidad Exterior, tiene previsto actuar en las zonas que no fueron rehabilitadas en las anteriores actuaciones del Área de Rehabilitación del Centro Histórico de la Calle Hortaleza y su entorno, en las que se peatonalizó parte de la calle Fuencarral y se reordenó la movilidad de la zona.

La primera fase de las obras para recuperar el trazado de la zona comenzó en julio de 2007 y terminó en abril de 2008. Las calles recuperadas fueron Travesía de San Mateo, San Lorenzo, Santa Águeda, Hernán Cortes, Pérez Galdós e Infantas –en el tramo comprendido entre Fuencarral y Hortaleza– y la calle Pelayo. La segunda fase incluía nueve calles: Válgame Dios, Gravina, San Gregorio, Piamonte, San Lucas, Belén, Regueros, Luis de Góngora y el tramo de Libertad entre Gravina y Augusto Figueroa.

El futuro proyecto de rehabilitación, que aún está en fase de redacción, priorizará la presencia peatonal en Chueca y Salesas, creando zonas de coexistencia para el tráfico rodado y el de peatones mediante el cambio de los pavimentos. También se eliminarán barreras arquitectónicas y se suprimirán bordillos, se incorporará arbolado y mobiliario urbano y se renovará el alumbrado. De este modo, los vehículos deberán circular a baja velocidad y los peatones podrán transitar por la calzada con prioridad sobre los coches.

Por otro lado, se pretende reorganizar las plazas de aparcamiento existentes, intentando suprimir el menor número posible de ellas, al tratarse de una zona en la que el estacionamiento ya está bastante limitado, más teniendo en cuenta la paralización del Área de Prioridad Residencial de Justicia y Universidad.

En cuanto a las vías que se beneficiarían de estas obras, aunque todavía están por concretar, está previsto que se incluyan las calles Infantas, Santa Brígida, Farmacia, Costanilla de Capuchinos, San Bartolomé o San Marcos.

Etiquetas
Publicado el
22 de diciembre de 2014 - 15:39 h

Descubre nuestras apps

stats