eldiario.es

Menú

Una subvención desmesurada para la Iglesia en Cartagena

Asistimos perplejos a estos gastos públicos en un municipio con una de las más altas tasas de paro del país y con carencias de todo tipo

Creemos  que a las autoridades eclesiásticas españolas y a las vaticanas se les puede pedir y exigir que pongan mucho más dinero del que aportan actualmente

- PUBLICIDAD -
Iglesia Santa María de Gracia en Cartagena

Iglesia Santa María de Gracia en Cartagena

Recientemente se ha hecho pública la cantidad que va a costar la reparación de la fachada principal y lateral de la iglesia Santa María De Gracia en Cartagena: 1.080.000 euros, de los cuales 300.000 provendrán de la Comunidad Autónoma, otros 300.000 del Ayuntamiento de Cartagena y los 480.000 restantes del obispado, aunque Abellán, el vicario episcopal, ha anunciado que pedirán la colaboración de todas las entidades que quieran ayudarlos  económicamente.

Las obras del Santo y Real Hospital de la Caridad, colindante con la iglesia del mismo nombre, acaban de sufrir un parón por no disponer de los permisos de la comunidad autónoma.  Las obras consisten en la reconstrucción del edificio anexo al templo y la reparación de la cúpula de éste. Empezaron en junio del 2017 con un presupuesto de 3,6 millones de euros. El edificio también alberga una sacristía de 540 metros cuadrados y tiene tres plantas. En el futuro contará con una zona de rectoría, otra para el archivo, una sala de reuniones de la junta de gobierno y dos residencias, una para el obispo y otra para el rector. En el piso de arriba se prevé un museo dónde se expondrá el rico patrimonio de la hermandad, cuadros, casullas y documentos.

Queremos recordar que el Ayuntamiento de Cartagena entrega todos los años a esta hermandad 35.000 euros, en lo que se denomina la onza de oro.

Dentro del municipio de Cartagena también se está llevando a cabo la rehabilitación-restauración del monasterio de San Ginés de la Jara con un presupuesto de 1,6 millones de euros. Todavía está por decidir si se continúa con las obras de las ermitas del monte Miral que están en las inmediaciones del monasterio.

Además de estas intervenciones, cabe la posibilidad (porque tanto MC, PP, Cs y PSOE, éste último partido incluso mencionó la cantidad de dos millones de euros), de que se destine más dinero público en la rehabilitación de la antigua catedral Santa María La Mayor o La Vieja.

Asistimos perplejos a estos gastos públicos en un municipio con una de las más altas tasas de paro del país y con carencias de todo tipo: sanitarias porque el Rosell no está funcionando al cien por cien, tal y como se acordó en la Asamblea Regional, educativos con colegios con aluminosis, de infraestructuras porque tenemos un tren que tarda seis horas en llegar a Madrid y con diferentes  terrenos muy cercanos a la ciudad sin descontaminar -los de la antigua fábrica de Peñarroya camino de la única playa de la ciudad, los de la española del Zinc en Torreciega y los que están muy próximos a la estación del ferrocarril, que son un foco de posibles enfermedades para los ciudadanos que habitan o pasean por estas zonas-.

He mencionado lo más evidente y necesario porque hay muchos más problemas a los que no se destina presupuesto alguno, mientras a casi todo lo referente con las propiedades de la Iglesia católica nuestras autoridades se muestran complacientes, cuando esta institución, por lo menos en este país, atesora unas riquezas y un patrimonio tan extenso que es posible sea mayor que el del propio Estado español.

Creemos que a las autoridades eclesiásticas españolas y a las vaticanas se les puede pedir y exigir que pongan mucho más dinero del que aportan actualmente porque pueden hacerlo y porque el Estado lo necesita para otros muchos proyectos más necesarios para el conjunto de todos los ciudadanos.

*Juan Celdrán es coordinador de Europa Laica en la Región de Murcia

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha