eldiario.es

9

Valencia Capital Animal: "Arrastramos tradiciones culturales que ya son caducas y que no pueden tolerarse hoy"

Capital Animal ha conseguido entrar, además, en las instituciones artísticas: museos, centros de arte y centros culturales

Algunas problemáticas mucho más sencillas de resolver, como el abandono de animales de compañía, tienen soluciones muy claras como sería la esterilización obligatoria

Los animales no humanos al igual que los humanos sienten: tienen capacidad de sufrir y de disfrutar de la vida

`La Estampida´, Ruth Gómez

`La Estampida´, Ruth Gómez

En el año 2016 surgía en MadridCapital Animal. El periodismo tomaba partido a favor de los derechos de los animales de la mano de Ruth Toledano (periodista, escritora y activista), quien junto con Rafael Doctor (comisario de arte), fundaba esta plataforma.

El arte y la cultura serían los canales elegidos para mostrar la realidad padecida por los demás animales. En ellas, la creatividad se contempla como vehículo para generar un pensamiento crítico que permita propiciar formas de convivencia más justas.

Tras el éxito rotundo de las ediciones de Madrid ese mismo año y batiendo récords de público en Valencia el siguiente, con más de 40.000 visitantes; es Alicante el lugar elegido este año para acoger: del 24 de octubre al 9 de diciembre, en el Centro Cultural Las Cigarreras, una gran exposición en la que los animales son el centro del discurso. Alicante Capital Animal será referente del activismo cultural acercando al gran público una exposición única.

Hablamos con Ángela Molina (artista, comisaria de arte y activista), quien junto con Ángela Montesinos (doctora en filosofía y experta en arte y tecnología) y Amparo Coret (experta en comunicación), fundaron la plataforma Valencia Capital Animal.

¿Cómo surge Valencia Capital Animal?

Surge de la necesidad de hacer algo por cambiar la realidad de los animales. Durante un tiempo pensé que no bastaba con rescatar animales y buscarles un hogar, tenía que realizar acciones que, de alguna manera, cambiaran la situación de una manera definitiva. Entonces pensé en organizar un gran evento para dar visibilidad a toda la problemática, ya que tengo la experiencia en su realización. Se lo comenté a un compañero artista y me dijo que en Madrid se estaba preparando algo que se llamaba Capital Animal. Me puse en comunicación con Rafael Doctor y le conté que había un pensamiento coincidente y que consideraba que estaría bien crear una red de ciudades que fueran Capitales Animales. Le propuse crear Valencia Capital Animal y en 2017 se inauguró en el Centro del Carmen de Valencia. El apoyo del Consorci de Museus de la Comunitat Valènciana ha sido crucial  para que ahora podamos llevar a Alicante gran parte de lo que allí se pudo ver.

¿Qué queréis visibilizar con esta plataforma?

Muy sencillo, la discriminación y el maltrato generalizado al que se somete a los animales en el mundo actual. Es un maltrato que se infringe en todos los ámbitos de sus vidas. Los animales de producción mueren en mataderos donde las medidas para evitar su sufrimiento son insuficientes y la mayoría de las veces inexistentes, sin hablar de su propia muerte. Los animales de compañía son abandonados, maltratados, incomprendidos. Las propias instituciones, como los ayuntamientos, contratan a empresas para recoger a los animales errantes, abandonados o perdidos, con contratos donde se autoriza a sacrificarlos a los 21 días si no aparecen o tienen familia. Las leyes autonómicas que deben protegerlos están concebidas para salvaguardar los intereses de la especie humana Y finalmente las sanciones son escasas y las penas ridículas.

¿Quién protege a los animales?

Todas aquellas personas que los aman, que consideran injustas las situaciones que viven, las personas que los rescatan, las abogadas que los defienden, las personas animalistas que luchan por sus derechos, las personas que tienen refugios y les dedican su vida, las casas de acogida, las personas antiespecistas, la gente que tiene santuarios, en fin, un gran número de personas altruistas que quieren un mundo mejor.

`El árbol del mal´ de Juan Pablo Rada

`El árbol del mal´ de Juan Pablo Rada

¿Por qué a través del arte, la cultura?

Desde Capital Animal  creemos que la cultura es una herramienta indispensable para modificar está situación que he descrito. La cultura con su poder modelizador es capaz de entrar en las estructuras de pensamiento y transformar tanto lo que consideramos ideas constituyentes de nuestro ser como estructuras sociales que se asocian con la tradición.

Es necesario demostrar que las ideas evolucionan y que debemos vivir conforme al “espíritu de nuestro tiempo”.

Capital Animal ha conseguido entrar, además, en las instituciones artísticas: museos, centros de arte y centros culturales y con ello, acercar problemáticas ocultas a una sociedad que, cada vez más, considera  el maltrato animal como un hecho inadmisible.

Más de 40.000 visitantes en su última edición en Valencia así lo demuestra.

¿Cuál consideráis que es el origen del problema?

Por una parte arrastramos tradiciones culturales (fiestas, circos, etc.) que ya son caducas y que no pueden tolerarse hoy en día ni desde un punto de vista ético ni moral. Por otro lado, existe todo un mercado alrededor de los animales (experimentación, venta y cría de animales, comercio ilegal, etc.) que no va a renunciar tan fácilmente a las ganancias que eso implica. Además, algunas problemáticas mucho más sencillas de resolver, como el abandono de animales de compañía, tienen soluciones muy claras como sería la esterilización obligatoria, pero falta voluntad política para resolverlas.

¿Qué sorpresas nos depara Alicante Capital Animal? ¿Puedes adelantarnos algo del evento?

Además de muchas de las obras que pudieron verse en Valencia Capital Animal hay muchas novedades. Obras muy importantes que tratarán temas cruciales como puede ser la industria de la leche y todo el sufrimiento que genera.

¿Cuál es el discurso de fondo? ¿Qué tipo de mundo queréis construir?

Un mundo justo, de respeto y amor hacia todos los seres vivos. Un mundo sin discriminación hacia otras especies, donde el ser humano no se sienta el centro del universo y, sobre todo, una sociedad sin violencia hacia los más vulnerables, y sensible con el dolor ajeno.

La sociedad ya ha abierto su consciencia y su corazón a la realidad de los animales y exige un cambio. Una gran parte de animales humanos no desea ser cómplice del sufrimiento que se genera a los animales no humanos.

¿Pensáis que el veganismo es una de las soluciones?

Sin duda, para respetar a los animales hay que dejar de utilizarlos. Los animales no humanos al igual que los humanos sienten: tienen capacidad de sufrir y de disfrutar de la vida. El veganismo es una opción de vida coherente con el amor que sentimos hacia los animales, no podemos dañar aquello que amamos. No podemos hablar de los derechos de los animales si no respetamos su derecho a la vida que es el derecho más fundamental que tiene cualquier ser vivo.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha