eldiario.es

9

La responsabilidad de Pedro Antonio Sánchez

Aunque fuera archivado el 'Caso Auditorio' Sánchez debería dejar su cargo como presidente al ser el impulsor y responsable de una obra de 6 millones de euros que nunca fue acabada

Hernando (PP) pide a C's "paciencia y coherencia" con presidente Murcia

EFE

El tiempo de Pedro Antonio Sánchez se ha acabado. O así debería ser. El Auditorio de Puerto Lumbreras es una calamidad política en todos los sentidos, al margen de las dudas, sospechas o la investigación judicial que todavía sigue.

Aun tratándose de "errores administrativos", como afirman desde el Partido Popular, la responsabilidad política y la pésima gestión no se pueden negar. Hasta el expresidente Alberto Garre ha exigido la dimisión de Pedro Antonio Sánchez por sus irregularidades. La Región no se merece un representante así.

Y así lo confirmaba a las puertas del Palacio de Justicia el propio Sánchez. Él se limitaba a firmar y dar el visto bueno a los documentos de los técnicos del Ayuntamiento, pero eso no le exime de responsabilidad ante tal desmadre urbanístico, económico y cultural. Nadie se ha beneficiado del Auditorio de Puerto Lumbreras, se gastaron seis millones de euros públicos y encima más de dos millones todavía no se han justificado.

La alternativa no es complicada. El PP debe presentar otro candidato, pues Sánchez ha demostrado incompetencia para gobernar un municipio de 13.000 habitantes, con el consecuente perjuicio para las arcas regionales, imaginen cómo gestionará una Comunidad de millón y medio. Esto deibilitaría al PP murciano, pero pondría el foco en la oposición y en si realmente funciona la mayoría de 23 diputados frente a los 22 populares.

A partir de ahí, el liderazgo de Sánchez dentro de su partido es innegable, pues ni tiene rival ni se le espera, y a todos sus compañeros les parece bien que él sea el máximo representante del PP más exitoso de toda España.

Con ello aparecen las figuras de PSOE, Podemos y Ciudadanos, por ese orden según votó la Región en 2015. González Tovar no es ni mucho menos el mejor símbolo de cambio. Pero la regeneración que tanto vendió en 2015 el Partido Popular, cuando Ciudadanos se debatía si aceptar o no a Sánchez como presidente, se ha acabado.

Socialistas y naranjas se reúnen para debatir posibilidades, y si bien es cierto que muy lejos está la posibilidad real de que exista gobierno de cambio, soluciones tienen que plantear y ejecutar. El PSOE propondrá una moción de censura, Podemos parece que la secundará, aunque querrá saber su papel en esto, y un traicionado Ciudadanos deberá ser tajante y fiel a lo que prometió. Sánchez está investigado y ha roto el punto número uno del pacto de investidura. Sánchez no puede ser presidente de la Región de Murcia.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha