eldiario.es

9
Menú

ENTREVISTA | Rubén Gómez (Cs)

"Cantabria necesita que Ciudadanos esté en el próximo Gobierno"

"Ciudadanos puede actuar como equilibrador de las 'revilladas', de esos desvíos que tiene el presidente hacia el populismo", sostiene el portavoz de Cs

Gómez destaca que gracias a las exigencias de su partido, "el presupuesto de 2019 será el primero que baje los impuestos en más de una década"

"Félix sería el mejor candidato de Ciudadanos a la Presidencia de Cantabria, pero es él quien tiene que decidir si se postula o no", afirma

- PUBLICIDAD -
Rubén Gómez, portavoz de Ciudadanos en el Parlamento de Cantabria. | JOAQUÍN GÓMEZ SASTRE

Rubén Gómez durante la entrevista concedida a eldiario.es en el Parlamento.| JOAQUÍN GÓMEZ SASTRE

Rubén Gómez (Santander, 1983) lo tiene claro: Ciudadanos tiene que formar parte del próximo Gobierno de Cantabria. Aunque desde la oposición cree que han conseguido sacar adelante iniciativas importantes, como que "por primera vez en más de diez años se bajen los impuestos", reconoce que es necesario estar en el Ejecutivo para poder cambiar las cosas. "No nos preocupa con quién vamos a tener que pactar en un futuro, sino para qué y si los de enfrente están dispuestos", afirma el portavoz de Cs en el Parlamento. 

Mucho más relajado después de cerrar el pacto presupuestario con el Gobierno que preside Miguel Ángel Revilla, cuenta que la marcha del diputado Juan Ramón Carrancio le ha acarreado muchísima más carga de trabajo, pero subraya que aquella salida de afiliados supuso el "renacer" del partido en Cantabria, que actualmente cuenta con más de una veintena de agrupaciones, más de 600 militantes y un centenar de personas trabajando actualmente en la elaboración del programa electoral.

¿Está satisfecho con el acuerdo alcanzado con el Gobierno de Cantabria para facilitar la aprobación de los presupuestos de 2019?

Es un buen acuerdo. Todavía no está terminado, falta el trámite de las enmiendas parciales y veremos qué iniciativas, finalmente, vamos a poder incluir. En cualquier caso, el hecho de que este vaya a ser el primer presupuesto que en más de una década baja los impuestos es una buena noticia para todas las clases medias y trabajadoras de esta región.

En esta legislatura se han aprobado tres presupuestos hasta ahora y salvo el pactado con Ciudadanos, que paralizó la subida de impuestos que estaba prevista, los otros han subido la presión fiscal. Y este de 2019, como digo, va a ser el primero que en más de una década va a bajar los impuestos. No es suficiente porque entendemos que todavía hay más margen para ello, pero sí al menos es un buen acuerdo que va a beneficiar a los ciudadanos, que es lo que estábamos buscando.

Tres reuniones en apenas una semana han bastado para cerrar el acuerdo. Parece que ha sido fácil.

No, no. No ha sido para nada fácil. De hecho, ha habido una semana de impasse entre la primera y la segunda reunión. Yo comentaba que tenía la sensación de que el consejero de Economía estaba echando las cuentas con ábaco, porque si no, no entendía tanta tardanza. No ha sido sencillo. Nosotros dejamos muy claro cuáles iban a ser nuestras exigencias y, evidentemente, el Gobierno ha terminado por aceptarlas. Al final hemos acordado no un punto intermedio, pero sí hemos podido añadir las ayudas para autónomos, las modificaciones legislativas… El tiempo también es el que es. Nos han traído el presupuesto trece días tarde y le vamos a aprobar en tiempo récord. Con lo cual, el Gobierno tampoco tenía mucho más margen para sentarse a negociar.

¿Entonces cree que el Gobierno ha cedido más de lo que ha cedido Ciudadanos?

Estoy convencido. El Gobierno, como había dicho Juan José Sota, no se planteaba bajar los impuestos y lo va a hacer, con lo cual es evidente que nuestras exigencias ahí están. Se ha conseguido la supresión del Impuesto de Sucesiones para los grupos I y II (los familiares más cercanos), las bonificaciones en el IPRF, las ayudas a los autónomos y las modificaciones legislativas. Yo creo que el Gobierno ha entendido también que si quería apoyarse en Ciudadanos esas eran las exigencias que tenía que aceptar.

¿Por qué han renunciado a una rebaja más ambiciosa en los dos primeros tramos del IRPF como habían reclamado inicialmente?

Bueno, no hemos renunciado. Tampoco habíamos especificado exactamente cómo era esa rebaja. Las bonificaciones que hemos planteado, tanto para familias monoparentales como para guarderías, no solo van a beneficiar a los dos primeros tramos sino que incluso también al tercero, porque hemos puesto el límite en rentas de 30.000 y 25.000 euros, respectivamente. Así que no solamente no hemos renunciado sino que hemos conseguido incluir bonificaciones para algún grupo más.

Usted ha dicho que es un buen acuerdo porque “alivia el bolsillo de los cántabros”, pero que no son los presupuestos de Ciudadanos. ¿Qué cambiaría su partido en estas cuentas?

Cambiaríamos muchas cosas. En primer lugar, nuestras prioridades, que no son las mismas que el Gobierno. Se siguen destinando 150 millones de euros a las empresas públicas de esta región, como la Fundación Comillas, que pierde 6 millones todos los años. Todo ello para un sector público que desde el principio de la legislatura no ha dejado de crecer en personal, todavía no nos han justificado por qué, y que este año va a perder más de 40 millones. Entendemos que ese dinero está mejor destinado a otras partidas como Educación, Sanidad o a inversión productiva para cambiar el tejido empresarial y para que los pequeños autónomos y las pequeñas empresas puedan seguir funcionando y crear esa riqueza que necesita Cantabria.

Nosotros no queremos esas agencias de colocación, esos chiringuitos de amiguetes, hemos venido aquí para cambiarlos y para hacer más eficiente el sector público empresarial.

Rubén Gómez, portavoz de Ciudadanos en el Parlamento de Cantabria. | JOAQUÍN GÓMEZ SASTRE

Hay quienes ven este pacto a falta de seis meses para las elecciones como una maniobra de acercamiento al PRC. Imagino que a usted le habrá llegado algún comentario en este sentido. ¿Está preparado Cs para gobernar en Cantabria?

Totalmente, sí. Llevamos trabajando para ello cuatro años, más intensamente desde hace dos, que es cuando se produjo el despertar o el renacimiento de Ciudadanos en Cantabria, una vez que  algunas personas decidieron abandonarlo. Y la prueba de que eso nos ha venido bien es que hemos crecido en agrupaciones, hemos pasado de diez a casi 20 que vamos a alcanzar antes de que acabe el año, y contamos con más grupos locales, que son otra veintena… Estamos en poblaciones que llegan a más del 80% de la población, con más de 600 afiliados, con más de 100 personas trabajando y preparando los programas que vamos a llevar a las elecciones... Es decir, la salud de Ciudadanos está mejor que nunca y todavía estamos en ese crecimiento constante y paulatino, con gente muy buena. Por eso, no solo entendemos que estamos capacitados, sino que, desde la experiencia que me da el haber estado estos cuatro años en el Parlamento, puedo decir que Cantabria necesita que Ciudadanos esté en el próximo Gobierno.

¿Con el PRC?

Bueno, eso lo veremos después de los resultados. Nosotros hemos acordado dos presupuestos ya con este Gobierno, siendo conscientes de que hace muchas cosas que son criticables, pero creo que también hemos demostrado que somos capaces de que eso que algunos han llamado en este Parlamento como “revilladas”, desvíos que a veces tiene el presidente hacia el populismo, pues Ciudadanos puede ejercer de equilibrador en esa materia.

En cualquier caso, nosotros siempre decimos que no es importante con quién, sino para qué. ¿Con el PRC? Bueno, con el PRC, con el PSOE, con el PP… Veremos a ver cómo dan las sumas. No nos preocupa con quién vamos a tener que pactar en un futuro, sino para qué y si los de enfrente están dispuestos.

Pero el objetivo de Ciudadanos, en cualquier caso, es entrar en el próximo Gobierno.

Desde la oposición creo que hemos hecho una buena labor. Insisto, con un solo diputado este presupuesto de 2019 va a ser el primero que va a bajar los impuestos a los cántabros en una década y eso lo ha conseguido Ciudadanos. Pero si queremos cambiar las cosas, tenemos que estar en el Gobierno. Esa es nuestra vocación como partido, el cambiar las cosas y hacer lo posible por mejorar esta región y este país, y eso se consigue desde el Gobierno. Ese es nuestro objetivo.

Volviendo al acuerdo presupuestario.  ¿Este pacto implica que no apoyarán las enmiendas parciales del resto de formaciones?

Primero habrá que verlas. En cualquier caso, nosotros somos un partido serio y cuando llegamos a un acuerdo lo respetamos. Evidentemente, si vemos alguna enmienda de otro partido que nos guste haremos lo posible para que el Gobierno también la asuma como propia. Y repito: lo importante no es quién la hace, sino para qué.

La legislatura ha pasado sin pena ni gloria y yo no le daría un aprobado a este Gobierno porque creo que no ha hecho los deberes

La legislatura está a punto de concluir. ¿Qué nota le pone a la gestión del Gobierno de Cantabria?

Nunca me ha gustado poner notas. Tiene mérito el haber sido un Gobierno en minoría y haber conseguido pasar esta legislatura llegando a acuerdos para los grandes hitos, eso hay que reconocérselo, sin lugar a dudas, pero creo que ha sido una Gobierno que ha dejado mucho por hacer y ha hecho más bien poquito. No hemos visto ese cambio de modelo productivo que decía; no hemos visto nada nuevo más allá de los grandes anuncios que hace siempre Miguel Ángel Revilla y que en su día fueron GFB, la Ciudad del Cine... tantos y tantos, y que hoy son la mina de zinc, La Pasiega… este tipo de cuestiones que parece que nos van a sacar de la situación en la que estamos pero que luego nunca se convierten en realidad.

Y luego hay que tener en cuenta el conflicto interno que ha tenido con su socio de Gobierno después  del cambio en la Secretaría General del PSOE, donde hemos visto por primera vez que un secretario general traslada los problemas internos de su partido al Gobierno  con ceses y cambios de consejeros, con oposición incluso muchas veces sorprendente con su propio socio de Gobierno como hemos visto en los presupuestos… Para mí, la legislatura ha pasado sin pena ni gloria y yo no le daría un aprobado a este Gobierno porque creo que no ha hecho los deberes y ha dejado mucho por el camino por hacer.

¿Todavía no tienen fecha para la celebración de las primarias?

Está previsto que sean en enero, pero la fecha concreta todavía no está cerrada. De todas maneras, esto primero tiene que pasar por el Consejo General, del que formamos parte Félix [Álvarez] y yo, y todavía no nos han convocado. Esperamos que ese Consejo se celebre ahora en diciembre y que las primarias se habiliten en enero. Aún así, no es descartable que pueda ser un poco más tarde. Yo siempre recuerdo que en 2015 las primarias a las que yo me presenté fueron en marzo, con lo cual tampoco hay prisa.

¿Cree que Félix Álvarez sería un buen candidato a la Presidencia de Cantabria?

Félix es un político excepcional además de una gran persona. Habrá quien entienda que no soy objetivo porque también somos amigos, pero lo ha demostrado en el Congreso. El trabajo que ha hecho ha sido excepcional, el Grupo de Cultura que lidera ha conseguido más en dos años que el PP y el PSOE en cuatro. El Estatuto del Artista, la Ley de Mecenazgo, la bajada del IVA cultural... Creo que ha demostrado sobradamente su capacidad política.

Aquí, en Cantabria, su labor como portavoz autonómico ha sido fundamental para todo el crecimiento y solidificación del proyecto de Ciudadanos. Tenemos la gran suerte de que tenemos un diputado nacional que aparte de ser un buen político, está absolutamente implicado con esta región y con el partido. ¿Si sería un buen candidato? Él tiene que tomar una decisión, tiene que decidir si se postula o no; yo no lo quiero presionar, pero si me lo preguntas, sí, creo que sería el mejor candidato, pero es una opinión personal. La primera decisión la tiene que tomar él y luego, por supuesto, los afiliados.

Usted ya anunció que no se presentaría a las primarias pero, ¿le gustaría continuar como diputado la próxima legislatura?

Voy a decir una frase muy rimbombante que se dice siempre, y es que me pongo a disposición del partido para lo que necesite.

Pero, ¿personalmente le gustaría seguir en el Parlamento?

Yo espero seguir. Ya desde el propio partido me han trasladado que cuentan conmigo. A mí el Parlamento me gusta, he estado cuatro años y tengo experiencia, y me gustaría continuar con esa labor. En cualquier caso, siempre he estado a lo que me diga el partido. En 2015 yo no quería presentarme como cabeza de lista, el partido me lo pidió y me presenté. En esta ocasión he sido yo el que se ha permitido el lujo de pedir y me lo han concedido. Espero estar en el equipo que haga el partido y seguir desarrollando esta labor con más gente. Si con un diputado hemos conseguido esto, tengo mucha ilusión por ver cuánto conseguimos con más diputados.

Rubén Gómez, portavoz de Ciudadanos en el Parlamento de Cantabria. | JOAQUÍN GÓMEZ SASTRE

¿Se ve la política igual desde fuera que desde dentro?

No, en absoluto. Cambia mucho. A mí me gustaría que todos los ciudadanos tuvieran la ocasión de hacer un día seguimiento de lo que es la política en su Ayuntamiento o en el Parlamento, porque les cambiaría mucho su visión, en ocasiones para bien y en otras para mal. Aún así, aunque no se vea igual, tampoco debe de despistarnos a los que estamos momentáneamente en esto.

A estas alturas todos los partidos trabajan ya a destajo en preparar las candidaturas municipales. ¿En cuántos municipios concurrirá Cs?

No sé decir exactamente el número. Nuestro nuevo secretario de Organización está haciendo un trabajo excelente, sus resultados son innegables y ya digo que vamos a sumar muchas agrupaciones en estos próximos meses. La situación puede cambiar mucho de aquí a dos o tres meses, que es cuando se harán las listas. Vamos a superar el objetivo que nos habíamos marcado, que era las 20 listas, eso con total seguridad, y vamos a poder superarlo con holgura. No sé cuántas exactamente, pero esperamos entre 20 y 30 como mínimo.

¿En los municipios más poblados?

Sí, aunque también es verdad que ya nos estamos introduciéndonos en el mundo rural de Cantabria. Es cierto que es más complicado porque se tiene la imagen de que Ciudadanos es un partido más 'urbanita', pero estamos ya rompiendo esa barrera y vamos también sumando representación y grupos en zonas del medio rural.

Pedro Sánchez ha dejado entrever que si no consigue los apoyos suficientes para aprobar el presupuesto podría adelantar las elecciones generales y hacerlas coincidir con las autonómicas y municipales. ¿Qué opinión le merece?

Siendo Pedro Sánchez el que lo dice, me fío lo justito, porque también prometió que después de la moción de censura iba a convocar elecciones y se arrepintió. Yo soy consciente de que a él le gusta mucho viajar con el Falcon a ver conciertos y que, evidentemente, eso si no es presidente no lo puede hacer, pero ojalá le entre ya la responsabilidad y convoque elecciones. Nosotros no tenemos miedo a que los ciudadanos voten, es más, queremos que voten y que decidan, porque ahora mismo tenemos el Gobierno más minoritario de la historia de este país que se apoya en populistas y en secesionistas. Con lo cual, lo mejor que le puede pasar a este país es que se convoque a los ciudadanos y que decidan quién quieren que sea su presidente.

Por último, en Santander su excompañero David González ha vuelto a ser la muleta del equipo de Gobierno para sacar adelante sus cuentas. El resto de partidos de la oposición están convencidos de que existe una contraprestación personal del PP con González a cambio de esa sumisión. ¿Usted también lo cree?

Yo no puedo afirmar este tipo de cosas porque, sinceramente, las desconozco. En cualquier caso creo que alguien nos debería explicar qué pasa ahí, porque no es algo normal. No vemos negociaciones porque no las hay, no vemos exigencias por su parte porque no la hay… Es más, en el último Pleno de los presupuestos, sin ver el membrete que venía en la hoja que leyó, podríamos afirmar que es el discurso que le había preparado el PP porque era calcado al discurso que ha tenido la alcaldesa.

El PP nos tendría que explicar qué han ofrecido a cambio, por qué esa persona apoya todo lo que presentan sin registrar ni una sola enmienda. El PP tendría que explicar qué ha dado el cambio. Lo he dicho muchas veces, tener un tránsfuga es una desgracia y de eso no estamos libres ningún partido, pero es una vergüenza aprovecharse del transfuguismo y, sobre todo, cuando no se es transparente y no se explica qué acuerdo hay. 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha