eldiario.es

9
Menú

Podemos se queda solo en su petición de prohibir los toros en Cantabria

PP, PRC y Ciudadanos defienden "la libertad con mayúsculas", mientras que el PSOE se ha abstenido pese a reconocer que la tauromaquia es una "brutalidad"

- PUBLICIDAD -
José Tomás detiene su mito y leyenda, pero llena la Plaza México

PP, PRC y Ciudadanos acusan a Podemos de confundir la tauromaquia con el maltrato animal. EFE

Podemos se ha quedado solo este martes en su petición de prohibir por ley las corridas de toros en Cantabria al encontrarse con el 'no' del PP, del Partido Regionalista de Cantabria (PRC) y del grupo mixto-Ciudadanos, así como con la abstención del PSOE.

Únicamente los tres diputados de Podemos en el Parlamento autonómico -José Ramón Blanco, Verónica Ordóñez y Alberto Bolado- han apoyado con su voto su propia proposición no de ley para llevar a cabo esta prohibición a través de la modificación de la actual ley regional de Protección de los Animales, que data de 1992.

Los 27 diputados que han votado 'no' -los trece del PP, los doce del PRC y los dos del grupo mixto-C's- han justificado su negativa en argumentos como la consideración de la tauromaquia como un "componente importante" cultural, artístico y del "patrimonio" de España y una "parte" de la "tradición" y "sentimiento" de "muchas personas", razonamientos en los que principalmente han incidido 'populares' y 'regionalistas'.

El PP también ha aludido a la aportación que esta actividad supone para la economía y el empleo, una tesis que ya fue defendido por el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Santander -también del PP- para justificar los 585.000 euros de dinero público que gastarán este año en pagar a toreros

El diputado regionalista Fernando Fernández ha reprochado a Podemos que mezcle en su iniciativa, "interesadamente", la tauromaquia con el maltrato animal, algo que considera un "error", y ha subrayado la "oposición radical" de su partido -presidido por Miguel Ángel Revilla- a cualquier daño a los animales.

Además, ha opinado que la tauromaquia no es un "anacronismo" como defiende la formación morada sino una "realidad" que tiene su reflejo en Cantabria en eventos como la Feria de Santiago o los encierros de Ampuero.

Fernández ha criticado la "cierta querencia" que aprecia en Podemos a generar "debates estériles" y ha opinado que hay otras cuestiones más importantes, como el paro, que discutir más allá de la "ética y la estética" de los toros.

Distintas posturas en España

El regionalista sí ha invitado a la formación morada y a sus diputados a participar en la reforma de la ley regional de protección de los animales que se pretende abordar "antes de final de año".

La intervención del diputado 'popular' Carlos Albalá ha ido bastante en línea con la del regionalista pues también ha subrayado que su partido también está "en contra" del maltrato animal aunque no esté a favor de prohibir por ley la tauromaquia, en la que también ve "connotaciones" culturales y artísticas y de tradición.

PRC, PP y también Ciudadanos han achacado su voto negativo al "respeto" a las distintas posturas que existen en España sobre la tauromaquia, al margen de que sean compartidas o no, y se han mostrado contrarios a la prohibición.

Ciudadanos ha señalado, en este sentido, que su partido defiende la "libertad con mayúsculas" y cree, por tanto, que el Estado no debe ser "tutor" de la sociedad "imponiéndole" la cultura o las tradiciones porque eso sería "dirigismo" que, a su juicio, es "impropio" de países democráticos.

La formación naranja ha mostrado su postura a favor de que la tauromaquía se debería de adaptar a los "tiempos actuales" pero insiste en que la solución no es prohibir esta práctica. A su juicio, la desaparición de la tauromaquia debe de venir de la falta de apoyo y demanda social.

Ciudadanos ha hecho extensiva su negativa a prohibir las corridas de toros en Cantabria a "cualquier imposición" que se pretenda hacer de símbolos, fiestas o iniciativas culturales.

"Ni arte, ni cultura"

El grupo que más se ha acercado a la postura de Podemos ha sido el PSOE, que ha considerado que la tauromaquia no puede ser considerada ni arte, ni cultura. Aunque acepta que quizá pueda tratarse de una tradición, ha incidido en su "brutalidad", a su juicio, "intolerable" y ha opinado que la sociedad debe de avanzar.

En la misma línea, la diputada de Podemos Verónica Ordóñéz, tras escuchar las intervenciones de los defensores del 'no', ha recordado que se han prohibido prácticas que antes eran aceptadas, como las peleas de perros o gallos, o prácticas como tirar cabras de un campanario.

Ha asegurado que le "apena" la negativa del Pleno, ha insistido en calificar las corridas de toros en las que se "asesina" a un animal en una plaza como una "atrocidad" y ha confiado en poder convencer algún día de que "la tortura no es cultura". "Otra vez será", ha dicho.

Refugiados

Al contrario que ha ocurrido con esta iniciativa, el Pleno sí ha aprobado por unanimidad una moción de Podemos para reclamar al Gobierno de Cantabria que remita en un mes el Plan definitivo de Acogida de Refugiados que está aplicando la comunidad autónoma.

Además, dicha iniciativa, pide que en quince días, remita a cada una de las entidades que han participado en él las valoraciones que el Gobierno ha dado a las aportaciones realizadas y que aclare cuáles se han adoptado y cuáles no lo han hecho.

Todos los grupos de la oposición, PP, Podemos y mixto-Ciudadanos, han reprochado la actitud de la vicepresidenta regional y consejera de Investigación y Universidades, Medio Ambiente y Política Social, Eva Díaz Tezanos, al no haber facilitado esta valoración.

Así, Podemos, ante la ausencia de Díaz Tezanos, ha recomedado al Gobierno de Cantabria que cuando se abra un proceso de participación hay que "devolver un feed-back". Además, Ordóñez ha señalado que aunque el documento elaborado era "bueno" para ser un borrador si éste va a ser el plan definitivo resulta falto, a su juicio, de medidas concretas, con duplicidades y términos indeterminados.

El parlamentario del grupo mixto-Ciudadanos Juan Ramón Carrancio también ha considerado un "falta de respeto" lo ocurrido y ha opinado que hay que "cambiar esa dinámica" con la que, a su juicio, actúa en ocasiones el Ejecutivo regional. La diputada del PP Ruth Beitia también ha acusado a la vicepresidenta de "infravalorar" el trabajo de los grupos parlamentarios que han realizado aportaciones al no volver a convocarles.

Por su parte, tanto PSOE como PRC, grupos que sustentan al Gobierno de Cantabria, han aprovechado su intervención para criticar a un Ejecutivo central (PP) que, a su juicio, "no ha movido un dedo" en el caso de los refugiados, y han subrayado la diferencia que, a su juicio, con el autonómico que ha trabajado desde el inicio para paliar esta "tragedia".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha