eldiario.es

9

PNV, PSE-EE y PP rechazan la "infinanciable" subida de las pensiones a 1.080 euros

Han votado en contra de una propuesta de EH Bildu apoyada por Elkarrekin Podemos para utilizar los complementos de la renta de garantía de ingresos para cubrir este año el IPC y en cuatro el 60% del salario medio

Pensionistas, a las puertas del Parlamento

Pensionistas, a las puertas del Parlamento EUROPA PRESS

Es "infinanciable", argumentaba a este periódico un miembro del Gobierno de Iñigo Urkullu al término del debate en el Parlamento vasco de este jueves en el que PNV, PSE-EE y PP han rechazado una iniciativa de EH Bildu apoyada también por Elkarrekin Podemos para elevar en cuatro años hasta 1.080 euros (el 60% del salario medio en España) las pensiones mínimas a través de complementos de la renta de garantía de ingresos (RGI) empezando con carácter inmediato con una revalorización del IPC. "Es inasumible que todo lo que no hacen las instituciones pertinentes lo abone la RGI. Es inasumible. Es un brindis al sol. No se puede asumir", ha reiterado la nacionalista Amaia Arregi.

La Cámara vasca ha retomado el debate sobre las pensiones apenas tres semanas después de aprobar una resolución en la que se instaba al Gobierno de Mariano Rajoy a garantizar unas prestaciones dignas, un texto al que sólo se opuso el PP. En esta ocasión, tras las mareas humanas del fin de semana, especialmente en Bilbao, EH Bildu quería dar un paso más y potenciar los complementos de pensiones ya existentes en Euskadi y que benefician a unos 16.000 jubilados y viudas con prestaciones bajas. La coalición marcaba como objetivo un umbral de 1.080 euros en cuatro años, como recomienda la Carta Social Europea, aunque reclamaba estudiar ya este año un ajuste para sortear la subida mínima del 0,25% y que los pensionistas vean revalorizados sus ingresos conforme al IPC. 

Esta iniciativa -que de haber prosperado no iba a tener carácter vinculante- ha contado finalmente con el apoyo de Elkarrekin Podemos en su votación en el pleno, aunque la coalición de Podemos, IU y Equo ha defendido y mantenido hasta el final una enmienda de totalidad al texto original. PNV, PSE-EE y PP se han opuesto y han dado luz verde a una redacción alternativa genérica propuesta por las dos formaciones del Gobierno y que no suscitaba reparos a los 'populares', cuyo portavoz, Antón Damborenea, ha defendido la gestión de Rajoy en la materia.

La resolución aprobada plantea al Estado que "garantice un sistema público de pensiones suficiente y sostenible" y alude a "fuentes de financiación ciertas". Igualmente, insta al Gobierno autonómico a "continuar complementando" las pensiones más bajas a través de la RGI en tanto llega la prometida reforma anunciada por la consejera Beatriz Artolazabal para el primer trimestre de 2018 y que, probablemente, no llegue en plazo. Del 1 de marzo aquí se ha caído la reclamación de que sea transferida a Euskadi la gestión económica del régimen de la Seguridad Social, como prevé el Estatuto de 1979.

El resultado del debate no ha gustado a los proponentes. "De espíritus y buenas intenciones los pensionistas no comen. Las políticas simbólicas ya no sirven", ha protestado Nerea Kortajarena (EH Bildu). Minutos antes del arranque del punto sobre pensiones en el pleno parlamentario, alrededor de un centenar de pensionistas se han concentrado frente a la Cámara. Han expresado que sus reclamaciones de que las pensiones crezcan hasta los 1.080 euros son "legítimas" y "legales" y han salido muy disgustados de la votación, tras la cual han calificado de "hipócritas" a los partidos que no han apoyado el texto original, entre otras palabras gruesas.

El Parlamento vasco ya inadmitió a trámite hace tres años una iniciativa legislativa popular en el mismo sentido. En aquella ocasión, la Cámara emitió un informe jurídico desfavorable que subrayaba que la competencia de pensiones era del Estado. Los manifestantes hoy han recordado que contaban con casi 80.000 apoyos y que esas firmas se fueron a un cajón.

"Las pensiones tienen que garantizar lo que tienen que garantizar, no a todo el mundo una pensión digna"

El parlamentario del PP, Antón Damborenea, ha insistido durante el debate en que las pensiones deben estas ligadas a la cotización por lo que "las pensiones tienen que garantizar lo que tienen que garantizar, no a todo el mundo una pensión digna". Éste es un extracto de la réplica de Damborenea: "Cuando yo le digo que hay gente que no cotiza, lo cual es verdad, lo que le quiero decir es que hay gente que no tiene derecho, ni debe tener derecho a cobrar una pensión. Que las pensiones no son un derecho universal, que es del que cotiza y en función de lo que cotiza, y si no usted se carga el sistema. Punto. Y aquí los que defendemos el sistema público somos nosotros, que las pensiones tienen que garantizar lo que tienen que garantizar, no a todo el mundo una pensión digna. No, esto no funciona así. Para eso está la RGI, no el sistema de pensiones. Yo qué quiere que le diga. Mire, yo últimamente, supongo que es por edad, conozco mucha gente que se jubila y lo celebran, oiga lo celebran. El mes pasado me invitaron tres veces. Celebraban que se jubilaban, oiga usted, eso pasa con mucha gente. Ya sé que hay mucha gente que no celebra y no tiene nada que celebrar, y a esos es a los que hay que ayudar. Y para eso tenemos la Renta de Garantía de Ingresos".

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha