eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Cierra la campaña iraní con la economía y la apelación al voto útil como ejes

- PUBLICIDAD -
Cierra la campaña iraní con la economía y la apelación al voto útil como ejes

Cierra la campaña iraní con la economía y la apelación al voto útil como ejes

Irán cerró hoy la campaña para sus elecciones legislativas del viernes, que tuvo su eje en la economía, en los llamamientos al voto útil y en los intentos conservadores de desprestigiar a los aliados del presidente, Hasán Rohaní, favoritos para reafirmar en el Parlamento la progresiva apertura del país.

Durante la breve campaña, que arrancó el pasado jueves y que oficialmente culminó a primera hora de la mañana de hoy, los candidatos intentaron dar a conocer sus propuestas y sus posturas dentro de los rígidos códigos y costumbres electorales de la República Islámica.

En Teherán hubo carteles y distribución de folletos durante estos días, aunque no se produjo ningún mitin masivo y los encuentros de los candidatos con los electores se redujeron a pequeñas reuniones en lugares cerrados.

Sí hubo una campaña más dura en los medios afines a uno u otro sector, donde se cruzaron feroces críticas y donde se pidió abiertamente el apoyo a los candidatos.

El bloque favorito, compuesto por los sectores reformistas, moderados e incluso algún destacado conservador como el presidente del Parlamento actual, Alí Lariyaní, presentó sus candidaturas como las únicas capaces de impulsar el crecimiento económico del país y como la solución para cerrar el camino al "extremismo" de los sectores "principalistas" que puede poner en peligro los avances obtenidos por Rohaní.

Con este foco en lo económico, los reformistas han abandonado propuestas explícitas de cambio en la República Islámica, que antes eran claves en su programa, y se han centrado en objetivos más pragmáticos con la esperanza de resurgir en la vida política del país, de la que desaparecieron tras las polémicas elecciones de 2009 y la dura represión que siguió.

Conscientes de esta postura, su campaña se centró también en pedir la asistencia masiva a las urnas también como la única forma de evitar el éxito de los "principalistas", un pedido expreso a los sectores liberales y acomodados que conforman su electorado potencial pero que cree en menor medida en el sistema de la República Islámica y no quieren apoyarlo con su voto.

Tal es así que el propio presidente Rohaní pidió hoy en su cuenta de Instagram una "participación máxima" para que eso sea "el final del extremismo".

Los "principalistas" y sus aliados entre el clero más conservador y las estructuras de seguridad del régimen, además de tratar la cuestión económica y dudar de las capacidades de Rohaní, han buscado desprestigiar al bloque reformista acusándolo de traidor y de querer abrir el camino a la influencia del "enemigo" en el país.

Particularmente han aprovechado la petición del canal en persa de la BBC de que no se vote a sus candidatos para acusar al resto de ser "la lista de los ingleses" y de obedecer intereses extranjeros.

Esas críticas fueron duramente respondidas por sus rivales, incluido Rohaní, quien consideró un "error" exagerar por motivos electorales la influencia extranjera en las elecciones y un "insulto a la inteligencia" de los electores.

"Hay que parar con la exageración de la influencia de viejos y obsoletos poderes coloniales en las elecciones y subestimar así a la nación iraní, están cometiendo un error", dijo anoche Rohaní en un mensaje directo a sus rivales.

En los llamamientos a la participación masiva, los reformistas coincidieron con las estructuras más duras del régimen, como el poderoso clero chií y el líder supremo Alí Jameneí, quien pidió el voto masivo para mostrar al mundo "que el desafío" de la Revolución Islámica sigue vigente.

En los comicios de mañana, 54.915.024 iraníes están llamados a renovar los 290 escaños de la Asamblea Legislativa Islámica y los 88 de la Asamblea de Expertos, el cuerpo formado por clérigos chiíes encargado de elegir un nuevo líder supremo en caso de vacante.

Según informó hoy el ministro del Interior, Abdolreza Rahmaní Fazlí, los 52.000 colegios electorales repartidos en las 207 circunscripciones del país abrirán sus puertas a las 8 de la mañana y recibirán votos hasta las 8 de la noche o "hasta que sea necesario si hay gente esperando para votar".

Rahmaní indicó también que finalmente concurrirán 4.979 candidatos a diputado y 159 para la Asamblea de Expertos de los 6.229 y 161 que fueron autorizados después de que muchos se retiraran a última hora.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha