eldiario.es

9

Pérez Tapias pide una consulta catalana frente al "retraimiento" de Madina y Sánchez

Señala que está a favor de pedir la opinión a los catalanes sin que sea vinculante "tal y como lo planteó el PSC"

Apuesta por resituar al PSOE "dentro de una izquierda reconocible" y librarlo de "contaminaciones neoliberales"

Tapias pide una consulta catalana frente al "retraimiento" de Madina y Sánchez

El candidato aclara que el resultado de la consulta no es vinculante ni incompatible con reformar la Constitución.

El candidato a secretario general del PSOE José Antonio Pérez Tapias se ha mostrado hoy partidario de la celebración de un "referéndum consultivo no vinculante" en Cataluña, frente a las posiciones "más retraídas" de sus rivales, Pedro Sánchez y Eduardo Madina.

"Hay que hacer un referéndum de Cataluña", defiende el candidato durante una entrevista con Efe, en la que cree que esa posibilidad "podría tener amparo dentro de la Constitución" aunque reconoce que habría que hacer "algunos ajustes legales".

Subraya, no obstante, que esa consulta "no es un referéndum de autodeterminación", que sí sería vinculante, y que "no hay por qué verlo así".

"Estoy a favor de una consulta tal y como lo planteó el PSC desde que empezó a hablar de esto en la campaña electoral de las autonómicas; una consulta amparada por la legalidad, donde la ciudadanía ejerza el derecho a decidir, al que hay que darle también un encauzamiento democrático suficiente", explica, y apunta que ese "referéndum consultivo, no vinculante" serviría para dar una "imagen clara" de lo que la ciudadanía de Cataluña piensa.

A su juicio, el PSOE puede defender esa consulta "desde un planteamiento federalista, para ejercer el derecho a decidir sabiendo que no es derecho de autodeterminación".

La consulta, además, "no suplantaría ni quitaría del horizonte inmediato que una vez hecha la reforma constitucional hubiera el referéndum precedente para que toda la ciudadanía española se pronunciara", teniendo en cuenta lo previamente expresado por Cataluña.

Tras recordar que hay "hay reputados constitucionalistas que piensan que un referéndum consultivo no decisorio podría establecerse si el gobierno quisiera dar los pasos correspondientes para autorizarlo", Pérez Tapias reivindica que el problema de Cataluña hay que abordarlo "mirándolo a la cara" y, en el caso del PSOE "avanzando" desde la posición que acordó hace un año en la Declaración de Granada.

A este respecto, Pérez Tapias confía en que el único candidato a líder el PSC, Miquel Iceta, al que reconoce una "trayectoria de solvencia política considerable", va a "intentar desbloquear esta situación por algún sitio".

En cambio, opina que los otros candidatos a secretario general del PSOE, Pedro Sánchez y Eduardo Madina, "en este punto tienen posiciones más retraídas", ya que "simplemente se suman a la Declaración de Granada de reforma federalista del Estado de las autonomías".

Convencido de que sólo avanzando un poco más se puede "mantener el Estado español con un recorrido en el largo plazo sobre la base de una unidad", el candidato atribuye "precisamente a las indefiniciones en este y otros temas" que su partido esté "muy menguado electoralmente".

Según Tapias, el PSOE "lleva mucho tiempo llegando tarde y en política quien llega tarde es que no llega".

Comprometido a llevar su candidatura hasta el final, es decir a no pactar con otro candidato antes del día 13, este sevillano, decano de la Universidad de Granada, profesor de la Facultad de Filosofía y Letras y representante de la corriente Izquierda Socialista, apuesta por resituar al PSOE en una "izquierda reconocible", limpiándolo de toda "contaminación neoliberal" del pasado.

Ya ha anunciado que no se presentará a las primarias para elegir al candidato a la Moncloa porque está en contra de la acumulación de poder, de los personalismos y los presidencialismos y, frente a quienes avisan de que la bicefalia a veces no ha dado buen resultado en el PSOE, defiende que "la socialización del poder puede ser muy beneficiosa".

En este contexto avisa de que hay "mucho clientelismo político" dentro de su partido que hay que "desterrar", unos "vicios enquistados" como la permanencia en los cargos o la incompatibilidad con los que hay que acabar para que la organización funcione de forma más dinámica, clara y participativa.

También es partidario de que se hagan consultas a los militantes sobre determinadas cuestiones de calado, para que no decida sólo la dirección en esos temas. Por ejemplo, está seguro de que la reforma del artículo 135 de la Constitución en verano de 2011 hubiera sido rechazada por las bases.

Además, aboga por reforzar alianzas por la izquierda para impulsar propuestas transformadoras, siempre post electorales, incluso con Podemos, y nunca con la derecha, ni siquiera en Europa.

En la entrevista, reconoce además que su partido no es tan contundente como debiera con el caso Gürtel, porque los socialistas tampoco han "resuelto ciertas cosas" ni han "asumido responsabilidades políticas suficientes" en materia de corrupción.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha