eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El candidato Franco Parisi dice que va a limpiar el aparato público chileno de los favores políticos

- PUBLICIDAD -
El candidato Franco Parisi dice que va a limpiar el aparato público chileno de los favores políticos

El candidato Franco Parisi dice que va a limpiar el aparato público chileno de los favores políticos

El candidato independiente Franco Parisi, a quien las encuestas dan el tercer lugar en la carrera presidencial de Chile, asegura que suprimirá los favores políticos con que, según él, han gobernado la Alianza y la Concertación y dice estar convencido de que disputará la segunda vuelta con Michelle Bachelet.

Parisi, etiquetado por los analistas como un "populista de derechas", no cree que los partidos políticos como cauce de expresión popular estén llamados a desaparecer, "pero sí que se tienen que reencantar a la gente".

"Yo no tengo ningún problema con los partidos político; yo tengo problema con la elite de los partidos políticos, que es distinto, porque, ellos creen que son dueños de la democracia", explica en una entrevista con Efe.

El "candidato de la gente", como se hace llamar, apunta que en los últimos diez años "son las mismas personas las que repiten una y otra vez" al frente de los partidos.

A pesar de que se le sitúa en el sector conservador, muchas de sus propuestas coinciden con las de la candidata de la Nueva Mayoría, la exmandataria Michelle Bachelet, como la creación de una administradora de pensiones pública, el matrimonio homosexual, la eliminación del sistema electoral binominal, la despenalización del aborto en determinados casos y una nueva Constitución.

"Pero la diferencia está en que nosotros sí vamos a hacer los cambios", puntualiza. "Yo voy a limpiar el aparato público de los favores políticos".

Parisi, considerado el "candidato sorpresa de esta campaña", sostiene que la Concertación primero y la Alianza después han gobernando Chile en los últimos 24 años devolviendo favores a aquellos que les han beneficiado.

Por eso se propone "mejorar la distribución del ingreso, la distribución del poder y la distribución de las oportunidades".

Contrario a la propuesta del Gobierno y de la candidata oficialista Evelyn Matthei de crear un "observatorio judicial" para vigilar a los jueces y magistrados más "blandos" con los delincuentes, Parisi cree que el problema se resuelve con más medios humanos y materiales.

Él es el único de los cuatro principales aspirantes que carece de una coalición o un partido que le pueda apoyar en el Parlamento, pero no considera que eso sea un obstáculo.

"Es mentira que la gobernabilidad la den la Alianza y la Concertación", asegura de manera contundente. "Hay que acabar con las órdenes que dan los partidos a sus parlamentarios. Si soy presidente, eso se va a acabar".

Atribuye su fulgurante ascenso electoral (le está pisando los talones a Evelyn Matthei) al hecho de que su mensaje ha calado entre los chilenos, "que están hartos del amiguismo" y las malas prácticas políticas.

Acusado por los antiguos empleados de las escuelas que administraba de no haber pagado las contribuciones a la seguridad social, Parisi se defiende argumentando que ésa no era una responsabilidad del director, sino de los dueños de los colegios, el Club de la República (la masonería chilena).

"Yo no soy el empleador", asegura Parisi, quien por este asunto afronta una demanda en los tribunales y ha sido atacado con dureza por Evelyn Matthei, quien le ha acusado de "robar a los trabajadores".

"Ha habido una maquinación para perjudicar mi campaña, porque la señora Matthei está muy asustada", replica Parisi, convencido de que él va a "jubilar a una parte bastante ortodoxa de la política chilena que votó por (Augusto) Pinochet y en contra de la democracia".

"Dependiendo de cuántos jóvenes se levanten a votar" este domingo estima que obtendrá entre un 23 y un 32 por ciento, y eso le permitirá enfrentarse en segunda vuelta a Michelle Bachelet, a quien las encuestas, sin embargo, dan como ganadora sin necesidad de una nueva votación.

No le desagrada en absoluto que le llamen populista. "Eso no me ofende; lo que sí me molesta es que después copien nuestras ideas", manifiesta Parisi, quien en todo caso puntualiza que el suyo "no es un populismo tipo (Hugo) Chávez".

Se siente identificado con el mandatario ecuatoriano, Rafael Correa, pero no con el presidente de Colombia, porque "aunque lo ha hecho bastante bien", considera que Juan Manuel Santos "es más cercano al presidente (Sebastián) Piñera".

"Yo no creo ni en la izquierda ni en la derecha; creo en el pragmatismo del votante", concluye.

Manuel Fuentes

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha