eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Un empresario de Púnica admite que no cobró al PP los actos que organizaba

El antiguo dueño de Waiter Music reconoce que el PP le adjudicaba contratos porque era "amigo" del partido

Jose Luis Huertas confiesa que pagó la comunión de la alcaldesa de Algete y que puso de su dinero en algunos actos del PP

- PUBLICIDAD -
La presidenta del PP madrileño, Esperanza Aguirre, y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en el cierre de campaña de las autonómicas y municipales de 2011. / flickr del PP

La presidenta del PP madrileño, Esperanza Aguirre, y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en un mitin. / flickr del PP

José Luis Huertas, exgerente de Waiter Music y uno de los principales empresarios de la trama Púnica, ha admitido este miércoles en la Audiencia Nacional que el PP de Madrid le adjudicó contratos públicos por ser "amigo" del partido. Él, por su parte, organizaba actos electorales para el PP que nunca llegaba a cobrar. En algunos, incluso, tenía que poner dinero de su bolsillo para sufragar algunos de esos actos. Su relato describe  el sistema que usaba el partido de Esperanza Aguirre para financiar mítines y otros actos de campaña en la Comunidad de Madrid.

Según fuentes presentes en la declaración, Huertas ha admitido que organizó  actos del PP de Madrid en los años 2007 -cuando se celebraron elecciones autonómicas y municipales-, 2008, año de elecciones generales, y también alguno en 2009 y 2010. Huertas dirigió durante los años de auge de la Púnica la empresa Waiter Music, l a preferida de los alcaldes del Partido Popular en la región para organizar fiestas y conciertos, que facturó a administraciones del PP más de 19 millones de euros entre 2006 y 2010.

El empresario, a preguntas del juez, ha admitido que se dirigía a los pueblos de la Comunidad de Madrid en los que gobernaba el PP porque este partido le iba a adjudicar contratos públicos por ser "amigo". En los que gobernaba el PSOE ni siquiera hacía el intento de presentarse a los concurso. A cambio, su compañía organizó multitud de actos para el PP de Madrid, algunos durante campañas electorales, que no cobraba.

No cobró nunca los actos del PP

Durante una hora y media de declaración, Huertas ha reconocido que sabía que nunca le iban a faltar adjudicaciones de municipios del PP porque "le debían mucho dinero y lo hacía muy bien". No cobró nunca los actos del PP, y ha puesto como ejemplo un mitin en Algete al que acudió Rodrigo Rato y que le costó 9.000 euros organizar. En otra ocasión tuvo que poner su propio dinero.

Así, ha explicado que se ocupó de montar el concierto de Night of the proms, impulsado por la Consejería de Cultura de la Comunidad de Madrid. El contó con una subvención de 325.000 euros, 225.000 euros de la Comunidad de Madrid y 80.000 de Arpegio. Sin embargo, el coste se disparó y se vio obligado a poner 75.000 de su propio bolsillo.

Entre los favores que hizo al PP, también ha revelado que costeó la comunión de la hija de la alcaldesa de Algete. El montante total ascendió a 32.000 euros, pero Huertas accedió a hacer una factura solo por algo menos de la mitad, 14.000 euros, que le pagaron en efectivo. No recibió ni un euro más. Ha añadido que fue su teniente de alcalde, David Erguido, quien le recomendó que solo cobrase la mitad.

También ha relatado que organizó actos para el Patronato Madrileño de Áreas de Montaña, que agrupa a una treintena de pueblos, aunque estos sí los cobró. En una de esas fiestas, Francisco Granados preguntó a uno de sus empleados por el propio Huertas, que acabó advirtiendo que el exsecretario general del PP controlaba ese patronato.

Pagos con dinero negro

Es la segunda vez que Huertas se sienta delante del juez de Púnica para desentrañar el funcionamiento de la trama que tuvo en Madrid su territorio preferido. El pasado 7 de marzo confesó que el PP le entregó 30.000 euros en dinero negro para pagar la mitad del acto de fin de campaña de Aguirre en 2007 en el que actuaron Azúcar Moreno e Iguana Tango. 

Como adelantó eldiario.es, la Guardia Civil ya había constatado que ese acto de campaña en el que participaron Esperanza Aguirre, Mariano Rajoy y Alberto Ruiz Gallardón se pagó en parte con dinero negro. Beltrán Gutiérrez, exgerente del PP de Madrid, fue el encargado de pactar los detalles con Huertas.

Huerta se extendió en los detalles y contó en la Audiencia Nacional los trabajos que durante años realizó para el municipio de Valdemoro, primero con Francisco Granados como alcalde, y después con su sucesor, José Miguel Moreno. Según su declaración ambos regidores le pidieron ampliar actos de partido fuera de contrato y luego le decían que tenía que facturarlos incrementando las facturas de otros encargos del ayuntamiento, el único sistema por el que, según él, se podía cobrar la deuda del PP.

El dueño de Waiter Music aseguró que nunca llegaron a pagarle todos los actos que organizó para el PP de Valdemoro e ilustró la relación que tenía con el ayuntamiento con un caso real.  Contó que en una ocasión el sucesor de Granados en la alcaldía, José Miguel Moreno Torres, le dijo: "Luis, tengo el despacho lleno de regalos, no puedo ni pasar, pero no tengo ninguno tuyo".

Huertas continuará declarando en la Audiencia Nacional en, al menos, una tercera sesión que todavía no tiene fecha.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha