Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia Europa Press

Esta información es un teletipo de la Agencia Europa Press y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Gobierno y CCAA pactan estudiar la revisión del reparto del déficit para 2014, pero Griñán insiste en adelantarlo a 2013

EUROPA PRESS

MADRID —

El Gobierno y las CCAA lograron alcanzar hoy un acuerdo por unanimidad para estudiar la revisión del reparto de la carga del déficit en 2014, sin embargo, en ese pacto hay una "discrepancia", según el presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, quien ha advertido que, a pesar de suscribir el acuerdo, seguirá intentado que se adelante a 2013.

Se trata del asunto que ha centrado hoy el debate de la Conferencia de Presidentes que ha tenido lugar a lo largo de todo el día en el Senado, presidida por Mariano Rajoy y precedida de un desayuno informal de los presidentes autonómicos y el jefe del Ejecutivo con el Rey Don Juan Carlos y el Príncipe de Asturias.

El Gobierno ha logrado el objetivo que buscaba y que expresó claramente Mariano Rajoy en su discurso de inicio de la Conferencia: lograr transmitir a Europa un mensaje de acuerdo en el cumplimiento de los objetivos de déficit fijados tanto para este ejercicio como para el próximo.

De hecho, Rajoy se mostró muy satisfecho con el pacto alcanzado, expresó su convencimiento de que todas las CCAA "van a hacer cuanto esté en sus manos para cumplir" y dejó claro que "es muy importante porque ayuda a la confianza en nuestro país" y es un "buen mensaje de cara a los mercados".

Pero también ha dado satisfacción en buena medida a las demandas que habían hecho las CCAA gobernadas por el PSOE, así como por Cataluña y Canarias, ya que el pacto incluye que el "Consejo de Política Fiscal y Financiera establezca un procedimiento de cara al año próximo para determinar los criterios de reparto entre las Administraciones Públicas de los objetivos de déficit".

Este planteamiento ha sido por el que han batallado hoy los tres presidentes socialistas, además de Artur Mas y Paulino Rivero: redistribuir la carga del cumplimiento del déficit entre las CCAA y la Administración central. Sin embargo, el planteamiento inicial de estos era que el Gobierno compartiera con las CCAA el 'oxígeno' que le ha dado Bruselas a España --para retrasar un año el cumplimiento del déficit-- para el próximo año 2013.

RAJOY: EL PRESUPUESTO DE 2013 ESTA HECHO

Pero durante la reunión, Rajoy dejó claro que para el próximo año es imposible porque el Presupuesto ya está hecho y argumentó que no se puede tocar el reparto porque sería contraproducente para España en los mercados.

Además, el ministro de Hacienda, Cristobal Montoro, presente en la reunión, dejó claro que el problema no es que las CCAA puedan tener más o menos déficit, sino que muchas de ellas no se podrían financiar libremente en los mercados.

Así las cosas, todos los presidentes autonómicos aceptaron que esta revisión se aplique para 2014. Aunque fuentes del Gobierno y del PP han precisado que no esto no significa que se vaya a aplicar con total seguridad la revisión. "Se puede aplicar o no", argumentaron las fuentes consultadas, quienes recalcaron que todo dependerá de las circunstancias del momento.

LA REVISION "SE PUEDE APLICAR O NO" EN 2014

En cualquier caso y a expensas de que se aplique o no la revisión en 2014, lo cierto es que el presidente andaluz, aunque ha suscrito el acuerdo, ha dejado claro que en esta cuestión hay una "discrepancia" clara porque él considera que el mejor reparto de la carga del déficit tiene que aplicarse en 2013. Su intención de seguir peleando por este objetivo quedó patente.

Y en esta tarea puede que cuente con el apoyo de Artur Mas, quien también expuso el mismo punto de vista tanto en su intervención de la mañana como en las que tuvo por la tarde. Unas intervenciones que, aunque reivindicativas con el reparto del déficit, fueron "impecables" según las calificaron posteriormente los presidentes populares, ya que el presidente catalán se había limitado a "cumplir el guión", ciñéndose a las cuestiones técnicas y dejando fuera sus reivindicaciones soberanistas.

MAS DEJO FUERA EL DISCURSO SOBERANISTA

Artur Mas ni siquiera respondió, ni veladamente, a las apelaciones a la unidad de España que realizaron varios populares durante la Conferencia de Presidentes y las llamadas a aparcar los particularismos. No obstante, algunos presidentes autonómicos tuvieron dudas de que fuera a firmar la declaración porque, el jefe del Ejecutivo catalán no tenía constancia del documento que se encontró al inicio del encuentro, delante de su asiento. De hecho, en las imágenes que tomaron las cámaras al inicio dio la impresión de que hacía gestos de disconformidad mientras lo leía. También hubo dudas del Gobierno hasta el último momento de que los presidentes socialistas suscribieran la declaración.

Finalmente, Artur Mas también aceptó, como los demás, el texto del Gobierno, aunque sí fue la excepción en la escenificación final, ya aplazó la rueda de prensa a mañana en la sede de la Generalitat en Barcelona, rechazando así el ofrecimiento de disponer de una sala en el Senado, como tuvieron el resto de presidentes autonómicos.

PUNTOS INCLUIDOS SOBRE LA MARCHA EN LA CONFERENCIA

Este punto sobre el reparto de la carga del déficit no estaba en el borrador inicial que el Gobierno repartió entre los asistentes, pero fue incluido en el documento durante la reunión de la tarde. Fue la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría quien realizó los cambios sobre la marcha.

Pero la declaración que han suscritos los presidentes autonómicos también incluye otros asuntos. De hecho, este pacto supone para el Gobierno lograr el respaldo de todas las regiones con: las obligaciones derivadas del Tratado sobre la Estabilidad, Coordinación y Gobernanza de la Unión Económica y Monetaria, comúnmente conocido como pacto fiscal; así como con la recomendación dirigida por el Consejo a España el pasado mes de julio en el marco del Procedimiento de Déficit Excesivo y las recomendaciones específicas dirigidas por el Consejo a España en el marco del semestre europeo.

Todas estas "obligaciones" con Europa son las que se han visto reflejadas en la política de recortes y subida de impuestos que ha ido aplicando el Gobierno de Mariano Rajoy en los últimos meses. Por lo que en cierta medida se está dando un respaldo a los esfuerzos del Gobierno para cumplir con la UE.

DEBATE ENTRE ANDALUCIA Y ASTURIAS

Otro asunto que suscitó polémica fue la necesidad de hacer una evaluación sobre el sistema de financiación autonómica, que toca revisar a partir de 2013, ya que se pactó que se evaluara cada cinco años. Pero la polémica no fue entre los socialistas y populares, sino entre los propios socialistas. La discusión entre José Antonio Griñán y su compañero, el presidente Asturiano, Javier Fernández, ocupó buena parte del debate. Finalmente, los asistentes lograron convencer al asturiano de que este asunto se debía revisar de todas formas en 2013 y era lógico que se incluyera en la declaración.

Finalmente, los presidentes autonómicos respaldaron también en esta declaración la necesidad de que se cumplan los acuerdos del Consejo Europeo del pasado mes de junio para "avanzar sin reservas en la integración europea" en cuatro ámbitos: bancario, unión fiscal, integración económica y mayor integración política.

Lo que no incluye es un anhelo que expresaron algunos de ellos durante el desayuno informal que tuvieron por la mañana y es la necesidad de verse más a menudo, sobre todo, por la cantidad de problemas que tienen a cuestas. Griñán lo expresaba así durante su rueda de prensa: "no es normal que nos veamos de pascuas a peras".

Etiquetas
Publicado el
2 de octubre de 2012 - 21:03 h

Descubre nuestras apps

stats