eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La madeja burocrática de la transparencia en España

Tres oficinas, un portal y un consejo gestionan el laberinto de la transparencia en España. Estas entidades dependen del Ministerio de la Presidencia, del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas o de ambos

El laberinto administrativo es una de las causas por las que solo se han registrado 2.000 solicitudes de información en el Portal de Transparencia

GRÁFICO: Así es el organigrama de la transparencia en España

- PUBLICIDAD -
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, atraviesa las puertas de dependencias del Palacio de La Moncloa. / Foto: EFE/Sergio Barrenechea.

La transparencia en España no solo funciona en diferido. También es bastante opaca. Y se oculta detrás de una madeja burocrática que entrelaza ministerios, oficinas y consejos con dependencias orgánicas y jurídicas distintas, nombres similares y competencias a veces solapadas.

Comprender los cauces por los que discurre la transparencia es una tarea difícil y pedir información sobre los diferentes organismos y oficinas que trabajan para la misma es como internarse en un laberinto. Tanto es así que cuando eldiario.es se ha dirigido al Portal de la Transparencia para preguntar cómo es el proceso de control de puertas giratorias en la web, los responsables del mismo han recomendado que hagamos esa pregunta como una solicitud a través del propio portal (las respuestas pueden tardar en llegar 30 días) o que se soliciten directamente los datos al 060, teléfono de atención al ciudadano donde informarse de ofertas de empleo público, trámites ante la DGT, etcétera.

"Para la mayoría de las personas es confuso comprender cómo funciona la transparencia, por eso hay muy pocas solicitudes. Hasta junio, según han informado, ha habido unas 2.000 solicitudes", explica la directora de Access Info Europe (organización que promueve el derecho de acceso a la información en Europa), Helen Darbishire. En marzo, el número era de 1.198. Darbishire cree que el número menguante de peticiones de información "puede tener que ver con la valla de entrada y con la poca información que nace desde el consejo y las oficinas".

Para pedir información al portal hay que tener un certificado digital o una clave que dura doce horas y que otorga Hacienda. "Cada vez que lo quieres utilizar hay que poner tu DNI y datos de tu cuenta bancaria. Esto es una valla enorme entre nosotros y la administración", explica Darbishire.

El engranaje burocrático de la transparencia también es complicado. Los datos que llegan al ciudadano dependen de cinco entidades adscritas al Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas o al Ministerio de la Presidencia. Estas entidades son: la Oficina para la Ejecución de la Reforma de la Administración, cuya presidenta es Angelina Trigo; la Oficina de la Transparencia y el Acceso a la Información, dirigida por Victoria Figueroa Domínguez; el Portal de la Transparencia, que depende directamente de las dos oficinas anteriores; el Consejo Superior de Transparencia, que es independiente jurídicamente y trata de velar por el acceso a la información de los solicitantes; y, finalmente, la Oficina de Conflicto de Intereses, que es el lugar al que llegan las solicitudes de los cargos públicos para poder pasar a la actividad privada.

Para la directora de Access Info Europe "es bueno que haya diferentes contrapesos" y que interactúen varias entidades trabajando por la transparencia. "El problema", matiza, "es que Presidencia ha creado el portal de una manera poco abierta, solo quieren saber quién pregunta".

Los organismos para la transparencia

En lo alto de la pirámide de la transparencia se sitúa la Oficina para la Ejecución de la Reforma de la Administración que se creó en junio de 2013 para vigilar las medidas incluidas en la Comisión para la Reforma de las Administraciones Públicas (CORA) en octubre de 2012. Esta oficina depende orgánicamente del Ministerio de la Presidencia pero su funcionamiento depende tanto de Presidencia como del gabinete de Hacienda y Administraciones Públicas.

Justo debajo de la oficina presidida por Angelina Trigo se encuentra la Oficina de Transparencia y Acceso a la Administración. Esta entidad se encarga de actuar como unidad de información del Ministerio de la Presidencia, de la coordinación de la información de la Administración General del Estado y de la elaboración y control de los informes que se remiten al Portal de Transparencia.

Esta oficina también fue la encargada de diseñar en 2014 el Portal de Transparencia y se encarga de atender a los ciudadanos sobre el modo de acceso a los servicios y procedimientos en materias propias del departamento así como de tramitar las quejas y sugerencias que pudieran derivarse de su funcionamiento.

En el tercer escalón nos encontramos por fin con el Portal de la Transparencia que contiene informaciones como la situación de las puertas giratorias de los políticos que emigran al sector privado, las informaciones solicitadas por los ciudadanos, el valor catastral de los inmuebles del Estado o datos relevantes de las comunidades autónomas y las corporaciones locales como subvenciones, presupuestos o contratos.

El Portal de la Transparencia suscitó polémica desde el día que apareció. Para algunos grupos políticos y sectores sociales, la información que contiene es escasa o semitransparente. Además, en algunas ocasiones tarda más de lo esperado en modificarse tal y como ha sucedido recientemente con la actualización del control de las puertas giratorias, exactamente seis meses.

El Consejo de Transparencia y Buen Gobierno es un organismo público adscrito al Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas pero tiene personalidad jurídica propia y actúa con autonomía e independencia. Su labor es la de velar por el cumplimiento de las obligaciones de publicidad, salvaguardar el derecho de acceso a la información pública y garantizar el buen gobierno. Es decir, si un ciudadano hace una petición de información en el Portal de Transparencia y éste no le responde, el Consejo es el encargado de que la situación se solucione.

“El consejo tiene intención de hacer más comunicación con la ciudadanía, pero tienen unos recursos muy limitados. El Gobierno no ha hecho mucho para informar sobre esta causa y los derechos de la gente”, asegura Darbishire.

Y finalmente, la transparencia en España también depende de la Oficina de Conflicto de Intereses, adscrita al Ministerio de Hacienda. Esta oficina es la que recibe, por ejemplo, las peticiones por parte de los políticos para obtener la autorización que les permite comenzar a trabajar en el sector privado.

Después de innumerables llamadas a todos los organismos pertinentes, el organigrama que hemos podido extraer de la maraña que supone abordar la transparencia es el que acompaña a esta información.

Organigrama de la transparencia en España

Organigrama de la transparencia en España

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha