eldiario.es

9

TECNOLOGÍA

Adiós a los 'emojis' de Android: una historia de amor y odio

Los emojis de Google cambiarán totalmente su diseño con la próxima versión del sistema Android

Repasamos cómo los emoticonos han evolucionado a lo largo del tiempo y su importancia para la comunicación digital

Emoji google

Los emojis se han convertido en una forma más de comunicación. A veces, no hacen falta ni palabras: basta con enviar un corazón o una cara enfadada para conocer la respuesta. Google sabe que en el mundo de la mensajería instantánea los emoticonos importan, y mucho. Por ello, la compañía ha anunciado que en su próxima versión de Android los rediseñará por completo para ilustrar mejor los estados de ánimo. Los que conocemos hasta ahora, tan odiados como amados (aunque sea por pocos), desaparecerán.

Los emoticonos inundan los chats, ya sea en Messenger, WhatsApp, Telegram o Twitter. Como Facebook informó en el Día Mundial del Emoji, los usuarios envían más de cinco mil millones de emoticonos a través de la red social. De todos ellos, los más utilizados son los que muestran risa o corazones.

Aunque puedan parecer ilustraciones sin importancia, los emojis se han convertido en un lenguaje propio que representan las relaciones digitales. Según afirman en The Guardian, estos son un elemento básico de comunicación para expresar el tono de un mensaje.

Pero como recogen en el medio británico, los emoticonos no son aceptados de igual forma por todos. "Los niños de mañana no entenderán la lengua inglesa", bromeaba Craig Federici, un directivo de Apple, durante la presentación de un nuevo paquete de emoticonos. No obstante, estos sirven para algo más que ahorrar en palabras. Además de ayudar a reflejar emociones, también son una forma de representar a ciertos colectivos.

Evolución del mismo emoticono en Android

Evolución del mismo emoticono en Android Emojipedia

Del mismo modo que la RAE actualiza el diccionario para incorporar términos como "matrimonio homosexual", las empresas y usuarios también intentan fomentar la igualdad a través de la comunicación instantánea. Ocurrió cuando Google decidió apoyar la igualdad de género, cuando una adolescente luchó para que el hiyab estuviera incorporado en Unicode, o cuando Apple incluyó opciones para reproducir a familias monoparentales o entre personas del mismo sexo.

El problema es que, aunque Unicode registra un código universal para todos los signos, cada compañía se encarga de incorporar nuevos o de reinterpretar los ya existentes. Por esa misma razón no aparecen los mismos emoticonos en todas las plataformas. Apple tiene los suyos, Android también, e incluso apps como WhatsApp añaden aquellos que sus programadores desean.

Desde los emojis en blanco y negro hasta blob

A pesar de ello, Google tiene una historia particular con sus emojis. Desde sus primeras versiones, la compañía ha sido víctima de burlas por ofrecer unos iconos que para muchos usuarios no estaban a la altura de lo que ofrecía Apple, su principal competidor.

Como apuntan en Android Central, el sistema operativo de Google no ha destacado por cuidar demasiado su paquete de emojis. La primera vez que los incorporaron fue en 2012, cuando apareció la versión 4.2 del sistema. ¿El resultado? Unos androides en blanco y negro que apenas se distinguían en la pantalla del teléfono. Descubrir si alguno de ellos expresaba enfado o alegría era todo un ejercicio de observación.

A la izquierda: Android 4.1. A la derecha: iOS 6. Ambas versiones lanzadas en 2012

A la izquierda: Android 4.2. A la derecha: iOS 6. Ambas versiones lanzadas en 2012 Getemoji.com

El soporte nativo para emoticonos llegaría finalmente con Android 4.3 Jelly Bean. Fue cuando Google presentó a los blobs, unos emoticonos con forma de gominolas que desataron el horror entre algunos usuarios. Las expresiones de aquel muñeco amorfo apenas se distinguían con claridad y, de nuevo, quedaban en desventaja con respecto a las versiones de Apple.

Intentaron arreglarlo con Android N, donde redefinieron algunas de sus líneas. Sin embargo, todavía era insuficiente. La mayoría de los iconos seguían siendo homogéneos y casi indistinguibles entre ellos. Tenían el mismo tamaño, el mismo color, y las variaciones eran mínimas. Al menos, con la actualización añadieron formas humanas en lugar de gominolas con peluca.

Las variaciones de 'blob'. Arriba: Android 4.3. Abajo: Android 7

Las variaciones de 'blob'. Arriba: Android 4.3. Abajo: Android 7 Emojipedia

A pesar de todo el odio, blob también consiguió captar algunos adeptos. Natt Garun, redactora en The Verge, afirma que los adora porque "son bonitos, únicos, y muestran mucha personalidad y expresividad". Además, señala que los nuevos emoticonos de Android O (la última versión del sistema operativo) son todavía más confusos y peores que los anteriores. También opinan lo mismo en Business Insider, donde se lamentan de que Google elimine sus "adorables" símbolos y los sustituya por otros más genéricos. "Parece que están pintados a mano", dicen en el medio británico. Desde luego, una opinión no compartida por todos.

Android O y la muerte de blob

Cuando Blob parecía que había venido para quedarse, Google anunció que desaparecería junto a la llegada de Android O. Rachel Been, la directora creativa de la empresa, explicó en Medium que "uno de los objetivos principales con el rediseño era evitar la confusión o la falta de comunicación entre plataformas". Así, querían asegurarse de que estos pudieran cumplir con su función independientemente de la interfaz utilizada.

La transformación no ha sido fácil. Los diseñadores necesitaron 18 meses de trabajo para desarrollar una nueva colección con estética más realista. Para conseguirlo, Rachel explicó que utilizaron una plantilla donde indicaba cómo trazar con exactitud cada detalle, algo útil para darles una escala adecuada e identificar las áreas donde deben situarse elementos como los ojos o la boca.

Plantilla de Google para los nuevos 'emojis' de Android O

Plantilla de Google para los nuevos 'emojis' de Android O

Aprovechando el Día Mundial del emoji, Google escribió una carta para despedir sus emoticonos donde manifestaban que "romper es algo difícil de hacer, pero encontraremos el amor en un lugar sin blob". Su desaparición no tiene fecha oficial, pero algunos expertos creen que con Android O, que se lanzará definitivamente a finales de agosto, llegará su muerte.

Aunque la última versión del sistema no llegará a todos los teléfonos, los nuevos emojis serán igualmente visibles tras actualizar el teclado de Google o Hangouts. Aun así, para los nostálgicos, Blob seguirá presente en forma de sticker para la app de mensajería Allo. Un recuerdo insuficiente para sus fanáticos y agridulce para sus detractores.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha