eldiario.es

Menú

TECNOLOGÍA

La minería de bitcoins salta a los titulares

Mientras que la policía habla de "una de las mayores cantidades de centros de minería bitcoin" incautados, al final tan solo se trata de 78,3 bitcoins con un valor de poco más de 31.000 euros

Un experto señala lo sorprendente, por ineficaz y costoso, del método empleado por los sospechosos para generar la criptomoneda

- PUBLICIDAD -
Mineros suecos de finales del XIX

Tres mineros suecos que no conocieron el bitcoin

El pasado miércoles 25 de mayo la policía nacional difundió una nota de prensa donde informaba del arresto de treinta personas en varias ciudades españolas. Las detenciones al parecer fueron el fruto de una investigación "contra un entramado dedicado a la distribución ilícita de contenidos de televisión de pago mediante cardsharing e IPTV".

El titular de la nota, tanto en la primera versión que publicaron como en la segunda ampliada, reza: "Intervenida una de las mayores cantidades de centros de minería Bitcoin localizados en Europa hasta la fecha". Sin embargo, hay que leer hasta el décimo párrafo de la nota para encontrar lo siguiente: "Durante los registros los agentes se han incautado de seis centros de minería bitcoin [...] 78,3 bitcoins (con un valor de 31.320 euros)".

Quizá lo más llamativo es que se escriba este titular para un dato que aparece claramente en la segunda mitad de la nota de prensa, y que se hable de un hallazgo importante, cuando de momento solo se ofrece una cifra de poco más de 30.000 euros. Más aún cuando en ese mismo párrafo se especifica que también se incautaron aparte de los "seis centros de minería bitcoin", 48.800 decodificadores, 183.200 euros en efectivo, diez vehículos de gama alta, cuatro motocicletas, un "vehículo de lujo falsificado" [sic], una avioneta, además de diversa documentación y material informático.

Las diferencias con la nota de prensa de Europol

Contrasta esta nota de la policía nacional con aquella elaborada por sus homólogos de Europol, uno de los organismos con cuya colaboración han contado en esta operación. En el titular simplemente se alude al desmantelamiento de una red dedicada a la distribución ilegal de canales de pago, y solo en el párrafo final se expone sucintamente el asunto de los bitcoins, coincidiendo con la policía nacional tanto en la cantidad de los mismos que se incautó y su valor como en la magnitud de estos centros. No obstante, también concuerda al señalar la exigua cantidad de criptomoneda requisada hasta ahora.

Sergio Carrasco, abogado, ingeniero de telecomunicaciones e informático de la consultora Fase Consulting, explica a eldiario.es qué es exactamente el minado de bitcoins: "La minería de bitcoins se basa en generar nuevos bloques con los que se va a poder operar con esta criptomoneda, es decir, se realizan una serie de operaciones matemáticas sobre una cadena, y se queda incrustado para luego poder transferirlas a las carteras y demás. Es el proceso a través del cual, por decirlo de alguna manera, crean nuevos bitcoins".

Treinta detenidos en una gran operación en centros de "minería" de bitcoin

Treinta detenidos en una gran operación en centros de "minería" de bitcoin EFE

Crear bitcoins no es ilegal

La minería de bitcoins no es ilegal en sí misma. Este extremo se encarga de esclarecerlo Carrasco en un artículo publicado en la página de la consultora, precisamente con motivo de la aparición en Internet de esta nota de prensa. Además, añade en la conversación con eldiario.es refiriéndose a las incautaciones policiales, que "ellos [los agentes] pueden hacer un cálculo de cuánto se ha generado desde cada uno de los equipos, porque la capacidad de cálculo es fija". Por otra parte, "una vez tienen las carteras con las que operan [los detenidos] pueden ir viendo todas las operaciones que se han hecho, lo que en realidad es una ventaja del bitcoin, que todas las operaciones son públicas, en lo que se refiere a la transferencia en sí".

En el artículo del entrevistado se puede pinchar en el enlace que lleva a una noticia elaborada por una agencia en cuyo titular se puede leer: "Treinta detenidos en España por 'minería' de bitcoin". En el momento de redactarse esta información, el mencionado titular seguía en el mismo sitio.

Algunos otros aparecidos en medios escritos son "Hacienda caza a cinco mineros de la moneda virtual Bitcoin en Valencia" u otro en la edición impresa cuya fotografía de la crónica fue subida a Twitter por un usuario: "Detenido un lucense que operaba en una red que hacía bitcoins falsos". Carrasco atribuye esta panoplia de encabezamientos al hecho de que "se ha armado un poco de barullo, digamos, por este énfasis excesivo que se ha hecho en que había bitcoins de por medio".

El camino más largo

La creación de la criptomoneda no es precisamente un proceso sencillo, "cada tanto tiempo la dificultad para obtener nueva moneda se duplica, es decir, no es lo mismo lo que costaba generar bitcoins al inicio, cuando la criptomoneda se diseñó, y lo que es ahora, que incluso con equipos especializados como los que se han incautado en realidad no se obtiene beneficio", afirma Carrasco, y continúa: "Un equipo informático normal ya no sirve para minar bitcoins. Al principio la gente lo hacía con ordenadores, luego con tarjetas gráficas que tienen una capacidad de proceso un poco más elevada, y ahora se utiliza los ASIC [Circuito Integrado de Aplicación Específica, por sus siglas en inglés], es decir, chips de diseño específico", los cuales, como su propio nombre indica, "se han diseñado específicamente para llevar a cabo las operaciones criptográficas que tienen relación con bitcoins, y tienen un coste bastante elevado".

A todo esto habría que sumar la considerable cantidad de electricidad que el proceso requiere. En la nota de la policía nacional se especifica que se imputa a los detenidos el haber defraudado "grandes cantidades de fluido eléctrico en varias ciudades españolas que ascendían a los 400.000 euros anuales aproximadamente".

La cuestión llegados a este punto sería cómo es posible que a unos sospechosos acusados de organizar semejante entramado delictivo se les pudiera escapar el gran detalle del consumo de electricidad que supone generar bitcoins.

"A mí me llama mucho la atención", expresa Carrasco a eldiario.es, puesto que según su criterio hay caminos más fáciles como, por ejemplo y explicado a muy grandes rasgos, "si tú lo que quieres es camuflar y blanquear dinero lo que haces es operar directamente con bitcoins, es decir, irte a las plataformas de intercambio, adquirirlos, y luego utilizar alguno de los mecanismos de anonimato que hay para que se acaben perdiendo entre diferentes carteras".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha