eldiario.es

Menú

Márquez y Darino: ''La plantilla no tiene el poder para destituir a un entrenador''

LOS CAPITANES DE LA UD LAS PALMAS ASEGURAN QUE NO SE PLANTARON ESTE MIÉRCOLES

- PUBLICIDAD -

Marcos Márquez y Siro Darino, dos de los cuatro capitanes de la UD Las Palmas, comparecieron este jueves, apenas 24 horas después del relevo en el banquillo del equipo para amarillo, para puntualizar que "la plantilla no tiene el poder para destituir" a un entrenador. "Podemos dar nuestro punto de vista, nuestro análisis, pero poco más. Esa decisión corresponde al presidente y al consejo de administración", añadieron.

"La plantilla dio su opinión y ofreció puntos de vista, pero no tiene ese poder que se va diciendo por ahí. Siempre hemos apoyado al entrenador que hemos tenido, porque defendemos a un equipo y eso está por encima de todo", explicó Márquez.

En términos similares se expresó Darino, quier reiteró que "nosotros no ponemos ni sacamos" entrenadores. "Y no hubo ninguna votación para ver si se tenía que ir. Analizamos las cosas, pero nada más", detalló el centrocampista argentino.

Sobre el plante en la sesión matinal de entrenamiento de este miércoles, Márquez negó que se negaran a entrenar: "Tuvimos una reunión y eso es tan importante como una sesión física. No salimos al campo, como hacemos los jueves, pero entrenamos por dentro. No hemos hecho semejante cosa".

El delantero sevillano recalcó que los malos resultados "sí pudieeron influir" en la relación entre la plantilla y el anterior técnico. "Pero no será ni la primera ni la última vez que en el fútbol se toma este tipo de decisones. De lo que se trata es de solucionar esta situación y confiamos en que Javier Vidales saque el máximo rendimiento a la plantilla, algo para lo que pienso está capacitado", agregó Márquez.

Darino destacó que Vidales "es un hombre de la casa". "Conoce a los jugadores. Nosotros estamos a sus órdenes y no vamos a disponer cómo vamos a jugar. Para eso está el técnico", afirmó el centrocampista.

Por último, el argentino espera que los aficionados que este sábado acudan al Estadio de Gran Canaria para la visita del Celta "no vengan a pitarnos". "No lo entendería, porque no hay motivos. Lo que espero es que los seguidores vengan y nos ayuden. Lo más importante ahora es que los puntos se queden en casa", puntualizó

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha