eldiario.es

Menú

Salgado sostiene que la economía crecerá en 2011 más de lo que dice el FMI

MADRID

La vicepresidenta económica del Gobierno, Elena Salgado, ha mantenido que la economía española crecerá un 1,3% en 2011, aún por encima del 0,7% que ha fijado hoy el Fondo Monetario Internacional (FMI) tras revisar al alza sus previsiones, y ha afirmado que además creará empleo, aunque de forma "moderada".

- PUBLICIDAD -

MADRID, 6 (EUROPA PRESS)

Elena Salgado, compareciendo en el Congreso

Elena Salgado, compareciendo en el Congreso

La vicepresidenta económica del Gobierno, Elena Salgado, ha mantenido que la economía española crecerá un 1,3% en 2011, aún por encima del 0,7% que ha fijado hoy el Fondo Monetario Internacional (FMI) tras revisar al alza sus previsiones, y ha afirmado que además creará empleo, aunque de forma "moderada".

En declaraciones a Onda Cero recogidas por Europa Press, Salgado, que viaja mañana a Washington para asistir precisamente a la reunión del Fondo, señaló además que "las previsiones de los analistas se van aproximando a las del Gobierno y lo harán cada vez más en las próximas semanas".

Además, la ministra de Economía y Hacienda destacó que, según las proyecciones del organismo dirigido por Dominique Strauss-Kahn, España es uno de los países para los que se prevé un crecimiento mayor en 2011 que en 2010. Según explicó, ello se debe a que el Ejecutivo "ha empezado antes a reducir el déficit".

La ministra de Economía y Hacienda aprovechó el momento para reiterar que "el déficit hay que recortarlo". "El año que viene serán 4.000 millones más los que tendremos que pagar por los intereses que de la deuda, y no los vamos a poder dedicar a becas, inversión o I+D", indicó, para añadir que "si no se redujera el déficit, esa cantidad sería mayor y mayor el próximo año e iría retrayendo recursos, también para cubrir el gasto social".

Por otro lado, Salgado puso el énfasis en que "los mercados están evaluando extraordinariamente bien lo que España hace" y que los esfuerzos para reducir el saldo negativo de las cuentas públicas "están siendo muy reconocidos".

DISCREPANCIAS CON EL BANCO DE ESPAÑA.

Por otro lado, la ministra de Economía y Hacienda discrepó con el gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, quien puso en duda el cumplimiento de los objetivos de déficit por parte de las comunidades autónomas. Al respecto, indicó que, según su información, "sí van a cumplir con esos objetivos", aunque reconoció que "son rigurosos".

"Yo siempre escucho al gobernador, pero no siempre estoy de acuerdo. Niego que haya derroche en algunas comunidades autónomas", añadió.

Del mismo modo, Salgado consideró que no es necesario suprimir la cláusula de revisión salarial de los convenios colectivos. Así, explicó que la reforma laboral recientemente aprobada contempla la posibilidad de no activar estas cláusulas cuando las empresas atraviesan dificultades.

"Con la nueva legislación, la existencia de estas cláusulas no es un impedimento para que empresarios y trabajadores puedan ponerse de acuerdo (en materia de salarios). No veo ventajas en suprimirla", sentenció.

DIÁLOGO CON LOS SINDICATOS.

Una vez mentada la reforma laboral, Salgado se refirió a la necesidad de retomar el diálogo con los agentes sociales. "Todas esas horas que dedicamos (durante la negociación de la reforma laboral), también los sindicatos, no se pueden ahora echar en saco roto. Llega el momento de volver a ese diálogo que tuvimos hasta el día anterior a la aprobación de la reforma laboral", defendió.

Ahora bien, al ser llamada la atención sobre la no mención de los empresarios, Salgado respondió: "Por qué será". Dicho esto, confió en que las elecciones anticipadas en el seno de la CEOE sirvan para que se elija a un "interlocutor absolutamente válido y que además sea más representativo de lo que son los empresarios".

CONCENTRACIÓN DE AYUNTAMIENTOS.

Para finalizar, la ministra de Economía y Hacienda se refirió a la propuesta de UPyD para concentrar municipios en entidades locales de alrededor de 20.000 habitantes y propiciar así un ahorro de 16.000 millones de euros.

A su juicio, se trata de una medida que pone de manifiesto "una gran desconfianza en las comunidades autónomas y los ayuntamientos". Además, argumentó que el proceso de agrupación planteado por Rosa Díez "exige mucho tiempo, un gran acuerdo nacional y es dudoso que diese resultados óptimos".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha