eldiario.es

Menú

La UE y Latinoamérica ultiman su negociación para un acuerdo sobre el banano

PODRÍA SER FIRMADO ESTA SEMANA

Los países latinoamericanos renunciarían a seguir litigando contra la UE a cuenta del banano.

- PUBLICIDAD -

El acuerdo, que podría ser rubricado esta misma semana, pondría fin a la disputa de más larga duración en la historia de la Organización del Comercio ya que data de 1993 y representaría una inyección de optimismo para las negociaciones del comercio en general.

Un proyecto de borrador filtrado al periódico británico insta a la Unión Europea a reducir drásticamente los aranceles que aplica actualmente tanto a ese fruto como a otros muchos productos tropicales.

Europeos y latinoamericanos siguen negociando con Estados Unidos, que es también parte de la disputa, pero creen que podrán obtener también luz verde de Washington al eventual acuerdo.

Actualmente, la Unión Europea concede acceso preferente a las bananas de las antiguas colonias europeas de África, el Caribe y el Pacífico.

Contra ese trato de favor recurrieron con éxito ante la OMC los grandes países exportadores de Latinoamérica como Honduras o Ecuador, que producen bananas mucho más baratas, y a los que se sumó también Estados Unidos, que tiene multinacionales del sector como Chiquita y Dole.

El proyecto de acuerdo establece una reducción de los actuales aranceles de 176 euros por tonelada hasta 114 euros, lo que eliminaría buena parte de la actual ventaja competitiva de los llamados países ACP (Asia, Caribe, Pacífico).

A la firma del acuerdo, los aranceles se reducirían a 148 euros y luego irían bajando progresivamente a lo largo de siete años hasta llegar a los 114 euros.

Según el Financial Times, la propuesta reduce también los aranceles que gravan actualmente otros productos tropicales que importa la UE como el azúcar o las piñas y del que están actualmente exentos los países ACP.

Estos últimos recibirían a cambio de la Unión Europea 190 millones adicionales de ayuda al desarrollo para que pudiesen acometer los necesarios programas de reestructuración.

A su vez, los países latinoamericanos renunciarían a seguir litigando contra la UE a cuenta del banano.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha