eldiario.es

Menú

Ordóñez "ni olvida ni perdona", pese a que Lasarte le pidió perdón

VITORIA

Acusa a Interior de "inclinarse ante las tesis nacionalistas" al "flexibilizar" los requisitos para la reinserción

- PUBLICIDAD -

Acusa a Interior de "inclinarse ante las tesis nacionalistas" al "flexibilizar" los requisitos para la reinserción

Consuelo Ordóñez.

Consuelo Ordóñez.

VITORIA, 23 (EUROPA PRESS)

Consuelo Ordóñez, hermana del dirigente del PP vasco Gregorio Ordóñez, asesinado por ETA en 1995, ha explicado que Valentín Lasarte, condenado por colaborar en aquel atentado, le ha pedido "perdón" y se ha mostrado "arrepentido" en el encuentro que mantuvieron este pasado viernes, aunque ha asegurado que ella "ni olvida ni perdona".

Ordóñez ha comparecido este sábado antes los medios de comunicación, en Vitoria, tras la reunión mantenida el viernes en la cárcel alavesa de Zaballa con Lasarte, condenado como colaborador necesario del asesinato de Gregorio Ordóñez y que forma parte del colectivo de reclusos de ETA arrepentidos.

Lasarte fue condenado a cerca de 400 años de cárcel por participar en siete asesinatos, entre ellos el de Gregorio Ordóñez, cometido por ETA en 1995. Este preso avisó a los miembros de un comando de que el dirigente del PP había entrado en un bar de San Sebastián, tras lo que estos lo asesinaron.

La hermana del dirigente 'popular' asesinado ha explicado que en la reunión, solicitada por ella misma, Lasarte le pidió "perdón" porque, según lo que establece el plan de reinserción del Ministerio del Interior en el que se enmarcan estos encuentros, "tenía que hacerlo".

Aunque no ha descartado que la petición fuera sincera e incluso ha explicado que Lasarte está "probablemente arrepentido", ha destacado que ella "ni olvida ni perdona". Según ha manifestado, dada la naturaleza del crimen, que acabó con la vida de su hermano, no puede concederse este perdón, porque la persona que debería hacerlo "está muerta".

Ordóñez, portavoz del Colectivo de Víctimas del Terrorismo (Covite), ha destacado que su objetivo a la hora de acudir a este encuentro era reclamar a Lasarte que colabore con la justicia para identificar a los autores de crímenes de ETA que aún permanecen sin resolver.

La portavoz de Covite ha censurado que, con su plan de reinserción, el Ministerio del Interior "no solo ha desoído" la petición de las víctimas de plantear la colaboración con la Justicia "como condición exigible" para acogerse al programa, sino que "inclinándose ante las tesis nacionalistas, apoyadas por el Gobierno vasco, ha flexibilizado los requisitos" que se contemplaban hasta ahora para acceder a la vía de la reinserción.

Tras criticar que el plan de reinserción diseñado por el Ministerio del Interior "se olvide" del requisito de la colaboración con la justicia para los terroristas que quieran acogerse a él, ha denunciado que resulta "surrealista" que deba ser una víctima la que pase por el "trago" del encuentro con uno de los responsables del asesinato de su hermano para plantear esta exigencia.

Tal y como ha explicado, durante el encuentro ha pedido a Lasarte información sobre los atentados de ETA que permanecen sin esclarecer --existen unos 300 casos de asesinatos de la banda sin resolver-- y que se cometieron desde que él entró en ETA hasta que fue detenido.

Según Ordóñez, el preso le ha reconocido que la declaración que efectuó en 1996 ante el juez Baltasar Garzón era veraz y que en ella se contenía todo lo que sabía sobre otros integrantes de ETA, incluidos datos sobre la participación de Juan Ramón Carasatorre y Javier García Gaztelu, 'Txapote', en algunos atentados cuyos juicios se han celebrado recientemente y en los que Lasarte ha eludido confirmar la versión que ofreció ante Garzón.

La hermana de Gregorio Ordóñez ha explicado que cuando le ha preguntado a Lasarte el porqué de esta actitud, éste no le ha respondido. Aunque ha indicado que el rechazo del recluso a confirmar la declaración incriminatoria contra Carasatorre y 'Txapote' puede deberse al "miedo", ha explicado que no le "importa" el motivo de este proceder, sino el hecho de que Lasarte no ha colaborado con la Justicia.

"ALTAVOZ"

Ordóñez ha subrayado que nunca ha sentido la "necesidad" de reunirse con uno de los responsables de la muerte de su hermano y ha reiterado que su decisión de solicitar este encuentro responde a su intención de hacer algo que "no hace" el Gobierno central: reclamar que los presos colaboren con los jueces como requisito para que se favorezcan de medidas encaminadas a su reinserción y servir como "altavoz" de las reivindicaciones de los damnificados.

De esta forma, ha destacado que "el cerebro" de la llamada 'Vía Nanclares' o del actual plan de reinserción del Ministerio del Interior "ni es una víctima ni ha escuchado nunca a las víctimas", a cuyas demandas ha hecho "caso omiso". En su opinión, "el único requisito que prueba el arrepentimiento y la desvinculación de ETA" y que, además, "satisface las demandas de Justicia" es la colaboración de los condenados por terrorismo con los jueces para aclarar los casos pendientes.

Tras denunciar que las víctimas no quieren "juzgar conciencias", sino que se esclarezcan los cerca de 300 asesinatos de ETA a cuyos autores aún no se ha condenado, ha asegurado que resulta "indigno" que haya "políticos que quieren enredarnos en perdones".

Ordóñez ha reconocido que Lasarte le pidió "perdón", aunque ha precisado que "tenía que hacerlo" porque así lo establece el plan de reinserción del que forman parte estos encuentros. No obstante, no ha negado que la petición fuera "sincera" y ha explicado que "probablemente" Lasarte esté "arrepentido" de sus crímenes.

"NORMAS ABSURDAS"

La portavoz de Covite ha recordado que una de las principales proclamas que han defendido los colectivos de damnificados durante los últimos años es la de "ni olvido ni perdono". De esa forma, ha explicado que no concedió el perdón a Lasarte porque, por la propia naturaleza del crimen, resulta "imposible".

"El que tendría que perdonar está muerto", ha subrayado, en referencia a su hermano, algo que, según ha indicado, demuestra que las normas que rigen el plan de reinserción "son absurdas". Ordóñez ha informado de que Lasarte entendió las explicaciones que le ofreció en relación a este punto.

La reunión, que según ha explicado duró algo más de una hora y media, se desarrollo en un ambiente de "respeto". La portavoz de Covite ha rechazado dar a conocer los sentimientos que experimentó durante el cara a cara con Lasarte, tras lo que ha destacado que ella no es partidaria de este tipo de reuniones y que sólo ha acudido a ésta para hacer "lo que no hacen las autoridades competentes".

"SUFRIMIENTO AÑADIDO"

La reunión, tal y como ha manifestado, "no ha cambiado nada" y sólo ha supuesto "un sufrimiento añadido" para ella. Ordóñez ha destacado que no puede "entablar amistad con uno de los asesinos" de su hermano.

La hermana de Gregorio Ordóñez ha explicado que cuando dio a conocer su decisión de mantener esta reunión recibió el apoyo de algunos representantes del PP, entre los que ha citado al delegado del Gobierno en Euskadi, Carlos Urquijo, y el parlamentario Carmelo Barrio, así como el de la expresidenta del PP vasco y secretaria de su hermano cuando éste fue asesinado, María San Gil.

Además de sus críticas al Ministerio del Interior, Consuelo Ordóñez ha censurado la trayectoria de la adjunto Dirección de Atención a las Víctimas del Terrorismo del Gobierno vasco.

Tras criticar el trabajo que está desarrollando en materia de atención a damnificados por actuaciones policiales cometidos en un contexto de la lucha antiterrorista, ha considerado que dicha área del Gobierno autonómico "tendría que llamarse Oficina de Atención al Victimario".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha