eldiario.es

Menú

El proyecto para el Palacio de Música Jordanek del arquitecto canario Fernando Menis, finalista en los Premios WAF

SANTA CRUZ DE TENERIFE

El Palacio de Música Jordanek, ubicado en Polonia, obra del arquitecto Fernando Menis, de MENIS Arquitectos, es uno de los proyectos finalistas de los premios World Architecture Festival (WAF), en la Categoría 'Futuro Proyectos-Cultural'.

- PUBLICIDAD -

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 10 (EUROPA PRESS)

El Palacio de Música Jordanek, ubicado en Polonia, obra del arquitecto Fernando Menis, de MENIS Arquitectos, es uno de los proyectos finalistas de los premios World Architecture Festival (WAF), en la Categoría 'Futuro Proyectos-Cultural'.

El trabajo de este profesional canario compite por el galardón junto a otros siete proyectos de Canadá, Reino Unido, Portugal, Turquía, Suecia y China, según informó MENIS Arquitectos en un comunicado.

Los Premios World Architecture Festival (WAF) son anuales y se otorgan con motivo del Festival que se celebra en Barcelona, con el objetivo de reunir durante tres días proyectos de arquitectura de todo el mundo. En el mes de noviembre, las mejores propuestas de todo el planeta se dan cita en este encuentro único en la escena mundial de la arquitectura.

En 2008, el Ayuntamiento de Torun convocó un concurso internacional para el diseño de un Auditorio, como parte de su programa para la Capital Europea de Cultura 2016. Torun, en Polonia, es conocida por ser la ciudad de Copernico y por su conservado centro histórico medieval, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. El concurso y el encargo fueron ganados por el estudio de Fernando Menis.

La parcela de Jordanek, con una superficie de siete hectáreas, se encuentra en el borde del casco urbano medieval, dominado por el color rojo del ladrillo, y limita el nuevo desarrollo de la ciudad. Al lado de la antigua muralla, que fue reconvertida en parque y que ahora bordea el centro como un arco verde gigante, se halla un Centro de Arte Contemporáneo y edificios representativos de la ciudad con cierto valor arquitectónico.

El Ayuntamiento solicitó la ordenación de dicha parcela con un programa que incluye el Auditorio, un Hotel y un Centro de Congresos. Se trataba de conjugar los requisitos del programa con cierta sensibilidad, frente al delicado entorno paisajístico y cultural en que se inserta dicha ordenación.

REQUISITOS

La mitad de la superficie de la parcela se destina a parque, ya que la proximidad del arco verde impone la percepción de la actuación como la de un gran espacio libre. Por otro lado, la vista panorámica desde el río, considerada como el segundo 'milagro' de arquitectura y naturaleza en Polonia, debe mantenerse intacta, por lo que resulta indispensable que la altura del auditorio sea la menor posible. Además de ajustarse a la restrictiva normativa, el proyecto ha de ser capaz de desarrollar la sensibilidad suficiente para enfatizar los valores históricos circundantes y responder al nuevo desarrollo que articula.

El auditorio fusionará lo nuevo y lo viejo a través del empleo de materiales. El interior es de ladrillo, material tan presente en las fachadas del centro histórico que hasta se dice que es posible tocar el gótico en sus calles. El exterior se resuelve con hormigón muy claro, casi blanco, y deja aparecer el revestimiento interior en sus huecos, a modo de rasgaduras. La fachada reinterpreta así la tradición artesanal del ladrillo al tiempo que establece un paralelismo entre la tectónica de la ciudad y la situación estratégica de la parcela. El juego de colores, rojo y blanco, enfatiza esta dicotomía entre la herencia sugerida por el empleo del ladrillo y la tecnología y modernidad de los nuevos desarrollos urbanos.

El edificio, con una superficie total construida de 12.000 metros cuadrados, tendrá un programa complejo y flexible. La particularidad de la solución incluye la posibilidad de unir las dos salas requeridas, de 1.000 y 300 plazas, para espectáculos conjuntos. El edificio es capaz así de albergar eventos diferenciados y se adapta a un amplio espectro de situaciones. Además, se ha previsto la posibilidad de abrir la sala de conciertos al exterior a través del escenario. Como una puerta, esta medida complementa el carácter abierto y permeable del edificio, que permite al usuario pasar a través de él hacia la plaza, estableciendo una total continuidad con el espacio público.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha