eldiario.es

Menú

Los hospitales públicos canarios se suman al proyecto SueñON

La iniciativa, con origen en el Instituto de Salud Carlos III, ahora se implanta en Canarias y pretende, a través de la implicación de los enfermeros, mejorar el descanso nocturno de los pacientes

- PUBLICIDAD -
Entrada al Hospital Universitario Nuestra Señora de La Candelaria.

Entrada al Hospital Universitario Nuestra Señora de La Candelaria.

La Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias se ha sumado al proyecto SueñON, una iniciativa del Instituto de Salud Carlos III impulsada por enfermeras y dirigida a toda la sociedad con el fin de promover el descanso de las personas hospitalizadas.

Una nota de la Consejería informa de que esta acción se ha comenzado a poner en práctica en el Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín, en el Complejo Hospitalario Universitario Insular-Materno Infantil, en el Hospital Universitario de Canarias (HUC) y en el Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, los dos últimos en Tenerife.

En esos centros los profesionales del campo de la enfermería adheridos a la campaña portan en sus uniformes un distintivo en forma de nube mediante el cual identificar su compromiso con mejorar el descanso de los pacientes.

Sanidad indica que más de 100 enfermeros en Canarias ya se han unido a la campaña, con lo que se comprometen a cuidar del sueño de los pacientes durante su estancia hospitalaria.

El proyecto SueñON viene a reforzar los planes de humanización en los hospitales, que cada vez cobran más importancia en los centros de atención especializada del Servicio Canario de la Salud (SCS), recoge el comunicado.

Existen estudios que confirman que entre los factores que alteran el sueño de los pacientes ingresados en un hospital están el cambio en los horarios de descanso y las interrupciones nocturnas, debidos a la luz excesiva, las rutinas y cuidados de enfermería, al compañero de habitación, al ruido en la unidad de hospitalización, a que la temperatura de la habitación no sea la adecuada y al dolor, fatiga, miedo o preocupación del propio paciente. A todo esto se añaden las siestas propiciadas por el tiempo que deben permanecer en la habitación.

Para empezar a mejorar el descanso, la campaña SueñON propone adoptar una serie de medidas de fácil implantación y basadas en estudios científicos, como apagar las luces del control de enfermería que no sean necesarias para favorecer el ambiente nocturno; cerrar las puertas de las habitaciones para evitar que entren las luces del exterior o abrir las persianas ligeramente entre las 7.00 y las 8.00 horas, para permitir la entrada de luz gradual, lo que favorece un correcto fotoperiodo diurno.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha