eldiario.es

Menú

La Laguna: vallas publicitarias a tutiplén

- PUBLICIDAD -

El otro día tuve que apartarme de la carretera de Tejina, cerca de Las Canteras, para responder una llamada telefónica y me tropecé de frente con una valla publicitaria que con fondo de noche estrellada anunciaba: "04:11:2017  LA LAGUNA".

Caí en la cuenta de que pregonaba con dos meses de antelación un evento que ocurrirá en noviembre: la Noche en Blanco. Organizarla corresponde a la Concejalía de Comercio, que está en manos del PSOE-que-mantiene-a-ATI-en-la-alcaldía. Recorran la geografía lagunera desde Valle de Guerra hasta Taco, pasando por el enlace del casco con la Vía de Ronda, y comprobarán ahora mismo y a lo largo del año ni sé cuántas vallas como esa pregonando fiestas, "La Laguna limpia"..., todas pagadas con dinero público.

¿Qué está ocurriendo? ¿Por qué y para qué continúa este derroche en publicidad en un municipio sometido a un Plan de Ajuste 2012-2022 para pagar las deudas que dejaron atrás Oramas y Clavijo?

Lo de Plan de Ajuste es un eufemismo. Es un plan de ahorro salvaje, que ha destinado en 2016 nada menos que 25 millones de euros a devolver a los bancos los préstamos que se pidieron para pagar los 70 millones de deuda oculta con proveedores, contraída entre 2003 y 2012.

Son 25 millones de euros, solo en 2016, que debieran haberse dedicado a servicios públicos y a gastos de inversión para afrontar los problemas sociales y activar la economía lagunera como respuesta del Ayuntamiento frente a la crisis económica.

Y así año tras año.

Sin embargo, los gastos en publicidad (cifras oficiales, pero nunca definitivas porque a cada rato afloran más gastos en propaganda concertados al margen del presupuesto y de los procedimientos legales de contratación pública) siempre superan el millón de euros.

Se conoce que la crisis debe haber mermado la cartera de encargos de los empresarios privados a las agencias publicitarias. Y han resuelto el problema y las vallas publicitarias vacías recurriendo al mismo ingenio de siempre: dilapidar un dinero de los contribuyentes laguneros que debería ser administrado con seriedad por el alcalde y su gobierno.

He repetido en los plenos que los responsables públicos deben ser muy prudentes, especialmente con los gastos publicitarios. Porque se trata de las mismas empresas con las que luego los partidos contratan su publicidad electoral. Pero han hecho y harán oídos sordos. Porque hay asuntos e intereses que, por lo que se ve, se deciden mucho más arriba que la Alcaldía de La Laguna. Que forma parte de un engranaje, el del Régimen, en el que alcaldes y concejales son unos mandados.

Pero el dinero que se gasta ni está ni viene de arriba, sino de los bolsillos de los ciudadanos de La Laguna, que, según datos oficiales, venimos soportando un esfuerzo fiscal creciente durante estos años de crisis para sanear la hacienda de un Ayuntamiento mal administrado en tiempos de bonanza. El mundo al revés, que hasta ahora ha sido el mundo de ATI; pero que ya tiene otros y otras corresponsables: los que avergüenzan las siglas del PSOE manteniendo este estado de cosas contra la voluntad de sus votantes.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha