eldiario.es

Menú

Las fuerzas gubernamentales sirias bombardean Homs y las afueras de Damasco

BEIRUT

Las fuerzas gubernamentales sirias han bombardeado este jueves la ciudad de Homs y el barrio de Duma, a las afueras de Damasco, y se han enfrentado a los rebeldes en la provincia de Alepo, cerca de la frontera con Turquía, según la población local y activistas opositores.

- PUBLICIDAD -

BEIRUT, 19 (Reuters/EP)

Las fuerzas gubernamentales sirias han bombardeado este jueves la ciudad de Homs y el barrio de Duma, a las afueras de Damasco, y se han enfrentado a los rebeldes en la provincia de Alepo, cerca de la frontera con Turquía, según la población local y activistas opositores.

Nidal, un habitante de Homs (oeste de Siria), ha afirmado que el ruido de las explosiones se escucha en toda la ciudad. "Hay un gran número de edificios y viviendas totalmente destruidos y muchos de los heridos que están en los hospitales de campaña necesitan ser operados (...). Hay muchos mártires y no hay medicamentos", ha explicado.

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos ha denunciado que hay unas mil familias atrapadas en la ciudad mientras el Ejército la ataca. El Gobierno sirio ha afirmado este martes que ha intentado facilitar la evacuación de los civiles atrapados y ha acusado a los rebeldes de obstaculizar esa labor y de usar a los civiles como escudos humanos.

Pero Nidal ha culpado a las fuerzas gubernamentales y ha afirmado que dispararon contra un vehículo de la Media Luna Roja que estaba tratando de sacar a algunas personas del centro de Homs.

"Hace tres días, el régimen propuso un alto el fuego de dos horas al día, de cinco a siete de la tarde, para trasladar a los residentes de los distritos de Vieja Homs y Jouret al Shiyah", pero cuando los vehículos de la Media Luna Roja iniciaron la evacuación, "las fuerzas del régimen dispararon contra ellos", de manera que la operación fue suspendida.

Por otro lado, la agencia de noticias oficial siria, SANA, ha informado de que unos "terroristas" han perpetrado atentados con explosivos que han dañado dos oleoductos, en las provincias de Homs y Deir al Zor.

Al menos 79 personas murieron de forma violenta en distintas partes de Siria el lunes (51 civiles y combatientes opositores y 28 policías y militares), según activistas.

Según esas mismas fuentes, al menos 2.000 personas han fallecido en Siria desde que el pasado 12 de abril entró en vigor el acuerdo de alto el fuego promovido por el mediador internacional, Kofi Annan.

EVITAR UNA GUERRA CIVIL TOTAL

El secretario general adjunto de la ONU para Asuntos Políticos, Óscar Fernández Taranco, ha dicho este martes que el secretario general, Ban Ki Moon, sigue estando "muy preocupado" por "la intensificación de la violencia y el aumento en el número de muertos", así como por "los abusos contra los Derechos Humanos y las necesidades humanitarias que no se están cubriendo".

"La situación en Homs es especialmente alarmante", ha advertido Fernández Taranco ante el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas durante un debate sobre Oriente Próximo. "El trágico sufrimiento humano por el agravamiento del conflicto hace necesario un esfuerzo urgente y concertado para evitar una guerra civil total", ha destacado.

El secretario general adjunto ha afirmado que "el tiempo se agota". "El Gobierno de Siria es el que tiene la responsabilidad de cambiar el rumbo y aplicar plenamente el plan de seis puntos (de Annan). Los ataques de las fuerzas gubernamentales contra centros de población, en los que se usan carros de combate y helicópteros, deben cesar inmediatamente", ha subrayado, para pedir a continuación a la oposición que abandone la violencia.

Fernández Taranco ha instado al Consejo de Seguridad a mantener una postura "unificada" para ejercer "presión" y conseguir que se cumpla el plan de paz. "Si no, llegará un día en el que será demasiado tarde para evitar que la crisis se descontrole", ha agregado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha