eldiario.es

Menú

El CGPJ espera la dimisión este jueves de Dívar

MADRID

Vocales y magistrados del Tribunal Supremo abogan por no mantener la "bicefalia" hasta el término del mandato

- PUBLICIDAD -

Vocales y magistrados del Tribunal Supremo abogan por no mantener la "bicefalia" hasta el término del mandato

Carlos Dívar, En El Bicentenario Del Supremo

Carlos Dívar, En El Bicentenario Del Supremo

MADRID, 20 (EUROPA PRESS)

El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) se reunirá a partir de las 11.00 horas de este jueves en Pleno extraordinario -el tercero en el último mes- para tratar la polémica suscitada a raíz de conocerse que su presidente, Carlos Dívar, cargó a los presupuestos de este órgano parte del coste de una treintena de viajes que realizó en fines de semana por valor cercano a los 28.000 euros.

Todos esperan que al término de la sesión se de por terminada la crisis en el CGPJ con la dimisión de Dívar, quien el pasado sábado paralizó los puntos del orden del día del Pleno en el que iba a pedirse su cese asegurando que a lo largo de esta semana adoptaría una medida "rotunda y contundente".

Los vocales entendieron estas palabras como un anuncio de dimisión para este jueves y ya dan como seguro que a partir de mañana el CGPJ estará presidido en funciones por su actual vicepresidente, Fernando de Rosa, de tendencia conservadora. En el Tribunal Supremo el puesto de Dívar pasará igualmente en funciones al presidente de Sala más antiguo, en este caso Juan Antonio Xiol Ríos, considerado progresista moderado.

No obstante, en principio se mantienen los dos puntos del orden del día que quedaron en suspenso el pasado sábado para el caso de que Dívar no opte por la opción que, según las fuentes consultadas, es la más probable y que consiste en el anuncio de su dimisión inicio del Pleno.

Así, si Dívar no hace movimiento alguno se estudiaría en primer lugar la propuesta de Margarita Robles, Félix Azón, Inmaculada Montalbán y Carles Cruz que instan la dimisión del presidente y, si ésta no prosperara, se votaría lo solicitado por José Manuel Gómez Benítez, el vocal que denunció la existencia de los viajes ante la Fiscalía, que es la promover su cese.

En todo caso, no son pocos los vocales que aventuran que no parece razonable que Dívar vuelva a someterse a una sesión en la que se podría repetir lo ocurrido el sábado, cuando unos 14 de los 20 vocales del órgano de gobierno de los jueces le manifestaron personalmente su pérdida de confianza. El presidente les contestó compartía con ellos que la actual situación es "insostenible".

DIFÍCIL SUCESIÓN

Por otro lado, vocales del CGPJ y magistrados del Tribunal Supremo han venido a señalar en los últimos días su preocupación por la imagen que la crisis en el órgano de gobierno de los jueces puede estar provocando en el exterior.

Por ello creen necesario evitar la situación de interinidad que se creará durante más de año y medio -hasta la próxima renovación del CGPJ-, una vez que, dimitido Dívar, la presidencia del Consejo pase a ser en funciones del actual vicepresidente, Fernando de Rosa, mientras que por ley la del Tribunal Supremo sea automáticamente para Xiol Ríos.

No obstante, lograr un candidato para presidir ambas instituciones debe lograr al menos 13 votos en el Pleno del CGPJ, y todos coinciden que, de encontrarse candidato, éste debe ser de consenso y lograr una mayoría mucho más amplia.

Encontrar a la persona adecuada no parece fácil, si se tiene en cuenta el tiempo que ha costado recientemente alcanzar el acuerdo necesario para cubrir vacantes como las de la Sala de lo Penal o la Sala de lo Militar, que ha superado los dos años.

Además del propio Xiol, de tendencia progresista moderada y con aspiraciones a ocupar plaza en el Tribunal Constitucional, suenan nombres como el del presidente de lo Contencioso-Administrativo, José Manuel Sieira, o el del propio De Rosa.

No obstante, no son pocos los que descartan a este último por no tener categoría de magistrado del Tribunal Supremo. Otros apuntan la posibilidad de que, durante el año y medio que queda de mandato, el CGPJ pueda ser presidido por algún magistrado del Supremo emérito o próximo a la jubilación que disponga de la confianza de una mayoría de este órgano y del Consejo. En esta quiniela suenan los nombres del ex fiscal Carlos Granados o Roberto Henríquez.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha