eldiario.es

Menú

El CES creará un observatorio para evaluar la realidad canaria

FERNANDO REDONDO TOMA POSESIÓN COMO NUEVO PRESIDENTE DEL CONSEJO EN SUSTITUCIÓN DE RIVERO

- PUBLICIDAD -

El nuevo presidente del Consejo Económico y Social (CES), Fernando Redondo, anunció este viernes la creación de un observatorio con el que el citado organismo evaluará asuntos políticos y sociales de forma periódica, y dijo que los próximos informes versarán sobre el mercado laboral y el urbanismo.

Así lo manifestó el ex consejero de Política Territorial y Medio Ambiente del Gobierno de Canarias en declaraciones a los periodistas tras tomar posesión como presidente del CES, cargo en el que sustituye a José Luis Rivero, en un acto en el que también intervino el jefe del Ejecutivo regional, Adán Martín, entre otros asistentes.

Fernando Redondo explicó que la primera reunión del CES se celebrará en torno al 20 de enero de 2007 y comentó que al coincidir con un período "pre electoral", en el que previsiblemente el Gobierno canario no presentará ninguna iniciativa a corto plazo, el órgano asesor aprovechará "para darle un tirón" a su informe anual.

Redondo confió en que el informe correspondiente a 2006 esté listo a lo largo del primer trimestre del próximo año y también anunció que se harán otros dos estudios, uno sobre el mercado laboral y otro sobre un asunto "fundamental" que quiere abordar el CES, las políticas de suelo y de urbanismo.

Precisó que no se trate de que esta cuestión esté ahora "de moda", sino que es un asunto unido a la moratoria turística y a la ley de directrices generales y de ordenación del territorio, por lo que el CES quiere "trabajar en este campo".

Las políticas de suelo son "complejas" porque, según el nuevo presidente del CES, también en ellas se mezclan problemas de financiación de las administraciones públicas, por lo que está claro que es un problema que crea "tensión".

Por ello consideró que no se puede "aislar" este asunto de lo que debería ser "un nuevo modelo de financiación" de las administraciones, y apuntó que también habría que replantear parte de las competencias en este ámbito.

Ello se debe, a juicio de Fernando Redondo, a que la prestación de servicios en el archipiélago se realiza mayoritariamente "en comarcas" y la decisión de un ayuntamiento no afecta sólo a su entorno, pues si un municipio califica 25.000 camas "produce tensión en los servicios y en los suministros de una isla".

El CES pretende efectuar propuestas en este ámbito y centrar básicamente su estudio en la financiación de las administraciones, la comarcalización de los servicios y la repercusión que tendría una nueva ley del suelo en el resto de normativa, añadió.

Preguntado por si coincide con el presidente canario, Adán Martín, en cuanto a la necesidad de evaluar la capacidad de carga del territorio, Fernando Redondo manifestó que comparte lo dicho en su momento por el CES en cuanto a que este asunto "no parece que sea el debate".

Tampoco cree el presidente del CES que el debate debe centrarse en que "aquí no cabemos", pues este asunto "no debe plantearse en estos términos sobre todo porque se llega a unas conclusiones que no sabemos cuáles son".

Por el contrario, añadió, cuando se plantean las cosas "hay que tener una cierta perspectiva, ya que no se trata de decir vamos a la Luna sino qué se va a hacer cuando lleguemos" y si este debate lleva consigo "un cierto freno al crecimiento, a la inversión pública y al desarrollo sostenible".

Como novedad el CES creará un observatorio, para lo que se ha consignado una partida de unos 80.000 euros en los Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma para 2007, y que cada seis u ocho meses se encargará de "pulsar la opinión de determinados asuntos que puedan interesar no en cuanto a la opinión política", precisó.

Puntualizó Fernando Redondo que se tratará de evaluar cómo impactan las políticas generales y qué percepción tienen los ciudadanos de ellas "porque es fundamental no sólo hacer las leyes, sino también asumirlas".

Este observatorio será "una especie de sociobarómetro", aunque el CES deberá definir su modelo para que no interfiera en otros ámbitos, como las encuestas políticas, y centrarse en cuestiones como la integración de los inmigrantes, la educación en los municipios o el grado de inserción laboral de los universitarios y los estudios serían por iniciativa propia, aclaró Redondo.

El presidente del CES mostró su deseo de que el primer estudio de este tipo esté culminado antes de mayo de 2007 y confió en que tengan "continuidad".

También reclamó que el CES, que no es un órgano político, "no se contamine de las urgencias políticas" y por lo tanto no tenga que contestar de forma urgente a cuestiones de calado, sino que se planteen los asuntos "con una reflexión a largo plazo".

"No puede ser que se pida un informe sobre asuntos como la moratoria por el trámite de urgencia y se pida al CES que conteste en cinco días", entre otros motivos, detalló Rivero, porque hay que propiciar más la participación ciudadana como ocurre en movimientos como Asamblea por Tenerife, que tiene "un ritmo de explicar las cosas que no son los ritmos políticos".

En su discurso de toma de posesión Fernando Redondo lamentó esta sensación de que las políticas "no terminan de dejar poso" y la cultura "de las estrategias a corto plazo y los golpes de efecto", y aseguró que el CES cumple con creces sus funciones "a pesar del extraño ruido exterior, lo que no deja de ser un oasis".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha