eldiario.es

Menú

Prisión provisional incomunicada para el 'pirata aéreo'

DECRETADA SECRETA LA INVESTIGACIÓN JUDICIAL

- PUBLICIDAD -

Mohamed Ould Abderramán, el secuestrador del avión de Air Mauritanie que fue reducido por los pasajeros tras aterrizar el jueves en Gran Canaria, ingresó la tarde de este sábado en prisión imputado por tres delitos tras declarar ante la jueza del caso, informaron fuentes judiciales.

El pirata aéreo ha sido imputado por delito de apoderamiento ilícito de aeronave, amenazas y tenencia ilícita de armas por la jueza del juzgado de Primera Instancia e Instrucción nº 4 de Telde, Isabel Rodríguez Macareno, quien decretó su "prisión provisional incomunicada", según las fuentes.

La declaración judicial de Mohamed Ould Abderrahmane", identidad que emplea el Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) en un comunicado de prensa, ha durado dos horas y ha tenido lugar en los juzgados de Telde al ser el partido judicial competente para investigar los delitos cometidos en el aeropuerto de Gran Canaria.

La jueza que tomó declaración al autor del secuestro del avión ha decretado el secreto de la investigación judicial, según el TSJC.

El detenido llegó pasadas las 11:30 horas a los juzgados de Telde en el interior de un furgón de la Guardia Civil, que le trasladó desde la Comandancia del instituto armado en Las Palmas, donde había permanecido detenido hasta ahora tras ser dado de alta en el hospital al que fue trasladado tras su detención.

Magulladuras y cortes en la cabeza

Al salir del furgón, Mohamed Ould Abderramán, que vestía ropa típica mauritana, presentaba magulladuras y cortes en la cabeza que le produjeron los pasajeros que le redujeron cuando el avión secuestrado tomó tierra en las pistas del aeropuerto de Gran Canaria.

Tras permanecer durante más de una hora en los calabozos de los juzgados de Telde, a las 12:45 horas fue conducido al despacho de la jueza Isabel Rodríguez Macareno, que le tomó declaración durante dos horas.

A su término, decretó su ingreso en prisión incondicional e incomunicada en la cárcel, previsiblemente, de El Salto de El Negro.

El secuestrador ha confesado a la Guardia Civil que actuó sólo, que no es un terrorista y que su intención únicamente era pedir asilo político en París (Francia), donde tiene amigos y familiares.

En el momento de desviar el avión con 71 pasajeros que cubría la ruta Nuakchot-Gran Canaria, con escala en la ciudad pesquera de Nuadibú, el secuestrador llevaba "dos pistolas con su correspondiente munición", con las que encañonó al pasaje y al comandante de la nave y desvió la ruta a Dajla (Marruecos), según informaron a Efe fuentes de la investigación.

La Unidad Operativa de Policía Judicial de la Comandancia de la Guardia Civil de Las Palmas realiza gestiones con las autoridades mauritanas para comprobar la nacionalidad del secuestrador, que llevaba dos documentos de identidad mauritanos a nombre de Mohamed Abderramán, nacido en 1975, aunque todavía no se ha comprobado que sea cierta.

Uno de estos documentos es un carné de conducir en el que, desde un primer momento, se comprobó su nombre, y el otro es un documento de marinero.

El cónsul general de Mauritania en Canarias, Abdou Ould Ahmed Aevir, aseguró ayer a Efe que el secuestrador no es de nacionalidad mauritana a pesar de que declare serlo y que él "nota en el acento" que podría ser argelino o marroquí.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha