La portada de mañana
Acceder
Inflación y ‘efecto Feijóo’: Sánchez encara el curso más endiablado para su Gobierno
La CNMV blinda el expediente de Borrell sobre las acciones de Abengoa
Cinco aclaraciones sobre la 'bajada' de impuestos de Alemania

El mapa autonómico del Frente Amplio mantiene la incógnita del partido de 'obediencia canaria' de Alberto Rodríguez

Europa Press/ Canarias Ahora

Madrid/ Las Palmas de Gran Canaria —

0

El mapa autonómico para emular candidaturas de Frente Amplio a la izquierda del PSOE, en línea con el ejemplo andaluz, deja un panorama desigual con avances nítidos en Navarra, un perspectiva muy complicada en Madrid e incógnitas en otras regiones del país como Canarias por el nuevo proyecto político de “obediencia canaria” del exdiputado y exdirigente de Podemos, Alberto Rodríguez.

Alberto Rodríguez anuncia que concurrirá a las elecciones de 2023 en un proyecto político "de obediencia canaria"

Saber más

Las elecciones del 19 de julio supusieron la gestación de la coalición Por Andalucía, que agrupó a Podemos, IU y Más País en una misma lista, no sin tensiones, que tuvo un mal resultado al lograr solo cinco diputados autonómicos.

Previamente se celebraron en febrero las elecciones de Castilla y León, donde por primera vez Podemos e IU concurrieron juntos, aunque la unión supuso un retroceso, al pasar de dos a un diputado en la cámara autonómica. En esta cita electoral Más País decidió no concurrir y, en consecuencia, no se integró en esa coalición.

La extensión del Frente Amplio es una apuesta estratégica de la dirección federal de IU de cara a las próximas elecciones municipales y autonómicas de 2023, donde desde el respeto a la autonomía de sus federaciones y estructuras de base, aconseja extender candidaturas de unidad. Y ello desde la lógica de dar solidez y estabilidad a la futura plataforma que impulsa la vicepresidenta segunda, Yolanda Díaz, que precisamente el 8 de julio lanzará esta iniciativas bajo el lema Sumar.

También en la Ejecutiva estatal de Podemos se ha puesto de relieve la importancia de estos comicios y ha apostado por ensanchar su espacio, desde las alianzas con otras formaciones políticas y colectivos de la sociedad civil.

A su vez, la formación liderada por Íñigo Errejón, Compromís, la Chunta Aragonesista y Verdes Equo decidieron recientemente afianzar su colaboración con la firma de un nuevo acuerdo con la incorporación a este espacio de Més per Mallorca.

En Canarias, las fuerzas que componen el espacio confederal se han mostrado partidarias a ensancharlo, en línea con la pulsión de frente amplio, aunque el exdiputado y exdirigente de Podemos, Alberto Rodríguez impulsará un nuevo proyecto político “de carácter popular” y de estricta “obediencia canaria”, sin descartar sentarse a hablar con la plataforma que presentará Díaz.

“Si hay un espacio de obediencia canaria de carácter popular para mejorar las condiciones materiales de vida a la gente en 2023 van a poder contar con mi ayuda, en la posición que haga falta”, dijo Rodríguez en una entrevista en la Cadena Ser en la que anunció que concurriría a las elecciones autónomicas. En las Islas, la formación Sí se Puede se define como ecosocialista desde sus inicios y de “obediencia canaria”, tiene mucha fuerza en Tenerife y actualmente forma parte de diferentes gobiernos. En su último Congreso celebrado en marzo, Sí se puede comenzó una nueva etapa con el énfasis “en la construcción de soberanías y la renovación generacional”. De hecho, su propuesta política para el Archipiélago se basa “en el municipalismo, la transición ecosocial y la obediencia canaria”.

Preacuerdo en Navarra

Por ahora, una fórmula similar a la andaluza empieza a cobrar forma en Navarra dado que Podemos, IU, Batzarre e independientes alcanzaron un preacuerdo por el que concurrirán juntos a las elecciones forales y municipales de 2023, con la “vocación de ser ampliado”. La militancia de la federación de IU ya avaló recientemente esta estrategia de frente amplio.

El pacto establece que la lista al Parlamento navarro estará encabezada por un representante de Podemos, la del Ayuntamiento de Pamplona la encabezará Batzarre, IU aportará los dos segundos puestos en ambas instituciones y los independientes estarán situados en puestos de salida.

En el caso de Madrid, Unidas Podemos ha hecho bandera de la necesidad de conformar un proyecto de unidad para arrebatar el Ejecutivo autonómico y emular el ejemplo de la coalición andaluza. Las dirigentes de Podemos Carolina Alonso y Alejandra Jacinto han apoyado explícitamente esa opción e IU también ha aprobado un documento político en esa línea.

Pero desde Más Madrid descartan esa posibilidad y, por boca de su líder Mónica García, ha dejado claro que no quiere extrapolar el caso andaluz de “ninguna de las maneras. ”Consideramos que Más Madrid es la fuerza alternativa, con una estructura sólida y estamos orgullosos de nuestro proyecto“, reivindicó tras los comicios del 19J.

En la Comunidad Valenciana ese escenario no se ha expuesto ni por Compromís, que siempre ha defendido la autonomía de su proyecto de referencia valenciana, ni por Unidas Podemos, que gobiernan en coalición junta al PSOE en el marco del llamado Pacto del Botanic.

Tampoco el frente amplio es un escenario a debate en el caso de Baleares con una tesitura muy similar a la valenciana, donde Mes y el espacio confederal también están presentes en distintos gobiernos de coalición en las islas. Además, la crisis vivida en el Ayuntamiento de Palma por el evento Pride Week, que ha supuesto la salida de los ya exconcejales Sonia Vivas y Rodrigo Romero, no ayuda a generar un clima favorable.

Mientras, en Aragón la izquierda fue fragmentada en las últimas elecciones autonómicas con hasta tres marcas compuestas por Podemos-Equo, IU y Chunta Aragonesista (que también tiene un acuerdo estratégico con Más País). Desde la formación morada han mostrado sintonía por trasladar la filosofía de frente amplio y su líder, Maru Díaz, dijo, sobre esta cuestión, que “toca un verano en el que coser”

A nivel municipal, Zaragoza en Común (ZeC) ha desplegado llamamientos al resto de la izquierda para conformar una candidatura única para las próximas elecciones municipales, dado que en el actual momento político la tendencia es la unidad.

En Asturias, un historial por separado

Por su parte, Podemos Galicia celebró recientemente un encuentro para recuperar el pulso, reforzarse y sumar con vistas a las municipales, desplegando “total sintonía” con el proyecto de Yolanda Díaz.

El líder de la formación morada en Galicia, Antón Gómez-Reino, dijo que Podemos “estará presente en las próximas municipales, en el mayor número de ayuntamientos gallegos, sumando con aquellas organizaciones, movimientos sociales y ciudadanos que quieran mejorar sus pueblos y las vidas de los vecinos”.

A su vez, Asturias es una región donde la confluencia entre Podemos e IU aún no han sido posible, un territorio donde las dos formaciones tienen un historial de tiranteces y de haber primado la identidad de sus respectivos proyectos.

La nueva coordinadora autonómica y diputada en el Congreso, Sofía Castañon, ha señalado que está dispuesta a tejer alianzas con las fuerzas con las que comparten una “hoja de ruta”, entre ellas IU.

El mapa autonómico para emular candidaturas de Frente Amplio a la izquierda del PSOE, en línea con el ejemplo andaluz, deja un panorama desigual con avances nítidos en Navarra, un perspectiva muy complicada en Madrid e incógnitas en otras regiones del país como Canarias por el nuevo proyecto político de “obediencia canaria” del exdiputado y exdirigente de Podemos, Alberto Rodríguez.

Alberto Rodríguez anuncia que concurrirá a las elecciones de 2023 en un proyecto político "de obediencia canaria"

Saber más

Las elecciones del 19 de julio supusieron la gestación de la coalición Por Andalucía, que agrupó a Podemos, IU y Más País en una misma lista, no sin tensiones, que tuvo un mal resultado al lograr solo cinco diputados autonómicos.

Previamente se celebraron en febrero las elecciones de Castilla y León, donde por primera vez Podemos e IU concurrieron juntos, aunque la unión supuso un retroceso, al pasar de dos a un diputado en la cámara autonómica. En esta cita electoral Más País decidió no concurrir y, en consecuencia, no se integró en esa coalición.

La extensión del Frente Amplio es una apuesta estratégica de la dirección federal de IU de cara a las próximas elecciones municipales y autonómicas de 2023, donde desde el respeto a la autonomía de sus federaciones y estructuras de base, aconseja extender candidaturas de unidad. Y ello desde la lógica de dar solidez y estabilidad a la futura plataforma que impulsa la vicepresidenta segunda, Yolanda Díaz, que precisamente el 8 de julio lanzará esta iniciativas bajo el lema Sumar.

También en la Ejecutiva estatal de Podemos se ha puesto de relieve la importancia de estos comicios y ha apostado por ensanchar su espacio, desde las alianzas con otras formaciones políticas y colectivos de la sociedad civil.

A su vez, la formación liderada por Íñigo Errejón, Compromís, la Chunta Aragonesista y Verdes Equo decidieron recientemente afianzar su colaboración con la firma de un nuevo acuerdo con la incorporación a este espacio de Més per Mallorca.

En Canarias, las fuerzas que componen el espacio confederal se han mostrado partidarias a ensancharlo, en línea con la pulsión de frente amplio, aunque el exdiputado y exdirigente de Podemos, Alberto Rodríguez impulsará un nuevo proyecto político “de carácter popular” y de estricta “obediencia canaria”, sin descartar sentarse a hablar con la plataforma que presentará Díaz.

“Si hay un espacio de obediencia canaria de carácter popular para mejorar las condiciones materiales de vida a la gente en 2023 van a poder contar con mi ayuda, en la posición que haga falta”, dijo Rodríguez en una entrevista en la Cadena Ser en la que anunció que concurriría a las elecciones autónomicas. En las Islas, la formación Sí se Puede se define como ecosocialista desde sus inicios y de “obediencia canaria”, tiene mucha fuerza en Tenerife y actualmente forma parte de diferentes gobiernos. En su último Congreso celebrado en marzo, Sí se puede comenzó una nueva etapa con el énfasis “en la construcción de soberanías y la renovación generacional”. De hecho, su propuesta política para el Archipiélago se basa “en el municipalismo, la transición ecosocial y la obediencia canaria”.

Preacuerdo en Navarra

Por ahora, una fórmula similar a la andaluza empieza a cobrar forma en Navarra dado que Podemos, IU, Batzarre e independientes alcanzaron un preacuerdo por el que concurrirán juntos a las elecciones forales y municipales de 2023, con la “vocación de ser ampliado”. La militancia de la federación de IU ya avaló recientemente esta estrategia de frente amplio.

El pacto establece que la lista al Parlamento navarro estará encabezada por un representante de Podemos, la del Ayuntamiento de Pamplona la encabezará Batzarre, IU aportará los dos segundos puestos en ambas instituciones y los independientes estarán situados en puestos de salida.

En el caso de Madrid, Unidas Podemos ha hecho bandera de la necesidad de conformar un proyecto de unidad para arrebatar el Ejecutivo autonómico y emular el ejemplo de la coalición andaluza. Las dirigentes de Podemos Carolina Alonso y Alejandra Jacinto han apoyado explícitamente esa opción e IU también ha aprobado un documento político en esa línea.

Pero desde Más Madrid descartan esa posibilidad y, por boca de su líder Mónica García, ha dejado claro que no quiere extrapolar el caso andaluz de “ninguna de las maneras. ”Consideramos que Más Madrid es la fuerza alternativa, con una estructura sólida y estamos orgullosos de nuestro proyecto“, reivindicó tras los comicios del 19J.

En la Comunidad Valenciana ese escenario no se ha expuesto ni por Compromís, que siempre ha defendido la autonomía de su proyecto de referencia valenciana, ni por Unidas Podemos, que gobiernan en coalición junta al PSOE en el marco del llamado Pacto del Botanic.

Tampoco el frente amplio es un escenario a debate en el caso de Baleares con una tesitura muy similar a la valenciana, donde Mes y el espacio confederal también están presentes en distintos gobiernos de coalición en las islas. Además, la crisis vivida en el Ayuntamiento de Palma por el evento Pride Week, que ha supuesto la salida de los ya exconcejales Sonia Vivas y Rodrigo Romero, no ayuda a generar un clima favorable.

Mientras, en Aragón la izquierda fue fragmentada en las últimas elecciones autonómicas con hasta tres marcas compuestas por Podemos-Equo, IU y Chunta Aragonesista (que también tiene un acuerdo estratégico con Más País). Desde la formación morada han mostrado sintonía por trasladar la filosofía de frente amplio y su líder, Maru Díaz, dijo, sobre esta cuestión, que “toca un verano en el que coser”

A nivel municipal, Zaragoza en Común (ZeC) ha desplegado llamamientos al resto de la izquierda para conformar una candidatura única para las próximas elecciones municipales, dado que en el actual momento político la tendencia es la unidad.

En Asturias, un historial por separado

Por su parte, Podemos Galicia celebró recientemente un encuentro para recuperar el pulso, reforzarse y sumar con vistas a las municipales, desplegando “total sintonía” con el proyecto de Yolanda Díaz.

El líder de la formación morada en Galicia, Antón Gómez-Reino, dijo que Podemos “estará presente en las próximas municipales, en el mayor número de ayuntamientos gallegos, sumando con aquellas organizaciones, movimientos sociales y ciudadanos que quieran mejorar sus pueblos y las vidas de los vecinos”.

A su vez, Asturias es una región donde la confluencia entre Podemos e IU aún no han sido posible, un territorio donde las dos formaciones tienen un historial de tiranteces y de haber primado la identidad de sus respectivos proyectos.

La nueva coordinadora autonómica y diputada en el Congreso, Sofía Castañon, ha señalado que está dispuesta a tejer alianzas con las fuerzas con las que comparten una “hoja de ruta”, entre ellas IU.

El mapa autonómico para emular candidaturas de Frente Amplio a la izquierda del PSOE, en línea con el ejemplo andaluz, deja un panorama desigual con avances nítidos en Navarra, un perspectiva muy complicada en Madrid e incógnitas en otras regiones del país como Canarias por el nuevo proyecto político de “obediencia canaria” del exdiputado y exdirigente de Podemos, Alberto Rodríguez.

Alberto Rodríguez anuncia que concurrirá a las elecciones de 2023 en un proyecto político "de obediencia canaria"

Saber más

Las elecciones del 19 de julio supusieron la gestación de la coalición Por Andalucía, que agrupó a Podemos, IU y Más País en una misma lista, no sin tensiones, que tuvo un mal resultado al lograr solo cinco diputados autonómicos.