eldiario.es

Menú

PENDIENTE DE FOTO))))¿La corrupción da votos?

- PUBLICIDAD -

Al mismo tiempo quiere demostrar (o al menos eso da a entender) que muchos españoles votan sin tener en cuenta si las personas a las que eligen son o no decentes, tienen o no tienen escrúpulos. La consecuencia que se puede extraer de todo esto es que parte de nuestra sociedad (inexperta completamente en democracias serias y formales) se traga lo que le den, aunque sea indigesto, ética y políticamente hablando.

En los últimos días parece que ha habido algunas reacciones peperas, impulsadas desde arriba, y determinados elementos sobresalientes de estas tramas corruptas van a ser cesados, con ciertas reticencias (aunque no los expulsarán) y, por su parte, como signo de independencia con respecto a Rajoy, Esperanza Aguirre ha dado de baja a tres de sus diputados en el Parlamento de Madrid.

Vista la situación parece que se está gestando una sociedad completamente amoral, desde el punto de vista político, que a lo mejor, puede tener su extrapolación en otros muchos aspectos de nuestras vidas. El todo vale, al estilo italiano, donde votan a Berlusconi, un individuo que se ríe de la democracia, de la libertad de expresión, del respeto a los derechos humanos, de la decencia, parece que va calando también en una parte de los españoles (no en todos, afortunadamente).

El PP, que tiene como consigna criticar todo lo que hace el gobierno, no es capaz, sin embargo, de realizar una autocrítica sobre la actuación de sus dirigentes, de los aspectos más negativos que algunos exhiben, y constantemente miran hacia otro lado, o tratan de echar la culpa de lo que les pasa a los demás: al gobierno, a la policía, a los jueces, a cierta prensa, y desempeñan el papel de "víctimas", a quienes les persigue una nueva Inquisición. Eso, por lo visto, mola y mueve a la conmiseración de la gente.

Entre estos señores del PP (y algunas señoras de lengua muy suelta), que se arropan unos a otros, o desvían la mirada, cuando no les interesa lo negativo que se dice de ellos, y que además cuentan con "un apoyo popular", según dicen, porque creen que todo el mundo va en la misma sintonía de desvergüenza o cinismo, a lo que se añadirían las equivocaciones del actual ejecutivo socialista (que también las tiene, o anda siempre tan indeciso), este país va a ser el último de la Comunidad Europea que levante cabeza. No debe extrañarnos, debido al inadecuado comportamiento de unos y otros. Mientras, tendremos más paro, más inestabilidad, más descalificaciones, la misma Justicia ineficaz que todos conocemos, una sociedad cada vez más violenta, el mismo terrorismo que nos amenaza desde hace más de 40 años, mafias nacionales e internacionales que operan en nuestro país como si fuera jauja para ellos, defraudadores a Hacienda; y subida de impuestos que afectarán más a las clases medias y trabajadoras y no a quienes pueden y deben pagar más que otros.

Las encuestas señalan que el PP supera en intención de voto al PSOE. La verdad es que sería interesante que haya un cambio de signo político en el gobierno de la nación, pero me gustaría que no gobernara ninguno de los dos partidos mayoritarios, porque a mi juicio, no tiene la solución para resolver los actuales problemas de España. Pretender que alguno de los partidos nacionalistas o la esquilmada Izquierda Unidad gobiernen, sé que no deja de ser una utopía. Que en España significa que es completamente imposible.

José Manuel Balbuena Castellano

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha