eldiario.es

Menú

Empeora el estado de salud de los 400 ocupantes del 'Marine I'

ACNUR DENUNCIA LA ''DEPLORABLE'' SITUACIÓN DE LOS INMIGRANTES

- PUBLICIDAD -

El Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR) mostró este jueves su preocupación por la situación "deplorable" en la que se encuentran los inmigrantes que están a bordo del buque Marine I, fondeado desde hace cuatro días a 12 millas de la costa mauritana.

Según explicó la portavoz del ACNUR en España, Francesca Fontanilli, los inmigrantes "necesitan desembarcar lo más rápido posible", porque "no sabemos hasta cuándo durará la ayuda".

Está previsto que los cuatrocientos inmigrantes reciban a primera hora de la tarde el segundo envío de ayuda humanitaria, según anunció Cruz Roja, que también expresó su preocupación por su estado de salud.

La responsable de esta organización en la zona, Olga Martín, explicó que los ocupantes del buque son hombres y que según la persona con la que se comunican a través de radio algunos de ellos están muy débiles y sufren diarreas y otros síntomas de malestar.

Este segundo envío de ayuda humanitaria realizado por Cruz Roja -4.600 kilos de productos de primera necesidad- salió la mañana de este jueves en un barco fletado desde Nuadibú (Mauritania).

Entre otros productos, hay alimentos -3000 litros de agua, 300 kilos de arroz, 60 litros de aceite, verdura fresca, patatas, pollo- además de mantas y algunos medicamentos, sobre todo para la diarrea.

La ayuda pretende garantizar la autonomía de estas 400 personas durante los próximos tres días, mientras se consigue una solución a su situación, que "de momento está tranquila, dentro del contexto".

El pasado lunes, Cruz Roja ya realizó un primer envío de ayuda desde las costas mauritanas.

La atención a los ocupantes del buque carguero responde al dispositivo de atención a personas inmigrantes establecido por Cruz Roja Española y la Media Luna Roja mauritana en Nuadibú, punto neurálgico de la salida de cayucos y pateras con destino a las Canarias.

Los inmigrantes a bordo del Marine I, remolcado hasta cerca de la costa mauritana tras sufrir una avería, cumplen su cuarto día a la espera de un permiso para desembarcar.

El buque, detectado la semana pasada cuando navegaba hacia Canarias, fue remolcado hasta las proximidades de Mauritania, cuyas autoridades rechazaron que atracara en el puerto de Nuadibú.

Bernardino León viaja a Mauritania

Por su parte, el secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Bernardino León, viajó este jueves a Mauritania para intentar negociar una solución. Fuentes de Exteriores informaron de que la intención de León es cerrar un acuerdo con Mauritania y Guinea Conakry, país desde el que zarpó el barco que fue avistado a la deriva el pasado 30 de enero rumbo a Canarias.

La solución pasaría por que Mauritania aceptase que el barco atracara en su costa siempre que los ocupantes fueran trasladados a continuación a Guinea Conakry.

El país guineano aún no ha dado esa garantía puesto que exige que se confirme previamente que el barco salió de su territorio.

Bernardino León tuvo que cancelar el viaje que tenía previsto a Mali junto con una delegación encabezada por el comisario europeo de Desarrollo y Cooperación, Louis Michel, para poner en marcha la primera Agencia de Inmigración y Empleo en los países subsaharianos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha