eldiario.es

Menú

Melchior se muestra ''indignado'' y no admite el retraso del hospital

PRESIONARÁ TODO LO POSIBLE PARA QUE SE ACELEREN LA OBRAS

- PUBLICIDAD -

El presidente del Cabildo de Tenerife, Ricardo Melchior, se mostró este martes "sorprendido e indignado" por el anuncio del presidente del Gobierno canario, Paulino Rivero, de que el futuro hospital del sur de la isla se terminará antes de 2011, cuando estaba previsto para finales de 2009. Melchior dijo que no entiende esas palabras del presidente y dejó claro que no está de acuerdo con ese retraso. Subrayó que él sigue contando con que estará funcionando a finales de 2009.

El presidente del Cabildo recordó que la competencia para construir el hospital es de la Consejería de Sanidad y señaló que la Corporación insular hace un seguimiento cercano de los trabajos porque es la institución que ha impulsado el proyecto "y se ha mojado a tope en todo ello".

Indicó que hace diez días fue entregado el plan para incrementar las prestaciones sanitarias inicialmente previstas y apuntó que sigue contando con que "como mucho en un año y medio esté funcionando".

"No admito ese retraso y voy a presionar todo lo posible para que se aceleren las obras", aseguró.

Para Melchior, el único problema que hay con esas obras es presupuestario y financiero, y tiene solución, porque es urgente terminar lo antes posible.

El presidente del Cabildo explicó que no entiende las declaraciones de Rivero e interpretó que a lo mejor quiso decir que estará funcionando esta legislatura, aunque no es eso lo que se entiende a partir de las informaciones que aparecen en la prensa.

En cuanto al futuro hospital del norte de Tenerife, dijo que los plazos en principio son los mismos que para los del sur, pero con seis meses de adelanto.

Es decir, que la parte sociosanitaria debería estar lista a finales de este año y la parte sanitaria a mediados de 2009.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha