eldiario.es

Menú

Losantos pide prescripción

EL POPULAR E IMITADO COMUNICÓLOGO DEL 11-M NO QUIERE ENFRENTARSE A SUS PROPIAS AFIRMACIONES

Federico Jiménez Losantos no es el mismo delante de un micrófono, en el recoleto y seguro espacio de un locutorio de radio, que sentado ante un tribunal para responder por sus difamaciones. Este viernes invocó prescripci&oacut

- PUBLICIDAD -

Federico Jiménez Losantos no es el mismo delante de un micrófono, en el recoleto y seguro espacio de un locutorio de radio, que sentado ante un tribunal para responder por sus difamaciones. Este viernes invocó prescripción para no tener que enfrentarse a una petición de condena por parte del Ministerio Fiscal y de la acusación emprendida por un comisario de Policía al que amargó la vida y la de su familia acusándolo de cosas inciertas en torno a los atentados del 11-M. El imitado comunicólogo de la conspiranoica se presentó en los juzgados a bordo de un imponente coche con conductor-guardaespaldas, acompañado de su abogada y del ideólogo de Peones Negros, Luis del Pino, un colectivo dedicado a azuzar conciencias para reivindicar una auditoría peregrina de los atentados. En una demostración de que hay cosas que jamás cambiarán, el coche del periodista imputado permaneció aparcado todo el rato en una zona de seguridad reservada a vehículos oficiales, mientras en el interior de los juzgados se vivían momentos de tensión con los familiares del comisario, que perdió a su esposa por suicidio y que sufrió una persecución implacable por parte del PP, de la prensa de la caverna y de algunos jueces, que lo condenaron por unos incidentes de los que le absolvió el Supremo. No sabemos por qué nos suenan tan cercanas estas cosas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha