eldiario.es

Menú

Sarah Palin y su amistad con Dios

- PUBLICIDAD -

Afortunadamente para la humanidad faltan más de cuatro años para las próximas elecciones presidenciales norteamericanas y en medio un nuevo presidente en la Casa Blanca capaz de forjar un nuevo modelo democrático en Estados Unidos, capaz de poner en funcionamiento las células madre, permitir estudiar la evolución del mundo, instalar a Dios o a los dioses en las creencias de cada norteamericano y revolucionar la educación de ese país para que las personas puedan elegir sus debilidades conceptuales.

Ahora que Obama es presidente, la aparición de Sarah Palin en una entrevista en profundidad en la cadena de televisión FOX sitúa todavía más en su sitio la grandeza del nuevo presidente y la escapada que ha hecho la humanidad de una situación en la gobernadora de Alaska hubiera podido llegar a ejercer, aún cuando fuera provisionalmente, la presidencia de los Estados Unidos de Norteamérica.

El propio John McCain pudo constatar su error al elegir a Palin para el ticket presidencial. La frialdad patente entre los dos en el acto de reconocimiento de la derrota electoral indica claramente la distancia que se había establecido entre los dos.

Siempre me ha costado mucho entender la capacidad de convivencia dentro de los Estados Unidos de una inmensa cantidad de intelectuales, científicos, profesores e ingenieros con la mejor preparación del mundo conviviendo con una candidata a la vicepresidencia de Estados Unidos que desconoce si África es un país o un continente.

Tal y como están las cosas es una tranquilidad que Sarah Palin haya dejado su futura carrera presidencial en manos de Dios porque seguramente ese creador en quien confía tendrá piedad de la humanidad para cerrar la puerta que la político republicana no quiere dejar pasar por alto.

*Carlos Carnicero es periodista y analista político de elplural.es

Carlos Carnicero*

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha