eldiario.es

Menú

Canarias pretende crear una red para desarrollar la economía social en África

EL PRIMER ENCUENTRO DEL SECTOR REÚNE A REPRESENTANTES DE SEIS PAÍSES

- PUBLICIDAD -

Canarias pretende crear una red de colaboración para fomentar el desarrollo de la economía social en el África Occidental y que para ello se empleen parte de los 90.000 millones de dólares que invertirán en los diez próximos años los países desarrollados en el continente vecino. Así lo manifestó este jueves el presidente la Asociación de Empresas de Economía Social de Canarias (Asescan), Gabriel Navarro, en la inauguración del I Encuentro de Economía Social Canarias-África, que se celebra hasta este viernes en la capital grancanaria y que reúne a representantes de países como Cabo Verde, Senegal, Mauritania, Marruecos y Guinea Bissau.

Navarro destacó que Canarias puede actuar como "base logística" que permita a estas empresas incorporarse a Europa o América a través de esta red, que cuenta con el apoyo del Gobierno canario. El también directivo de Global Salcai-Utinsa señaló que el objetivo del encuentro es avanzar en la puesta en marcha de proyectos concretos y consolidar una red entre las empresas solidarias de las Islas y del África Occidental, y recalcó el interés despertado por esta iniciativa en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria.

Gabriel Navarro citó la experiencia en Marruecos de un grupo de mujeres que ha creado una cooperativa destinada a la producción de aceite de Argal para uso cosmético y medicina natural, también las cooperativas para la producción de cacahuete en Senegal o las relacionadas con el turismo y la formación en Cabo Verde.

"Una fuerza de movilización civil muy potente"

Por su parte, el presidente de la Confederación Empresarial Española de la Economía Social (Cepes), Marcos de Castro, coincidió en la idoneidad del desarrollo de este tipo de empresas en África, y recalcó la capacidad asociativa de la sociedad civil que presentan estos países para generar desarrollo local.

En su opinión, tienen "una fuerza de movilización civil muy potente" de la que hay que aprender, pues los países desarrollados presentan "una debilidad muy fuerte en asociacionismo" al irse perdiendo la capacidad de relacionarse unas personas con otras. El concepto de economía social en los países subdesarrollados se extiende más allá de las cooperativas, afirmó Castro, quien se refirió a la Red Euromediterránea de Economía Social impulsada por la Cepes, que incluye a Marruecos y Túnez, países de los que dijo "están aprendiendo mucho".

La Cepes es la única confederación que integra todas las formas de economía social y forman parte de la misma grupos tan importantes como Mondragón o la ONCE, indicó Castro. Añadió que la confederación que preside agrupa a 50.000 empresas, que dan empleo a 2.300.000 personas y facturaron el pasado año 100.000 millones de euros.

El director general de Economía Social, del Trabajo Autónomo y del Fondo Social Europeo, Juan José Barrera, valoró también la iniciativa de Asescan de penetrar en África, como ya existe con América Latina, donde estas fórmulas de economía social están dando resultado para salir de la pobreza. Señaló que las empresas de economía social en los tiempos de crisis económica funcionan y que sectores como la agricultura y la artesanía son muy propicios en África para impulsar su desarrollo a través de este tipo de proyectos.

Barrera informó de que estas iniciativas contarán con el apoyo económico del Fondo Social Europeo para los años 2007-2013. En la nueva programación de estos fondos que elabora España con las comunidades autónomas se pretende potenciar las políticas de inmigración no sólo para atender a los inmigrantes, sino para favorecer el desarrollo económico en los países de donde proceden estos flujos migratorios, agregó Barrera.

Una cooperativa marroquí de mujeres dedicada a la cosmética

Una cooperativa que emplea a 2.500 mujeres en Marruecos trata de introducir sus productos de cosmética, medicina natural y alimentación derivados del aceite de argán en Canarias, informó su directora, Khadija Ibnou.

La directora de la cooperativa, que participa en el I Encuentro de Economía Social Canarias-África, manifestó su interés en ampliar el mercado de estos productos, que ya exporta a Italia, Francia y Suiza, a las islas Canarias, donde también pretende buscar apoyo para la organización que dirige. La cooperativa es la única de Marruecos que destina el 50% del precio de venta de sus productos a sus trabajadores, destacó Khadija Ibnou, quien señaló que el área de producción se extiende por la zona sur de Marruecos.

Zoubida Charrouf, profesora de la Universidad de Rabat, y que también participa en este I Encuentro, explicó que la cooperativa emplea a mujeres de edades comprendidas entre los 18 y los 60 años y destacó el hecho de que a partir de la producción de argán, una actividad tradicional ligada a las mujeres, se haya podido crear una iniciativa empresarial de estas características. Recalcó también el importante papel que desempeña esta cooperativa por la "dignidad" que confiere a las mujeres y por la labor social y educacional que desarrolla, ya que la empresa se encarga de su alfabetización.

Charrouf presta asesoramiento científico a la cooperativa desde la Universidad. Tanto Khadija Ibnou como Zoubida Charrouf intervendrán este viernes en una mesa redonda sobre multiculturalidad y perspectiva de género en la economía social.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha